Persianas enrollables, prácticas y decorativas

persiana enrollable

Efectivamente, si viajas por Europa te darás cuenta de que las ventanas no tienen persianas y a duras penas cortinas que las aíslen de las miradas ajenas.

Por qué la persiana es tan española

Muchos dicen que esta curiosidad se debe al carácter español, muy dado a socializar en la calle, pero también amigo de la intimidad de su casa, que entiende como algo que no debe mostrar al exterior. Dicen que este rasgo se ha heredado de los árabes, también muy celosos de su intimidad, a la vez que decorar sus casas con mucho cuidado y cariño.

Otros, hablan de nuestro clima como la causa de este uso intensivo de la persiana. A diferencia de la gran mayoría de países europeos, aquí el sol nos sobra, sobre todo en verano. Sí, tal vez en invierno aprovechemos cualquier rayo de sol para calentarnos, pero las temperaturas de julio y agosto son asfixiantes.

Y la persiana consigue aislarnos de los rayos del sol, a la vez que permiten que corra el aire, de manera que las casas están más frescas. También, en invierno, suelen bajarse (o al menos eso se aconseja) y evitan que entre el frío.

¿Qué tipo de persianas hay?

La mayoría de persianas españolas son enrollables, ya sea con instalación o sin instalación. ¿Cuál es la diferencia?

Como quiera que los españoles somos "tan de persiana", en muchas fincas las persianas de instalan dentro de un registro y se recogen o se echan mediante un sistema automatizado con una cinta.

Pero en las fincas más antiguas pueden verse las clásicas persianas llamadas alicantinas, que no requieren otra instalación que hacer los agujeros en la pared para unas alcayatas que las sostendrán. Un sencillo sistema con una polea y una cuerda ayuda a recogerla y a echarla.

Este sistema es el primer sistema de persianas enrollables, entendidas como el sistema de colocar una serie de lamas de diferentes materiales (madera, PVC, aluminio…) unidas entre ellas con unos ganchos.

La persiana alicantina

Como hemos dicho, en las fincas más antiguas y con más solera suelen verse estas típicas persianas. En dichas fincas, las ventanas o puertas de acceso a los balcones, tenían un doble sistema de aislamiento de la luz. En el interior, unos portones que cerraban la parte de cristal, y en el exterior estas persianas de lamas de madera, normalmente de color verde o marrón.

Su fácil instalación hace que hoy en día aun puedan verse en muchísimas casas. Los materiales han evolucionado y ahora no sólo las podemos ver en su versión de madera, el original (que también se están utilizando en interiores por la ambientación tan diferente que dan a una casa, incluso colocándose a modo de tapiz en una pared), sino también en aluminio y PVC.

El PVC ha pasado a ser el indiscutible sucesor de la madera por muchos motivos: su resistencia, su ligereza y su durabilidad. Estas persianas baratas son perfectas para soportar la lluvia y el viento.

Elige tu persiana enrollable

En persianasenrollables puedes encontrar todos estos tipos de persianas, que, además, se pueden hacer a medida. A la hora de tomar medidas para instalarla, deberemos primero decidir si la queremos empotrada (encajada dentro del marco de puerta o ventana), o queremos cubrir la puerta o ventana.

En el primer caso, es conveniente tomar las medidas de altura y anchura, y restar, respectivamente, 4 centímetros a la altura y dos a la anchura. En el caso de querer cubrir totalmente la puerta o ventana, se recomienda sumar 10 centímetros al ancho y sumar dos centímetros más al alto.

Una vez tomadas las medidas, deberás asesorarte sobre el material de los listones. Esto irá en función de si se va a colocar en el exterior o en el interior y a qué condiciones se someterá en el caso de los exteriores (lluvia, mucho sol, etc.) para decidir el material más adecuado y, normalmente más resistente, para los listones.

Las persianas de este tipo son un producto auténticamente mediterráneo, diferente del las habituales persianas fijas de obra. Puede decirse que son un elemento práctico y decorativo que, además puede servirnos para instalar a modo de puerta en el interior de nuestra casa. Al permitir el paso del aire pero no de la luz, se instala cada vez más porque permite refrescar mejor el hogar.

Una vez hecho esto, ya puedes encargar tu persiana enrollable. Cuando la tengas, tan sólo tendrás que hacer los agujeros para sostenerla de la parte superior y colgarla. Tan fácil como eso, sin ningún tipo de instalación.

Etiquetas
Publicado el
10 de diciembre de 2019 - 22:19 h

Descubre nuestras apps

stats