Adiós a la tregua de la contaminación en Madrid: las restricciones a la circulación de coches vuelven un año después

Panel informando de alta contaminación en Madrid, en una imagen de archivo

El respiro que había dado la contaminación en Madrid durante la pandemia se ha acabado esta semana. El pasado jueves, los niveles de dióxido de nitrógeno se dispararon en la estación de Cuatro Caminos durante tres horas. Una situación que se repitió el viernes y el sábado se disparó: hasta 14 superaciones horarias se registraron de los límites marcados por el protocolo del Ayuntamiento, especialmente en el norte de la capital.

Las estaciones que hicieron saltar la alarma fueron las de Cuatro Caminos, Plaza de Castilla, Sanchinarro, Barrio del Pilar, Ramón y Cajal, Puente de Vallecas y Villaverde, aunque muchas otras rozaron el límite de 180 microgramos/m3 de dióxido de nitrógeno (NO2) que establece la activación del protocolo, algo que ha ocurrido desde las 6.00 de este domingo.

Con la activación del protocolo se pone fin a un año en Madrid libre de situaciones de contaminación adversas para la salud. La última tuvo lugar del 8 al 10 de enero de 2020, según consta en la página web municipal. Un récord de 372 días sin niveles de polución preocupantes, algo inédito en la capital desde hacía muchos años.

Para alcanzar este récord sin contaminación se han juntado varios factores. El más importante fueron las restricciones a la movilidad durante los primeros meses de pandemia, que redujo la circulación de coches de manera notable en toda la ciudad. También los consejos para limitar los contactos sociales y los diferentes cierres perimetrales que ha ido decretando la Comunidad de Madrid han ayudado a limitar los viajes en transportes contaminantes. Además, la existencia de Madrid Central -que Martínez-Almeida decidió mantener debido a su pacto con Ciudadanos- y la puesta en funcionamiento de algunas medidas más dentro del plan Madrid 360 han ayudado a mantener bajos estos niveles de polución. Hasta ahora.

En los malos datos de contaminación registrados durante estos últimos días también puede tener influencia la suspensión del Servicio de Estacionamiento Regulado (SER), que dejó de estar operativo con la nevada. De esta forma, vehículos sin etiqueta ambiental, que actualmente tienen prohibida su circulación por el interior de la M-30, han podido acceder estos días sin control a la hora de ser aparcados. En principio, el Ayuntamiento volverá a activar el SER este lunes.

Restricciones: de momento solo limitaciones de velocidad

Lo que se ha activado de momento es el escenario 1, que se pone en marcha cuando en dos estaciones se supera esta cifra durante dos horas consecutivas y la previsión meteorológica es desfavorable para la dispersión de los agentes contaminantes. La única medida de restricción a la movilidad es, de momento, limitar la velocidad a 70 km/h en la M-30 y en las vías de acceso en el interior de la M-40 en ambos sentidos.

El Ayuntamiento recomienda el uso del transporte público, "tal y como establece el protocolo, a sabiendas de las limitaciones actuales a consecuencia de los efectos del temporal", explica el consistorio en nota de prensa. Las medidas estarán vigentes el tiempo que dure el episodio de contaminación y podrían ser ampliadas a partir de las 12.00 de este domingo.

Etiquetas
Publicado el
17 de enero de 2021 - 00:30 h

Descubre nuestras apps

stats