La portada de mañana
Acceder
Exclusiva - Amazon utilizó a un hombre de Villarejo para espiar a sindicalistas
Buscar la vacuna sin cobrar por ello: "Lo fácil sería dejarlo todo"
Opinión - Cuatro estúpidos y la ilustrada de Ayuso, por Esther Palomera

Trump aprovecha el bulo contra una congresista musulmana para atacarla a pesar de las amenazas de muerte

La congresista somalí Ilhan Omar.

Ilhan Omar, una de las dos mujeres musulmanas congresistas en el Parlamento estadounidense, ha sido objeto de burla una vez más y pese a las crecientes amenazas de muerte. Esta vez ha sido el presidente del gobierno, Donald Trump, que en su cuenta de Twitter ha compartido un vídeo que mezcla imágenes del 11S con las palabras de Omar que han sido distorsionadas para la polémica: "Después de las acciones de algunos [en referencia a los terroristas], todos empezamos a perder acceso a nuestros derechos civiles".

"Desde el tuit publicado por el Presidente he recibido una cantidad creciente de amenazas de muerte. Muchas se refieren o responden a su vídeo", declaraba la diputada somalí en un comunicado. "Ni la retórica violenta ni cualquier forma de discurso de odio tienen lugar en nuestra sociedad, y mucho menos pueden venir de nuestro Jefe de Estado", continuaba. El presidente norteamericano publicó el montaje días después de que Patrick Carlineo, uno de sus simpatizantes, fuera detenido por amenazar de muerte a Omar.

El viernes, Nanci Pelosi, la presidenta de la Cámara de Representantes, salió en defensa de la diputada alegando que "la memoria del 9/11 es terreno sagrado" y acusaba a Trump de "utilizar imágenes dolorosas del atentado para atacar a un adversario político". Como era de esperar el presidente volvió a la carga: "¡Ha perdido el control", decía que ambas, Pelosi y Omar. "Pelosi debería recordar las declaraciones antisemitas, anti israelitas y desagradecidas de odio a EEUU de Omar", continuaba, en referencia a las críticas de Omar a la posición del Parlamento estadounidense en el conflicto palestino-israelí. 

La campaña de descrédito comenzó la semana pasada con el tuit de Dan Crenshaw, miembro de la Cámara de Representantes por el estado de Texas, en el que afirmaba que Omar "no cree que el 11 de septiembre fuera un atentado contra Estados Unidos perpetrado por terroristas". Fox News y New York Post, medios afines al partido republicano, contribuyeron a la difusión del extracto de la conferencia de Omar, pronunciada en California el mes pasado.

Al escuchar el discurso íntegro, apenas un minuto antes de las polémicas palabras, la diputada musulmana por Minnesota hace referencia al terrorismo. En la parte cortada y seleccionada por el presidente y a la que reaccionó Crenshaw, Omar lamentaba que toda la comunidad musulmana sufriera las consecuencias de un atentado perpetrado por un reducido número de musulmanes. "Todos somos americanos. Esto pone vidas en peligro. Tiene que terminar", cerraba tajante Omar en su comunicado, que alertaba de que los delitos de odio en los condados en los que Trump había dado un mitin durante la campaña electoral aumentaron en un 226%.

Moustafa Bayoumi, columnista del británico The Guardian, ha recordado que de una manera similar, "Esa gente que cometió aquellos actos", se refirió a los terroristas del 11S el entonces presidente George W Bush, sin levantar la avalancha de críticas y amenazas como le ha ocurrido a Omar. En el mismo diario, Alissa Torres, que quedó viuda en el atentado, reconoce: "Me escandaliza que haya más indignación contra Omar que la que existe contra el debilitamiento de nuestro sistema nacional de seguridad después del 9/11".

Etiquetas
Publicado el
15 de abril de 2019 - 21:57 h

Descubre nuestras apps

stats