Ascienden a 1.550 personas los refugiados de Ucrania llegados a Navarra

Un grupo de mujeres procedentes de Ucraniana, en Santesteban.

El número de personas refugiadas procedentes de Ucrania asciende a 1.550 en Navarra, según ha detallado el consejero de Justicia y Políticas Migratorias del Gobierno de Navarra, Eduardo Santos, quien ha precisado que en Navarra residen actualmente más de 3.000 personas procedentes de este país, más de la mitad llegadas desde el comienzo de la invasión rusa. Santos ha explicado que por el momento se están produciendo “pocos retornos”. “No estamos todavía en una situación generalizada”, ha indicado.

El consejero ha comparecido en comisión parlamentaria, a petición de Navarra Suma, para informar de las acciones llevadas a cabo desde el departamento en relación con la emergencia humanitaria en Ucrania, así como de las iniciativas emprendidas desde el centro de atención y coordinación localizado en la propia Dirección General de Políticas Migratorias.

Tras “condenar rotundamente” la invasión de Rusia por el “dictador” Putin a Ucrania y realizar un llamamiento para que “pare la guerra y se juzgue a los responsable de la misma”, ha detallado que antes de la guerra había 1.711 personas ucranianas en la Comunidad y que desde el inicio de la invasión han llegado otras 1.550 personas, de las que 1.200 han recibido formalmente la protección internacional temporal.

La Oficina de Atención a la Emergencia en Ucrania, que se abrió en marzo en la Comunidad foral, ha realizado 3.431 atenciones a personas ubicadas en 68 municipios de Navarra. De estas atenciones, 646 se han realizado de forma presencial. “Hemos atendido 508 unidades familias, con una media de 3 miembros, y el 70 por ciento de los demandantes son mujeres”, ha dicho, para precisar que en total son 640 menores en 356 unidades familiares.

De las atenciones, 2.706 son demandas, y se ha dado respuesta al 98 por ciento de ellas; el resto, 725, son ofrecimientos de la ciudadanía. En cuanto a las demandas, un 64 por ciento han sido relacionadas con los trámites para la protección internacional, el 45 por ciento asistencia sanitaria, 25 por ciento alojamiento, 23 por ciento escolarización, el 14 por ciento empleo, 12 por ciento aprendizaje de idioma, el 11 por ciento vivienda y un 7 por ciento ayuda psicológica.

En referencia a los ofrecimientos, el consejero ha precisado que el 94 por ciento han sido realizados por personas particulares. “De ellos, el 98,5 no tenían vinculación con Ucrania, por lo que damos nuestro reconocimiento y gratitud por la ejemplar solidaridad del pueblo navarro”, ha dicho.

Santos ha expuesto, en su intervención, que, además de la Oficina de Emergencia, se han realizado acciones en otros campos ya que “la principal preocupación en un primer momento era la búsqueda de recursos de alojamiento”. “No hemos detectado a ninguna persona procedente de Ucrania que haya tenido que dormir en la calle ni un solo día”, ha puesto en valor.

Sobre la integración de los escolares, ha señalado que se ha realizado con “total normalidad”. En concreto, hay 46 escolares en Infantil, 157 en Primaria, 77 en ESO y dos en Bachillerato. En total, 282 menores, “todos ellos llegados como refugiados”. Están distribuidos en 98 centros diferentes, en 261 aulas.

Ha precisado que de primer ciclo de Infantil no hay ningún niño escolarizado, “se quedan en sus familias”, y además hay otros escolares que siguen clases on line u otros están en un proceso de acreditación para títulos de FP. “Nadie se ha quedado fuera de la escolarización”, ha manifestado.

El consejero ha destacado el diálogo con organizaciones, con entidades, con la Delegación del Gobierno, con la Federación Navarra de Municipios y Concejos, con departamentos de otras CCAA o dentro del propio Ejecutivo. Y ha resaltado “la coordinación de la totalidad de los actores que participan en la acogida de personas refugiadas ha sido muy buena”.

En el turno de los grupos, el parlamentario de Navarra Suma Jorge Esparza ha manifestado que tiene la sensación de que el Ejecutivo foral “ha fiado la acogida y acompañamiento de las personas procedentes de Ucrania a la solidaridad ciudadana, a la voluntad popular”. Ha preguntado si el Gobierno foral ha realizado donación económica, así como por la llegada de 640 menores pero “habla de 282 escolarizados, que me parecen ciertamente pocos”. A su juicio, “la ciudadanía ha demostrado estar muy por encima de la Administración foral en esta cuestión”.

Desde el PSN, Virginia Magdaleno ha señalado que ha habido “transparencia” por parte del Ejecutivo en esta tema, “hemos tenido los datos actualizados”. “Quedó claro por parte de este Gobierno un compromiso por parte de Navarra con el pueblo ucraniano”, ha dicho, para mostrar su “repulsa” a la invasión de Ucrania. Ha respondido al portavoz de Navarra Suma que “hay que tratar de sumar y no dividir y separar”.

La parlamentaria de Geroa Bai Blanca Regúlez ha destacado que desde el inicio de la invasión el departamento de Políticas Migratorias “se ha trabajado”, que es un “trabajo efectivo”. “Se ha actuado no solo a demanda de las personas que llegaban, sino desde todos los ámbitos”, ha dicho, para valorar la solidaridad de la población navarra.

Patricia Perales, de EH Bildu, ha señalado que “se ha respondido a la urgencia”, pero “también hay que responder a la realidad de multiculturalidad que ya estaba en Navarra y que va a seguir estando”. “Siempre hemos defendido que Navarra tiene que ser una comunidad de acogida y me congratula que haya habido coordinaciones”, ha dicho, para señalar que “preocupa la cuestión de la vivienda”. “Lo fundamental viene ahora, cómo se va a sostener todo esto en el tiempo”, ha comentado.

Por su parte, Ainhoa Aznárez, de Podemos, ha señalado que “tenemos una emergencia y había que darle solución” y ha indicado que el Ejecutivo foral “ha estado a la altura”. “Navarra está poniendo a disposición sus servicios para conseguir que estas personas tengan un buen vivir”, ha dicho, y ha animado a “seguir por esta senda”. Ha deseado Aznárez que “la situación en Ucrania se resuelva cuanto antes”.

Finalmente, Marisa de Simón, de I-E, ha realizado una “valoración positiva” de lo que está haciendo el Gobierno para la acogida de personas que huyen de la guerra en Ucrania. “El proyecto de éxito de estas personas es que vuelvan a su país”, ha dicho, para señalar que se reafirma en “la condena a la invasión de Rusia y apostamos por una solución pacífica y dialogada”.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats