Noticia de agencia

Noticia servida automáticamente por la Agencia EFE

Esta información es un teletipo de la Agencia EFE y se publica en nuestra web de manera automática como parte del servicio que nos ofrece esta agencia de noticias. No ha sido editado ni titulado por un periodista de eldiario.es.

Nelyubov, de aspirar a primer cosmonauta de la historia a desaparecer de ella

Nelyubov, de aspirar a primer cosmonauta de la historia a desaparecer de ella
Barcelona —

0

Barcelona, 28 mar (EFE).- El escritor Daniel Entrialgo recupera en "La tumba del cosmonauta" (Espasa), una novela histórica basada en la carrera espacial entre la Unión Soviética y los Estados Unidos, la figura de Grigori Nelyubov (1934-1966), quien "pudo ser el primero en viajar al espacio, pero que al final terminó desapareciendo casi de la historia".

En la década de los 50 y los 60, existía en la URSS "una obsesión por los temas de seguridad nacional", por el miedo de que los Estados Unidos pudieran estar espiando y aprovecharse de sus conocimientos y avances tecnológicos, lo que llevó a ocultar incluso la identidad real del diseñador jefe del programa espacial soviético, Serguéi Korolev, hasta su fallecimiento.

Según explica Entrialgo en una entrevista con Efe, Grigori Nelyubov era el tercer mejor cosmonauta de su generación, tan solo por detrás de Yuri Gagarin y de Guérman Titov, y era el favorito del diseñador jefe, pero, al final, las autoridades no se decantaron por él para la misión de convertirse en el primer hombre en viajar al espacio exterior.

Los dirigentes del programa espacial consideraron que Gagarin "encajaba muy bien con el perfil que buscaba la Unión Soviética" -orígenes humildes, padres campesinos, héroe proletario- y que "iba a controlar mejor el peso de la fama" que Nelyubov.

Nelyubov acabó expulsado de la academia de cosmonautas en 1963 por conducta inapropiada y los altos cargos consideraron que lo mejor era "hacer que desapareciera, que nadie supiera que había sido cosmonauta" para evitar que pudiera "ser secuestrado por los servicios americanos" o "filtrar información".

El excosmonauta fue enviado a una base situada en Kremovo, en el extremo oriental del país; su nombre fue eliminado de los archivos y su figura, borrada de las fotos de los 'Seis de Vanguardia', los seis mejores astronautas de la generación encabezada por Yuri Gagarin.

En su exilio, el cosmonauta entró en depresión y cayó en el alcoholismo hasta que, en 1966, se encontró su cuerpo sin vida en las vías del ferrocarril.

"Nadie sabe muy bien si fue un accidente, que le arrollara el tren sin que lo viera venir, o un suicidio, o incluso si le hicieron desaparecer los servicios secretos porque era alguien molesto que, cuando se emborrachaba, empezaba a contar cosas de su vida pasada, y esto podía llegar a oídos de los americanos", explica Entrialgo.

Si Nelyubov hubiese estado a bordo del Vostok 1, "ahora todo el mundo lo conocería a él y no a Gagarin", lo que lleva al autor a reflexionar sobre "cómo una decisión que aparentemente se toma entre un día y otro te lleva de una persona que está en los libros de historia y que jamás desaparecerá a prácticamente acabar muerto en una nevada y ser durante 20 años un desconocido por todo el mundo".

La novela mezcla la trama histórica de la carrera espacial con un "thriller" de investigación que tiene lugar durante los primeros meses de gobierno de Mijaíl Gorbachov, protagonizado por el periodista ruso de orígenes españoles Fiódor Martínez-Myasishyev, quien trabaja para el diario Izvestia y quien recibe el encargo de escribir un artículo conmemorativo sobre la historia del primer ser humano en viajar al espacio.

"MM", apodo que usan los compañeros de trabajo de Martínez-Myasishyev para referirse a él, está inspirado en el periodista ruso Yaroslav Golovanov, trabajador del Izvestia y quien descubrió, en 1986, "la existencia de este cosmonauta que había sido borrado de los archivos y a quien nadie conocía", aprovechando el "cierto aperturismo" de la "perestroika".

"Pensé que quizás era demasiado ruso todo y que introducir un personaje con raíces españolas y con una cierta historia diferente podría interesar más al lector", declara Entrialgo, a lo que añade que "MM" le permite "hablar de otras cosas aparte de la carrera espacial", como, por ejemplo, de los niños de la guerra, los menores que fueron enviados al exilio a Rusia durante la Guerra Civil española.

El escritor considera que los avances de la URSS en los años 50 y 60, cuando era "la nación que lideraba la carrera espacial" y cuando tecnológicamente "estaba en la absoluta vanguardia", han quedado relegados y olvidados de la historia debido al impacto que provocó el alunizaje del Apollo 11 y al hecho de que, en Occidente, "todo lo que hemos visto y leído ha venido desde el lado norteamericano".

"La llegada del hombre a la Luna lo eclipsa todo, todo lo anterior", asevera el autor.

No obstante, Daniel Entrialgo (Vitoria, 1971) piensa que hoy en día aún "existen muchísimos claroscuros e interrogantes sin resolver" de las décadas de los 50, los 60 y los 70 de la Unión Soviética, caracterizados por el secretismo y los archivos clasificados.

"Yo no sé hasta qué punto sabremos con certeza todo lo que ocurrió; es muy difícil", concluye el escritor y periodista.

Sergi Peralta

Etiquetas
Publicado el
28 de marzo de 2021 - 11:13 h

Descubre nuestras apps

stats