eldiario.es

9

MADRID

Ciudadanos lanza la campaña de Aguado y Villacís en Madrid sin esperar a las primarias

El partido organiza un acto en Madrid para proyectar a los dos portavoces cuyas invitaciones se envían con el título "Por un Madrid de futuro"

La Ejecutiva no confirma quién acudirá a respaldar a ambos, convertidos en candidatos del aparato antes de que se celebren primarias

El acto se anunció solo unas horas después de que el rival madrileño de Rivera se postulara como aspirante a las primarias en la Comunidad 

Villacís pide a los madrileños que voten por ser la mejor forma de expresión

Ciudadanos lanza a la precampaña a Aguado y Villacís con un acto conjunto en Madrid. EFE

Ciudadanos arranca la precampaña para las elecciones autonómicas y municipales. El partido está organizando un acto el próximo 20 de octubre para escenificar su apuesta por Begoña Villacís, portavoz en el Ayuntamiento, e Ignacio Aguado, su homólogo en la Asamblea, como candidatos respaldados por el aparato pese a que ya hay otros nombres sobre la mesa dispuestos a dar la batalla en las primarias que los estatutos del partido obligan a celebrar. 

Nadie en el partido quiere anticipar aún nada sobre el encuentro, que se ha difundido internamente con el título: "Por un Madrid de futuro". El cartel público de este "acto muy especial" es escueto –solo tiene la fecha, la hora y la foto del tándem– y se hizo público solo unas horas después de que Juan Carlos Bermejo, que ya intentó pelear al liderazgo a Albert Rivera, anunciara su decisión de concurrir también a las primarias en la Comunidad de Madrid. Y aunque los estatutos del partido establecen la obligación de celebrar primarias para elegir a todos los candidatos, los dos protagonistas del acto son los que apoya Albert Rivera, admiten fuentes del partido. Así que el proceso interno amenaza con convertirse en un mero trámite. 

Ciudadanos exprime con este acto los tiempos. La hoja de ruta marcada por Rivera es que no haya candidatos oficiales hasta enero, cuando se celebrarán las primarias. Lo que no impide que oficiosamente las apuestas estén claras mucho antes. Dejar las candidaturas en un vacío hasta el año que viene dejaría a la formación naranja muy atrás respecto a sus competidores.

En la Comunidad, PSOE y Podemos intentan hacer volar a los suyos. La salida de la portavoz de la formación morada, Lorena Ruiz Huerta, ha allanado el camino a Iñigo Errejón que se encamina sin resistencias a 2019. El PP continúa estirando los plazos con dificultades evidentes para encontrar dos candidatos para las plazas madrileñas a la medida de Pablo Casado y que tengan un grado de conocimiento que les permitan competir en dos plazas claves para el Partido Popular. Un problema similar encuentran los socialistas en el Ayuntamiento, donde todavía no han encontrado cabeza de cartel, lo que en principio sitúa a Begoña Villacís en una posición de ventaja.

La apuesta de la dirección nacional por la portavoz en el Ayuntamiento fue más clara desde el principio. Villacís forma parte del núcleo de poder cercano a Albert Rivera y tiene en la Ejecutiva un puesto relevante de coordinación con los municipios como secretaria de Política Municipal. Aunque Ciudadanos no ha hecho oficial su candidatura, de momento no le han surgido rivales dentro de sus propias filas y aparece como una cara segura frente a los titubeos de PP y PSOE para elegir a sus cabeza de lista. 

La posición de Ignacio Aguado ha sido más dudosa. La dirección nacional había suministrado su apoyo al líder regional de un modo más o menos constante y, al frente del grupo parlamentario, ha conseguido introducir algunas medidas a base de presión en los presupuestos del Gobierno pese a que es la formación con menos peso en la Asamblea de Madrid. "17 diputados decisivos", han dicho siempre, que permitieron la investidura de Cifuentes y que han apoyado y apretado, a conveniencia, al PP en la presidencia regional. 

La certidumbre de que él fuera el elegido para disputar la Comunidad de Madrid en 2019, sin embargo, quedó comprometida con el sorpresivo anuncio del líder de Ciudadanos de fichar estrellas como apuestas seguras para las plazas más codiciadas. Nada más se ha sabido de esa intención en Madrid, uno de los territorios decisivos para sumar gobiernos de peso a la formación naranja.

Recién clausurada la crisis que sacó a Cristina Cifuentes de la presidencia regional, Ciudadanos estaba disparado en las encuestas madrileñas. Un sondeo de Metroscopia daba a los de Rivera la primera posición en el Ayuntamiento; y otro elaborado para el diario El Mundo los colocaba en segunda posición, muy cerca de Ahora Madrid y con concejales suficientes para que cuadraran los números de cara a un pacto con el PP. Otra encuesta de ABC daba como resultado el mismo éxito electoral el pasado 30 de abril. 

Tenía sentido: la formación naranja había logrado marcar los tiempos a la expresidenta Cifuentes. Su estrategia ambigua, que no permitió saber si terminarían apoyando la moción de censura porque Cifuentes se marchó antes, funcionó de cara a los electores. Y eso le valió a Aguado un aval importante para el futuro que ahora se refuerza. 

Según fuentes del partido a nivel municipal, el peso del acto en Madrid lo está llevando la dirección regional, que no ofrece ningún detalle sobre la organización pero da por hecho el apoyo de Rivera a ambos protagonistas. En los próximos días se conocerá quién recibe el encargo del líder nacional para dar la cara por ellos. Podría ser incluso el mismo Rivera. Pero para eso habrá que esperar. En el partido se escudan en que "quedan aún doce días" y aún ninguno de los principales dirigentes nacionales ha difundido la convocatoria.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha