eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Italia airea el "armario de la vergüenza" de su época fascista

- PUBLICIDAD -
Italia airea el "armario de la vergüenza" de su época fascista

Italia airea el "armario de la vergüenza" de su época fascista

Italia ha abierto esta semana el acceso por internet al "armario de la vergüenza", un archivo con numerosos documentos hasta ahora secretos que podrían aclarar las masacres cometidas por las tropas nazis y fascistas en la II Guerra Mundial.

Son alrededor de 13.000 archivos que atestiguan las masacres cometidas en Italia por parte de los soldados de Benito Mussolini y Adolf Hitler entre 1943 y 1945, época en la que Europa y el mundo se desangraban en el ocaso de su II Guerra Mundial.

Los documentos sirvieron como prueba en un proceso celebrado en la década de 1960 para arrojar luz sobre estos sucesos pero que fue rápidamente clausurado, con la consecuente clasificación de las pruebas para no perjudicar las relaciones con Alemania.

Pasaron tres décadas hasta que, en 1994, el periodista Franco Giustolisi los encontró en un mueble de la Fiscalía Militar de Roma y bautizó a este conjunto de legajos como "el armario de la vergüenza", a tenor de las atrocidades que narraban.

Tras el hallazgo, una comisión del Parlamento se encargó desde 2003 de dilucidar las razones de su "anómala" clasificación.

El 8 de febrero de 2006 este organismo aprobó un demoledor informe en el que, como conclusión, denunció "el comportamiento de negligencia y superficialidad de los altos cargos de la magistratura italiana durante más de cincuenta años".

La comisión subrayó la "situación de grave inercia" judicial que los denunciantes de los crímenes padecieron y acusó a los procuradores militares de mantener una "actitud de omisión", ya que "no enviaron a las fiscalías territoriales estas actas sobre crímenes de guerra".

Ahora, la presidenta de la Cámara de los Diputados, Laura Boldrini, animada por la Asociación de Partisanos de Italia, ha decidido divulgar estos documentos por internet porque, a su juicio, "un país verdaderamente democrático no debe temer su propio pasado".

"Si queremos tratar de recuperar la relación de confianza con los ciudadanos, es indispensable eliminar el velo del secreto cada vez que sea posible", consideró la presidenta en unas declaraciones a Efe.

Boldrini asimismo calificó de "incomprensible" el hecho de que el secreto de Estado "resista aún en hechos tan lejanos en el tiempo", setenta años después.

Estas páginas amarillentas narran trágicos episodios de la historia italiana tan recordados como los ocurridos en las fosas Ardeatinas, donde las tropas nazis que ocupaban el país fusilaron a 335 personas, entre ellos 75 judíos.

La acción se cumplió en represalia por la muerte de una treintena de soldados alemanes en un atentado de los partisanos en la romana vía Rasella y fue ordenada por el teniente coronel Herbert Kappler, jefe de la Gestapo en Roma durante la ocupación.

Se espera que los documentos ofrezcan mayor información sobre este controvertido personaje que, pese a haber sido detenido tras la guerra y encarcelado en un hospital militar romano por la metástasis que padecía, finalmente logró escapar de Italia escondido en una maleta, según la versión más extendida de la evasión.

Pero también se desprenden informaciones menos conocidas como un mapa que ilustra una serie de institutos religiosos de la capital italiana donde se ocultaron presuntamente varios jerarcas nacionalsocialistas tras la caída del III Reich.

En definitiva, los documentos retratan un escenario convulso, en el que Italia vivía entre sombras, delatores, persecuciones, guetos y trincheras y pasando las páginas de esta historia, aún resuenan los ecos de otras tragedias como la de Santa Ana de Stazzema (centro), donde 560 personas fueron asesinadas en agosto de 1944.

O también las matanzas de Marzabotto, Grizzana Morandi y Monzuno, tres municipios vecinos donde los nazis y los fascistas asesinaron a 770 personas con la intención de eliminar a quienes ayudaban a unas brigadas rojas operativas en esta zona, próxima a Bolonia.

Por el momento, la página de internet que aúna todos estos archivos sufre constantes bloqueos debido, según la presidencia de la Cámara Baja, al elevado número de usuarios que quieren acceder a ellos, muestra del interés que suscita este periodo histórico envuelto aún en tinieblas.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha