Celebrar los derechos del niño para reivindicarlos

Foto de Aldeas Infantiles SOS

Canal Empresas


0

El pasado 20 de noviembre tuvo lugar el Día Universal del Niño, una fecha señalada en el calendario para poner la atención en un colectivo vulnerable, una fase de la vida por la que todos los adultos hemos pasado y que ha de contar con la máxima protección de sus derechos para conseguir que cada persona se pueda desarrollar en plenitud, sin dificultades que lastren sus primeros años. 

¿Qué son los derechos del niño? Se trata de un conjunto de condiciones inherentes a los menores de edad, de las que han de disfrutar por el simple hecho de ser niños. Entre ellos se encuentran el derecho a la vida, a la educación y la salud, el derecho a crecer en familia, a estar protegido frente a la violencia, a jugar y a que sus opiniones sean tenidas en cuenta, entre otros. 

La elección del 20 de noviembre como día para la reivindicación de todos estos objetivos no es casual. Ese día del año 1959 se produjo la Declaración Universal de los Derechos del Niño. Treinta años después, en la misma fecha de 1989, se aprobó en la ONU la Convención de los Derechos del Niño. Ambos tratados internacionales sirvieron para fijar las características antes señaladas, que quedaron marcadas como metas que tienen que alcanzar todos los países. 

Los derechos de los niños están en peligro en muchas partes del mundo. Aldeas Infantiles SOS, una de las ONG que más se preocupa por el desarrollo de la infancia en todo el planeta, alerta de que se incumple su derecho a la salud en los países que no garantizan la cobertura sanitaria universal, o el de la educación en aquellos que no hacen posible que toda su población infantil pueda estudiar en colegios.

Esta organización indica que uno de cada diez niños, 220 millones en todo el mundo, crecen sin tener una figura paterna o materna cerca, o corren el riesgo de perderla. Que 1.000 millones de niños son víctimas de abusos físicos, emocionales, sexuales o abandono. Y el dato más grave: cinco millones de menores mueren cada año por causas evitables y 95.000 de ellos son asesinados. 

Para intentar luchar contra estas y otras injusticias, Aldeas Infantiles SOS desarrolla varios programas de prevención y fortalecimiento para familias en situación de riesgo, protección a la infancia, programas de voluntariado y apoyo a los jóvenes. Lo hace gracias al apoyo de sus socios, padrinos y donantes que colaboran desinteresadamente para hacer posible su labor.

Aldeas Infantiles SOS trabaja en España desde el año 1967. Desde entonces, su labor se centra en proteger los derechos de la infancia. El pasado año desde sus programas atendieron a más de 10.000 niños, niñas y jóvenes en situación de vulnerabilidad y a 3.607 familias en riesgo a través de sus programas.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats