eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Un siglo de luz

- PUBLICIDAD -

La Casa Encendida de Madrid abre sus puertas a los "Libros Mutantes"

La Casa Encendida de Madrid

El 1º de mayo es fecha clave para uno de los emblemáticos edificios de Madrid: La Casa Encendida. En 1911 Fernando Arbós, el arquitecto, puso la primera piedra. El mismo día un año después se abrieron las oficinas de la sucursal bancaria, y en 1913 se inauguró, por fin, la Caja de Ahorros, ya erigida en el hierro y ladrillo que la caracterizan en el estilo neomudéjar que traía la modernidad a la zona. Se cumple ahora, por tanto, un siglo desde su apertura.

Las cosas han ido evolucionando a lo largo de estos cien años. Por aquel entonces el barrio se conocía como Monte de Piedad y no se caracterizaba precisamente por su opulencia. El edificio, aunque imprimía cierto tinte de progreso al barrio con esa sucursal para todo el sur de la ciudad, fue vivienda de empleados de la Caja de Ahorros y también casa de empeños. Eso sí, de empeños modestos: sábanas, colchones, máquinas de coser..., muy lejos de las joyas que se empeñaban en la madrileña Casa de las Alhajas. Sin embargo, algunos adelantos se escondían tras la fachada: la calefacción a vapor y uno de los primeros ascensores eléctricos de Madrid.

A lo largo de su historia, el edificio tuvo distintos usos, y durante la Guerra Civil el sótano fue usado como refugio. Ahora, y durante más de un decenio convertido en el centro cultural de Lavapiés, José Guirao, su director, afirma que la crisis de Caja Madrid y Bankia no afectará a la joya de su obra social. La Casa Encendida, como un faro, seguirá siendo un referente de la cultura en la capital.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha