La portada de mañana
Acceder
El rechazo de Sánchez a tocar el pacto de la reforma laboral abre la vía Ciudadanos
Arde un árbol en la Amazonía para que coma un cerdo de macrogranja en España
Opinión - 'Entre el oasis catalán y la omertá', por Neus Tomàs

Euskadi recomienda ahora no reunirse en el domicilio y “posponer” encuentros

Dos personas degustan unas alubias en la última edición de la feria antes de la llegada de la COVID 19

El Gobierno vasco recomienda ahora a la población no juntarse en el domicilio y, siempre que se pueda, llevar esos encuentros al exterior o, de lo contrario, posponerlos. Es una de las recomendaciones que se incluyen entre las "directrices" que la consejera de Salud, Gotzone Sagardui, dirige a los municipios con una elevada transmisión de la COVID-19 —que ahora se considera que se da a partir de los 150 casos de incidencia acumulada— en la última orden, publicada este mismo miércoles en el Boletín Oficial del País Vasco. "De ser imposible mantenerlas en el exterior, intentar posponerlas, y si no es posible y se hacen en el interior, asegurar la ventilación y el uso correcto de la mascarilla", se apostilla en la orden.

Euskadi viró en 24 horas de cuestionar el 'pasaporte COVID' a pedirlo para el ocio

El Gobierno vasco viró en 24 horas de cuestionar el 'pasaporte COVID' a pedirlo para el ocio

La orden llama, asimismo, a "evitar las aglomeraciones de personas" y a redoblar la higiene, la ventilación de los espacios interiores y el uso de la mascarilla. Recuerda también que "todas las personas" tienen "derecho" a una vacunación completa e insta a que hagan uso de él. "Vacunarse es la mejor protección. Se ha demostrado que las personas vacunadas que se contagian tienen síntomas más leves, y que se reducen los casos de hospitalización y de muerte", explica.

Sin concursos de la alubia en Tolosa

El primer ayuntamiento que ha seguido estas directrices y ha suspendido un evento ha sido el de Tolosa, que ha cancelado los tradicionales concursos de la alubia por segundo año consecutivo a causa de la COVID-19. El repunte de positivos que ha experimentado la localidad guipuzcoana en las últimas jornadas la ha llevado a marcar una tasa de 531 casos por cada 100.000 habitantes a catorce días, muy por encima de los 150 que ha fijado el Departamento de Salud que dirige la consejera Gotzone Sagardui como límite para tener que aplicar las "medidas complementarias" para hacer frente al virus. "Tolosa está en rojo, lo que quiere decir que la situación en nuestro municipio no es buena, y, por tanto, aunque el Día de la Alubia suele ser un día festivo para las y los tolosarras, este año tampoco habrá ninguna celebración, ni se llevarán a cabo las acciones simbólicas previstas", ha señalado este miércoles la alcaldesa, Olatz Peon (PNV).

Tras la reunión del Consejo de Gobierno celebrada este martes, Sagardui explicó se pone "especial interés" en aquellas actividades que acarreen "ingesta de comida y bebida", como es el caso de una tradicional feria de la alubia que se celebra a la par de un concurso de productores con más de tres décadas de historia. Así, no se celebrará ni el vigesimonoveno concurso de productores ni el trigésimo cuarto Concurso Gastronómico de Alubia. "Pedimos la misma responsabilidad a la ciudadanía para proteger la salud y la vida de todas y todos", ha apostillado la alcaldesa.

Es ya la segunda vez que el Consistorio tolosarra se ve en la obligación de suspender la gran mayoría de los actos englobados dentro de la fiesta de la alubia por la pandemia de COVID-19. En noviembre de 2020, apostó por sustituir la feria por un curso 'online' en el que se enseñaba a cocinar este producto y que suscitó el interés de miles de personas. Además, y pese a no haber fiesta, se invitó a la ciudadanía de Tolosa a comprar el producto en los puestos del mercado. Este año, se va a mantener la feria del sábado, y el Ayuntamiento ya ha anunciado también que, "siguiendo las medidas preventivas en vigor y bajos protocolos estrictos", se celebrarán también el concierto de Nøgen previsto para el 19 de noviembre, el Campeonato de Euskadi de Aizkolaris del 28 de noviembre y el pasacalles de la banda de música del 22 de diciembre.

Mientras tanto, el PNV, que gobierna en Euskadi en coalición con el PSE-EE, ha aprovechado la ocasión y las nuevas directrices para redoblar la presión sobre EH Bildu por la manifestación convocada por la coalición abertzale y que recorrerá este sábado las calles de Bilbao para reivindicar a Euskal Herria como "nación que debe ser respetada a todos los niveles" y exigir avances en la "gran tarea democratizadora" que tiene "pendiente el Estado". "No tengo ninguna duda de que EH Bildu hará todo lo que tenga que hacer para garantizar que la manifestación del sábado se desarrolle con garantías sanitarias y conforma a las directrices vigentes", ha señalado en un tuit el presidente del Euzkadi Buru Batzar, Andoni Ortuzar.

En ese mismo sentido, el portavoz del Gobierno vasco, Bingen Zupiria, ha pedido, en referencia a esta misma manifestación, que se lleve a cabo "cumpliendo todas las medidas de seguridad y con todas las normas que hay en vigor", según recoge Europa Press. "Todo el que organiza un acto, sea de la condición que sea, tiene una responsabilidad con su buen desarrollo y con el cumplimiento de las normas en vigor. Esto sirve para quien organiza un concierto, una manifestación o el congreso de un partido político", ha apuntado.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats