Santos y no monstruos, la reivindicación católica que es 'Holywins'

Niños vestidos de santos en 'Holywins'

El payaso Sapito no contaba los chistes tradicionales este lunes en la toledana plaza de Zocodover. A diferencia del espectáculo tradicional, el animador explicaba a los niños que lo que promueve Dios es la sencillez, advirtiendo de que la ambición no es lo que trae la felicidad. "No necesitamos un móvil para ser felices", afirmaba el payaso que era celebrado por los niños con halos y capitas de virgen.

No es algo nuevo: 'Holywins' lleva celebrándose es una iniciativa de la Iglesia Católica que nace en París en 2002. Es un juego de palabras similar a Halloween, que significa 'la santidad vence' y la archidiócesis de Toledo es una de las que ha impulsado la fiesta, junto a Madrid, Alcalá de Henares, Getafe, Murcia, Valladolid y Cádiz y Ceuta. En la región, además, no sólo se llevó a cabo en Toledo, sino también en Talavera de la Reina y Madridejos.

Braulio Rodríguez, arzobispo de Toledo, ha explicado que mientras Halloween quiere celebrar la víspera de la Fiesta de todos los Santos (al ser la contracción de All Hallow's Eve), en 'Holywins' la idea es homenajear a todos los que siguieron a Jesucristo ya que Todos los Santos "desborda luz, alegría y esperanza", mientras que Halloween "busca alejarse de la religión, de la fe".

Cristina Martínez tiene cinco hijas y otro en camino. Todas sus niñas han paticipado en Toledo de la fiesta, todas disfrazadas de la Madre Teresa de Calcuta. Esta fiesta es para ella realmente lo tradicional son los Santos, no Halloween. "Eso está muy bien, pero no es lo nuestro. Esto es lo que quiero transmitir a mis hijas, que es lo propio de nuestro país y nuestra religión", explica mientras asegura que sus hijas no echan de menos Halloween, incluso cuando sus amigas sí lo celebran. Su marido advierte: "Los dulces son los huesos de santo, no las calaveras".

Mientras Cristina relata por qué prefiere a los santos que a los monstruos, Santa Teresa de Jesús explica en el escenario su vida y por qué finalmente decidió llevar una vida pía y es que su padre se dio cuenta de que era "muy coqueta" y por eso la acercó a la religión. El entretenimiento también se puede encontrar en forma de photocall y también puestos con camisetas y chapitas todas reivindicando la vida de los santos.

Pocos son los niños que se cruzan entre la multitud vestidos de vampiros o de brujas, pero sí se acercan con curiosidad. Un pequeño vestido de cura explica que él mismo eligió su disfraz, mientras que su amigo explica el suyo, de Santiago de Compostela con la concha tradicional y distintiva. La madre del 'curita' lo ha traído "porque es católica". Rotunda, señala que lo que quiere promover entre sus hijos con esta fiesta es el sentimiento de "unidad" y critica que no haya acudido más gente. "Debería ser más masiva", afirma.

En Talavera de la Reina, la celebración se llevó a cabo el día 28 de octubre en la calle San Francisco de la localidad toledana. Las autoridades religiosas locales organizaron también actividades para los jóvenes a partir desde 1º de la ESO, que contaron con un momento de oración y también de celebración en la misma Iglesia. En ambas ocasiones, los participantes se reunieron en una misa al finalizar las actividades.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats