eldiario.es

Menú

Andalucía Andalucía

Susana Díaz: "Primero hay que dar un Gobierno a España y luego abrir un debate profundo en el PSOE"

La presidenta de la Junta de Andalucía preside la reunión del Comité Director del PSOE-A en pleno levantamiento contra Pedro Sánchez

"En el PSOE no hay bandos, ni el PSOE es una banda", subraya la secretaria general de la federación, que se ofrece para "coser" el partido

"Todas las soluciones son malas", avisa la baronesa, quien entiende que "hay compañeros que se han cegado por los fogonazos de esos partidos nuevos"

230 Comentarios

- PUBLICIDAD -
Susana Díaz intervendrá a las 18,00 horas ante al Comité Director del PSOE-A

Susana Díaz ha asegurado este jueves que "lo primero es darle un Gobierno a España" para luego abrir un proceso de "profunda reflexión" en el partido, en una breve intervención en abierto en la reunión del Comité Director del PSOE-A, fijada desde que Pedro Sánchez convocó el Comité Federal para el 1 de octubre y en el que los andaluces se aferrarán a esta consigna. Se ha aprobado en una resolución que ha contado con sólo una abstención.

Susana Díaz, recibida entre aplausos por un auditorio en el que también ha cundido cierta zozobra, especialmente entre los más veteranos, se ha reiterado en contra de la intención de Pedro Sánchez de proponer ese día que se vote la convocatoria de primarias en tres semanas y el posterior congreso para decidir sobre el liderazgo, con un orden del día fijado este jueves que los críticos no consideran válido por haberlo decidido una Ejecutiva Federal diezmada.

En la apertura de la reunión, con cerca de 300 socialistas, la secretaria general del PSOE-A ha ofrecido un discurso más comedido de lo esperado por algunos, y en cierto punto conciliador, si bien ha criticado a Pedro Sánchez, sin mencionarlo expresamente y sin hablar en ningún momento de "secretario general" sino de "esta dirección", por tres cuestiones básicamente: por insistir en este calendario, por colocar a sus críticos a la derecha del partido y hablar de bandos en la formación, y más indirectamente, por haber caído en la trampa de Podemos.

Eso en cuanto a las críticas, mientras que de cara a las soluciones, ha reconocido que "ninguna" de las opciones de gobernabilidad del país que ve le gustan, pero urge una salida y no enredarse en "discursos fáciles", igual que también sabe que costará recomponer a un PSOE inmerso en una crisis "muy grave", pero ha garantizado que los andaluces, con ella a la cabeza, harán todo lo posible por ello.

Este Comité Director ha sido la primera puesta en común en un momento crítico para los socialistas, un debate que ella aboga por que se extienda al resto del partido. "Es necesario que nos sentemos para reflexionar sobre un momento grave", ha comenzado en la reunión del máximo órgano entre congresos de una federación cuyos referentes se han levantado mayoritariamente contra Pedro Sánchez.  

La también presidenta de la Junta de Andalucía ha pasado luego a responder a Pedro Sánchez, que en una entrevista en eldiario.es contestó que Felipe González está en el "bando de la abstención" mientras que el defiende él no a Mariano Rajoy, e instaba a Susana Díaz a posicionarse.  "No quiero que nadie hable de bandos. En el PSOE no hay bandos, ni el PSOE es una banda. Es un gran partido", ha replicado Susana Díaz. Le ha reprochado que divida a los dirigentes en dos sectores entre los pro abstención y los que sostienen el no a Mariano Rajoy. " Me ha dolido lo de los subalternos del PP [...]. El PSOE-A nunca jamás querrá a la derecha. Por eso nos batimos el cobre por ganar a la derecha y los vamos a seguir haciendo", ha dicho para luego deshacerse en elogios hacia Felipe González y José Luis Rodríguez Zapatero.

