Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.
La portada de mañana
Acceder
El Gobierno carga contra el PP por el recibimiento de Ayuso a Milei
Un juez conservador, seis folios y una “hipótesis” para resucitar la causa contra Oltra
Opinión - Una medalla fake para Milei. Por Esther Palomera

Juliette Binoche: “Trabajar con Godard no fue fácil, fue como una ducha de agua fría”

Juliette Binoche ha recogido el primer Premio Donostia del Festival de Cine de San Sebastián

Javier Zurro

San Sebastián —

3

Pocas actrices se pueden merecer más un Premio Donostia que Juliette Binoche. Su nombre es sinónimo de cinefilia. De películas capitales de las últimas décadas como Azul. Ha trabajado con los mejores, de Godard a Carax pasando por Claire Denis, con quien repite por tercera vez en Fuego, la película que ha presentado -y que se estrena el 30 de septiembre- aprovechando que recibía el galardón que le ha entregado el Zinemaldia Festival de San Sebastián y que ha recogido de manos de Isabel Coixet.

Binoche debutó con 20 años, y desde aquellos primeros pasos nadie pudo pararla. Casi siendo una novata llegó un casting con la mayor leyenda del cine de autor francés, Jean-Luc Godard, fallecido la semana pasada por suicidio asistido en su casa de Suiza. La actriz, que siempre se muestra sincera ante la prensa, no tiró de palabras hagiográficas cuando fue preguntada por el integrante de la Nouvelle Vague y recordó su casting y su trabajo con él en Yo te saludo, María (1985).

“Con Jean-Luc tuvo que pasar una serie de castings. En el último ensayo tenía que estar desnuda y recitando un poema mientras me peinaba. En esa época yo trabajaba como cajera y tenía conjuntivitis. El contraste entre lo que me pedían como actriz y mi día a día es algo que permanece en mi memoria. No me eligió para el papel, pero creó uno para mí. En ese momento me di cuenta de que él no es una persona que fuera a ayudarte en ese recorrido interior, con Godard fue como una ducha de agua fría, sentía una especie de conflicto y contradicción con él. No fue una relación fácil, pero aprendí que hay que estar siempre preparada y esto no es el recreo del colegio. Me enseñó todo eso, que es esencial”, dijo Juliette Binoche del realizador francés.

Siempre se ha dicho que Spielberg le ofreció el papel de Jurassic Park y que ella dijo que no para rodar junto a Kieslowski. Hoy ha aclarado que fue al contrario, que ya le había dicho que sí al director polaco cuando Spielberg llamó a su puerta, pero con humor confesó lo que le dijo al director: “Si me pides que interprete al Tiranosaurus Rex entonces me lo pienso”. Hubiera sido una de las pocas veces que hubiera dicho que sí a Hollywood, que ha intentado atraerla muchas veces y muy pocas con éxito.

No es una decisión tajante, sino que tiene que ver con los papeles que le ofrecen. De hecho, explicó que ha sido desde EEUU desde donde le han llegado los guiones con más clichés sobre los personajes femeninos, aunque también dejó claro que nunca ha sufrido machismo en la industria. “Sé que hay mujeres que lo sufren, quizá en un cine más estereotipado, pero hay que saber rechazar ese cine; a mí me han ofrecido, en el cine americano, papeles de 'mujer de', de mujer objeto, y he dicho que no”, puntualizó y dijo que en el mundo del cine “es importante saber decir que no”.

También elegir los papeles que ofrezcan visiones poliédricas de uno mismo y rechazar “en los que solo se nos ve de una manera”. “Hay que saber trabajar fuera de los códigos machistas, como me criaron en esa independencia, yo enseguida lo detecto. La belleza transluce la verdad, cuando un actor es transparente y veraz no importa la edad, ni las ideas preconcebidas. Ese el desafío”, zanjó.

A mí me han ofrecido, en el cine de Hollywood, papeles de 'mujer de', de mujer objeto, y he dicho que no

Juliette Binoche Actriz

Una de las personas con quien más veces ha trabajado es con Claire Denis, una cineasta que es un referente para toda una generación de mujeres cineastas como Carla Simón o Clara Roquet, que siempre la nombran por su forma de retratar el cuerpo y el deseo. Binoche entiende que sea un referente para ellas, pero pide a las directoras que ante todo “sean primero ellas mismas”. De Denis destacó que “se toma el tiempo para mirar en vez de asustarse”. “Creo que muchos directores no se toman el tiempo necesario porque están asustados. Están en el set, tienen que tomar una decisión, con el equipo esperando a ver dónde pone la cámara… y eso a ella no le importa una mierda. Y esto es importante porque también da a los actores el tiempo para dar la mejor interpretación”.

Binoche sigue apostando por el cine adulto, complejo, que habla de temas importantes, y vive el momento actual con las plataformas produciendo y las grandes empresas apostando por remakes y secuelas con sentimientos encontrados. “Todavía quedan amantes de las películas en el cine porque es una experiencia diferente, pero es verdad que estamos en un momento especial y no puedes ir en contra de la evolución, así que hay que hacerlo lo mejor que se pueda y hacer el cine más interesante posible. Ahora hay un festival de Cannes de series, algo que antes no existía, y no se cuándo pero quizás un día se junten, no puedes ir contra la evolución de lo que está pasando. Es verdad que vivimos un momento de multiplicación de pantallas, y eso es algo bastante fascinante y aterrador”.

Etiquetas
stats