La portada de mañana
Acceder
Denigrar a España para desgastar a Sánchez, por Esther Palomera
La sexta ola ha enredado los datos de la pandemia
OPINIÓN | La caspa del decano, por Elisa Beni

El PSOE reclama a la UE una respuesta contundente a Israel por la muerte del soldado español

Funeral por el cabo Francisco Javier Soria en la base de Cerro Muriano (Córdoba).

Las nuevas revelaciones publicadas este domingo acerca de la muerte del cabo Francisco Javier Soria Toledo el 28 de enero en un ataque israelí en el sur de Líbano, en la frontera con Israel, van suscitando distintas reacciones del lado español. A falta de conocer la respuesta del Ministerio de Exteriores sobre el informe reservado del Estado Mayor de la Defensa, en el que se refleja cómo los proyectiles del Ejército israelí terminan alcanzando la torre de vigilancia de la ONU en la que se encontraba el soldado español fallecido, el PSOE ya ha movilizado a su delegación en Bruselas para interpelar a la UE sobre este suceso.

Según ha podido saber este medio, la delegación socialista en el Parlamento Europeo, concretamente los eurodiputados Elena Valenciano (presidenta de la Comisión de Derechos Humanos) y Javier López (militante del PSC y miembro de la Comisión de Exteriores) se ha dirigido a la alta representante de la UE, Federica Mogherini, con el fin de exigir a Israel una “respuesta diplomática”.

La interpelación, a la que ha tenido acceso eldiario.es, se produce tras informar El País del citado informe reservado del Ejército, que recoge una serie de testimonios de compañeros del fallecido cabo Soria Toledo bastante reveladores. “En dicho informe –recuerdan ambos eurodiputados– se detalla lo sucedido en el ataque: el uso de bombas de racimo y el lanzamiento reiterado de proyectiles que iban corrigiendo la trayectoria [...] impactando finalmente en la torre de vigilancia principal del puesto donde se encontraba Francisco Javier Soria”.

El parte de los compatriotas de Soria Toledo casa muy bien con el informe de la ONU, emitido a finales de febrero y que responsabiliza igualmente al Ejército israelí. Este último también es ampliamente aludido en la interpelación de los socialistas españoles. “¿Puede la alta representante apoyar a los cascos azules europeos precedentes de Estados miembros de la UE y respaldar el informe de la ONU sobre este incidente con resultado de muerte de un militar español?”, preguntan Valenciano y López a Mogherini, a la sazón vicepresidenta de la Comisión Europea al ostentar la presidencia del Servicio Europeo de Acción Exterior.

La dureza de la siguiente pregunta deja entrever que el PSOE persigue la asunción de responsabilidades del lado atacante. “¿Qué necesaria y contundente respuesta diplomática espera tomar la alta representante en cuanto a las relaciones con Israel tras el ataque [...] para que Israel reconozca su mortal negligencia y pueda compensar a la familia del militar muerto en misión de paz?”.

Mediante una selección bastante precisa de testimonios de diferentes cargos militares españoles desplegados en la zona el día del ataque, el informe reservado del Ejército trata de aproximarse a lo que sucedió el 28 de enero, hace algo más de dos meses, en la blue line, la frontera establecida por la ONU en 2000 para verificar la retirada completa de Israel del sur de Líbano. Así, Elena Valenciano no duda en calificar el mortal episodio de “clara violación del Derecho Internacional Público” en declaraciones a eldiario.es.

“La comunidad internacional, y especialmente Europa, debe utilizar todas sus herramientas para responder a unos hechos de tal gravedad que en ningún caso pueden ser justificables”, remacha Valenciano.

Javi López considera que la UE “ni debe ni puede quedarse de brazos cruzados”. “Ya va siendo hora de que Israel asuma responsabilidades por los actos que realiza”, señala el joven eurodiputado, que no duda en repasar el desproporcionado uso de armamento militar al que recurrió Tel Aviv el día de la muerte del cabo Soria: “Israel lanzó durante dos horas deliberadamente contra un puesto de Naciones Unidas del que conocía sus coordenadas nada menos que 118 obuses de artillería, 90 granadas de mortero y 5 proyectiles de tanque, incluyendo bombas de racimo”.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats