eldiario.es

Menú

DESALAMBRE

Un vídeo muestra la paliza de un policía israelí a un conductor palestino por rayar su coche

El agente ha sido apartado de servicio de la Policía después de la difusión de las imágenes

Esta misma semana otro vídeo muestra que soldados del Ejército de Israel "arrastrando a un niño de 8 años casa por casa" para que identificara sospechosos de haber lanzado piedras contra los uniformados, según Betselem

32 Comentarios

- PUBLICIDAD -

Un vídeo difundido en redes sociales muestra a una agente de la policía israelí propinando una paliza a un conductor palestino en la parte ocupada de Jerusalén. Tras la difusión de las imágenes, el oficial ha sido apartado de servicio de la Policía.

En las imágenes, el agente, de identidad desconocida, propina un fuerte cabezazo al conductor después de mantener con él una conversación.

Poco después le da varios golpes en el abdomen y patadas, y repite la agresión cuando dos palestinos que estaban en las inmediaciones tratan de separarlo de su víctima.

"Se trata de un comportamiento muy grave que no está a la altura del comportamiento esperado de un policía", ha afirmado la portavoz de ese cuerpo de seguridad Luba Samri, en un comunicado.

El agente ha sido retirado de servicio y su caso transferido a la unidad de investigaciones internas, dependiente del Ministerio de Justicia.

Del sonido del vídeo se desprende algún tipo de discusión entre el policía israelí y el conductor palestino, al que el primero le pregunta: "¿Te atreves a amenazarme? ¿Yo voy a pagar por eso, yo voy a pagar por eso? ¡Pedazo de hijo de puta!".  El conductor le responde: "No estoy amenazando a nadie".  Cuando dos viandantes se aproximan para separarlos también uno de ellos es agredido.

El agente pertenece a la unidad de patrulla de la Policía de Jerusalén y el suceso se registró no lejos de la Comandancia Nacional, en el barrio de Wadi Joz. Ahmad al Tawil, un jerosolimitano de 26 años y testigo de los hechos declaró a la agencia Maan que el conductor estaba poniendo en marcha su vehículo cuando se le aproximó el agente, con una pistola en el cinto, y le reprobó que había chocado su coche aparcado.

Al Tawil sostuvo que trató de intervenir cuando el agente comenzó la agresión y que también él se llevó varios golpes en el estómago y en la cabeza, uno de los cuales le causó heridas en un ojo. 

Usar a un menor para identificar sospechosos

Durante esta misma semana, otro vídeo, en este caso difundido por la ONG israelí Betselem, muestra que soldados del Ejército de Israel "arrastraron a un niño de 8 años casa por casa" para que identificara sospechosos de haber lanzado piedras contra los uniformados.

Las imágenes muestran cómo varios soldados sostienen a Sufian Abu Hitah, menor de edad, y lo llevan por algunas de las viviendas de la localidad cisjordana de Hebrón con el fin de que localice a menores que supuestamente se habían enfrentado a las fuerzas de seguridad, argumentó a Efe el portavoz de la organización, Amit Gilutz.

Preguntado por Efe, el Ejército israelí respondió que "las fuerzas de seguridad no le pidieron al menor que les dirigiera a otros sospechosos".

"En una revisión inicial del incidente, se concluyó que un cóctel molotov fue lanzado hacia la comunidad (colonia) de Kiryat Arba. Las fuerzas de seguridad que fueron requeridas en la escena capturaron a un sospechoso. Debido al hecho de que el sospechoso era menor de edad, fue llevado a la casa de sus padres", declaró en un comunicado.

El final del vídeo muestra a un grupo de vecinas increpar a los soldados en la calle Jabal Juhar hasta que consiguen tirar del menor que sujetaban los soldados y, según la ONG, entregarlo a la madre tras una hora retenido.

Los hechos se produjeron el domingo 19 de marzo, cuando "Abu Hitah estaba vagando descalzo fuera de su casa en Hebrón en busca de un juguete que había perdido y un grupo de al menos 15 soldados lo agarró", aseguró Betselem en su denuncia.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha