Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.
La portada de mañana
Acceder
El Supremo quiere juzgar a Puigdemont por terrorismo "de baja intensidad"
La industria de la carne lleva años pagando para bloquear políticas climáticas
Un paso más del Supremo contra la ley de amnistía. Opina Javier Pérez Royo
Noticia de agencia

Noticia servida automáticamente por la Agencia EFE

Esta información es un teletipo de la Agencia EFE y se publica en nuestra web de manera automática como parte del servicio que nos ofrece esta agencia de noticias. No ha sido editado ni titulado por un periodista de eldiario.es.

Carla Guimarães novela su infancia en “Peces que llueven del cielo”

Carla Guimarães novela su infancia en "Peces que llueven del cielo"

EFE

Madrid —

0

“Cuando lluevan peces del cielo”. Esa era la frase que la madre de Carla Guimarães (Salvador de Bahía, 1975) le repetía siempre de pequeña cada vez que le negaba la posibilidad de ejecutar un deseo.

Ahora, aquella sentencia que tantas oportunidades le cerró, se ha transformado en el título del segundo libro de esta escritora brasileña: “Peces que llueven del cielo” (Ediciones Ambulantes).

Una novela con tintes autobiográficos y personajes reales, en los que narra la historia de una familia a través de los ojos de la hija mayor, en el tránsito entre la dictadura y la democracia.

“Hay muchísimo de mí en la protagonista de esta novela. De igual manera que Brasil paso de la dictadura a la democracia, yo pase de la infancia a la adolescencia”, confiesa esta escritora, residente en España desde 2001.

“Peces que llueven del cielo” está elaborada a base de pequeños capítulos, muchos de los cuales podrían leerse de manera aislada.

Son recuerdos que le han servido para organizar una historia en la que deja entrever una fuerte nostalgia por el país que dejo atrás y que de paso ha utilizado para comprender algunas experiencias complicadas de su vida.

“Estuve seis meses con una afonía, como le pasa a la madre de la protagonista. Aquello fue tremendo para mí (Carla es periodista de televisión). Solo cuando empecé a escribir sobre ello comencé a entender lo que me ocurría. Los médicos me ayudaron mucho a superar aquello, pero también la escritura fue muy terapéutica”, dice.

Con un estilo fresco y lleno de humor, heredero de su admirado Jorge Amado, el escritor que mejor ha reflejado Salvador de Bahía, Carla construye en su novela un fresco de personajes femeninos en el que los hombres pasan a un segundo plano.

“No sé si este es un libro exclusivamente indicado para mujeres. Sergio, el padre, también tiene un papel destacado. Lo que sí que es cierto es que un libro muy femenino”, afirma.

Uno de esos personajes femeninos es Tereza, la cocinera de la familia, que con el paso de los años decide establecerse por su cuenta para tomar las riendas de su vida y evitar un futuro que parece inevitable.

“Tereza tenía una relación muy complicada con su marido, aunque lo que le sucede en la novela nada tiene que ver con el personaje real. Puede decirse que es un símbolo de las mujeres brasileñas, muchas veces abandonadas por sus maridos y que tienen que hacerse cargo de las familias. Me marcó muchísimo y sigo teniendo mucho contacto con ella”, dice.

Al igual que su primer libro, “Los últimos días de carnaval”, “Peces que llueven del cielo” esta escrito en español.

La autora dice que es la manera que tiene de llegar a dominar un idioma en el que también ha escrito sus obras teatrales: “La increíble historia de la chica que llegó la última”, por la que estuvo nominada al Premio Max a la mejor autora teatral en 2014 y los musicales“, ”Hendaya: cuando Adolfo encontró a Paco“ y ”23F, la versión de Tejero“, estos dos en colaboración con Pepe Macías.

“Aunque llevó quince años en España, me sigue resultando difícil escribir en español”, dice la autora, quien compatibiliza la escritura con su trabajo en la Agencia Efe.

Desde él, Carla tiene una visión privilegiada sobre lo que sucede en su país, el otro gran tema presente en su libro.

“La democracia brasileña se ha fortalecido en los últimos años, aunque ahora atraviesa por una prueba de fuego. Veremos lo que ocurre en las próximas semana. Yo era una niña durante la dictadura y una adolescente cuando llegó la democracia. Como periodista que soy, en el libro escribo de manera muy crítica sobre aquellos años, aunque cuando me acuerdo de ellos, los recuerdo con cariño, porque no me daba mucha cuenta de lo que pasaba”, afirma.

Etiquetas
stats