El centro acuático de Madrid 2020 debe "modificarse sustancialmente" para cumplir los requisitos de aforo

La Comisión de Evaluación del Comité Olímpico Internacional, durante la visita del centro acuático de Madrid 2020, en marzo de 2013. EFE

El centro acuático debe "modificarse sustancialmente" para ampliar el aforo hasta las 18.000 localidades desde las 15.000 actuales. Así lo constatan los informes municipales, que recogen los problemas de una construcción que lleva parada desde julio de 2010 por "las circunstancias económicas" y cuyos encargados, la UTE Dragados-Ortiz, han manifestado, según estos informes, su deseo de "no continuar con la obra ejecutada dado que con el paso del tiempo puede sufrir un deterioro importante y no puede determinar los daños, implicaciones y costes derivados de la suspensión".

Tal y como reconoce el Ayuntamiento, se puede resolver el contrato por "desestimiento o suspensión de las obras por un plazo superior a ocho meses acordada por la Administración". Dado que estos plazos han sido superados con creces, "el contratista tendrá derecho al 6% del precio de las obras dejadas de realizar". De acuerdo con los cálculos municipales, la indemnización ascendería a 4.244.687 euros.

Y queda pendiente ampliar la capacidad. "La candidatura [...] manifestó la necesidad de la adaptación del edificio principal de competición para albergar un mayor aforo y hacerlo así competitivo respecto al resto de ciudades candidatas [...] cumpliendo los requerimientos del Comité Olímpico Internacional y las federaciones internacionales", afirma la Nota relativa a la situación de las obras del centro de deportes acuáticos, redactada por la Dirección de Infraestructuras municipal con vistas al vencimiento de una prórroga de suspensión de las obras en abril de 2012.

Eso sí, "la ampliación del aforo supondría modificaciones sustanciales de proyecto en el edificio de competición. Por otro lado, alguna de las características de diseño de este edificio de competición como la cubierta de vidrio móvil o los excesivos metros cuadrados de espacios 'sin uso' (zonas de distribución) plantean serias dudas de su idoneidad y viabilidad".

Las obras comenzaron en noviembre de 2004 con un presupuesto de adjudicación de 117.855.354 euros (IVA no incluido). El último proyecto modificado, de mayo de 2011, asciende a 165.904.223 euros (IVA no incluido) y no incluye la ampliación del aforo que también se recoge en el dossier de Madrid 2020.

El centro acuático, proyectado por el arquitecto Juan José Medina, presenta, además, problemas derivados de discrepancias entre el proyecto y lo que se quiere decir. Así lo recoge la Nota técnica sobre el expediente de daños presentado el 30 de septiembre de 2011 por la UTE Dragados-Ortiz. Según se explica en el informe, los constructores plantean "cuatro problemas fundamentales a la hora de abordar el contrato", es decir, de ejecutar la obra. Estos problemas son "un fuerte déficit en las mediciones [de obra]" (se tiene que hacer más de lo que estaba presupuestado) y "unidades [de obra] que requieren un desarrollo técnico que las haga viables" (obras que están proyectadas pero no pueden hacerse, y hasta que no se hagan quedan otras bloqueadas). El incremento económico que suponían estas correcciones, en torno a los 2,2 millones de euros, se recoge en el último presupuesto, de mayo de 2011.

Eso sí, en el dossier de Madrid 2020 se afirma: "En el Centro Acuático, cuya construcción está muy avanzada, actualmente se está haciendo un replanteamiento del proyecto condicionado a que Madrid sea sede de los Juegos con el objetivo de garantizar al máximo su legado y su viabilidad posterior a los Juegos, y que suponga un legado tangible para la ciudad y para el deporte. La responsabilidad de la financiación y la finalización de las obras es del Ayuntamiento de Madrid".

Mientras tanto, "los trabajos de mantenimiento y conservación de las obras ejecutadas así como la vigilancia y custodia del ámbito de la obra" han supuesto, entre el 14 de julio de 2010 y el 14 de abril de 2012 un total de 548.876 euros. Si este sábado el COI concede a Madrid los Juegos de 2020, el Ayuntamiento calcula que tendrá que inyectar unos 80 millones de euros para adecuar el centro acuático a sus planes. Si los Juegos van a otra ciudad, el centro acuático se reconvertirá, con su correspondiente obra, en un polideportivo.

Etiquetas
Publicado el
6 de septiembre de 2013 - 20:04 h

Descubre nuestras apps

stats