Posteriormente, ha entrado en la cuestión interna: "Lo que está pasando es grave y hay muchísimos militantes que se encuentran, como los que hoy estamos aquí, desconcertados y tristes. Pero no sólo los militantes, sino también millones de votantes. Tenemos que entender que el PSOE no es sólo patrimonio de sus militantes", de nuevo indirectamente contra la estrategia de Pedro Sánchez de dividir entre los que quieren una gestora que controle el partido y los que abogan por consultar a la militancia para renovar sus órganos. "Todas las soluciones son malas", ha avisado en la apuesta por recomponer el partido. 

En este contexto, Susana Díaz ha querido mandar un mensaje de "serenidad y confianza" porque "el PSOE-A, como siempre, va a estar a la altura, y ayudar a coser y devolver la confraternidad a todos los compañeros del partido, por muy difícil que sea en estos momentos". Dentro de esa reflexión, ella ha hecho un primer diagnóstico: "Tenemos un problema […] y es la cadena de derrotas como consecuencia de que hemos desconectado de la sociedad", pérdida de votos que les ha perseguido desde el fracaso de José Luis Rodríguez Zapatero estando en el Gobierno  de la Nación, pero "también en la oposición". 

Por otro lado, ha vuelto a expresar su malestar porque ha "echado de menos" que la dirección del PSOE hubiera salido en defensa del presidente de Castilla la Mancha, Emiliano García Page, cuando Podemos anunció la ruptura del pacto de gobierno. En esta línea, ha recriminado las "malas prácticas de Podemos" de los últimos días y las "injerencias permanentes porque piensan que lo que han hecho con IU lo pueden hacer con el PSOE". Para aseverar: "Que sepan que lo que han hecho con IU no lo van a hacer con el PSOE. Porque el PSOE es mucho PSOE". Una frase que podía ir tanto dirigida a Podemos como a lo que queda de Ferraz.  "Hay compañeros que se ha cegado por los fogonazos de esos partidos nuevos", ha proseguido en esta línea Susana Díaz, lo que interpreta que les ha pasado factura.

Antonio Pradas habla de "casta" 

La dirección del PSOE-A ha tomado una decisión simbólica al nombrar como presidente del Comité Director a Antonio Pradas, que hasta el miércoles era secretario de Política Federal del POSE y presentó la dimisión de los 17 miembros de la Ejecutiva Federal con el objetivo de tumbar la dirección de Pedro Sánchez.

"Después de tantísimos años en el partido", Antonio Pradas ha reconocido que le sigue "haciendo ilusión formar parte de cualquier órgano" del mismo. "Eso os puede hacer una idea de lo que para mí ha supuesto tomar la grave decisión de la mañana de ayer [por la dimisión del miércoles]".

Ha insistido en que el PSOE-A va hacer las cosas "de acuerdo con la ley, con los estatutos y con los reglamentos y dando la palabra a todos", porque "no hay partido más crítico y con fórmulas más democráticas que éste". Por ello, ha abogado por "proteger eso, cuando alguien lo intenta romper", en referencia a los que piensan lo contrario que los críticos.

Ha criticado el discurso "simplista" que se ha instaurado en la política española. De hecho, reconoce haber admirado la capacidad de partidos como Podemos de "apoderarse de la opinión pública con términos como la casta". Calificativo que dice haber recibido como "insulto", él y otros críticos, que ha atribuido a los  "muchos compañeros radicalizados que han comprado este mensaje u otros como el del derecho a decidir de los independentistas".

Cuando faltan 48 horas para la reunión del Comité Federal prevista desde el pasado lunes para el 1 de octubre, y en la que Pedro Sánchez persiste en proponer la convocatoria primarias exprés en tres semanas y congreso para finales de año con el fin de renovar el liderazgo, los andaluces ultiman su estrategia.

Desde el principio, la dirección del PSOE-A ha querido evitar que se vote la propuesta de Pedro Sánchez y esperar a que se constituya el Gobierno de España, pero la insistencia del secretario general los ha llevado a impulsar, como el gran bastión de los críticos, las 17 dimisiones del pasado miércoles. Es más, hay quien ha planteado este jueves plantar el Comité Director, cuyo orden del día se niegan a reconocer, pero la mayoría entiende que eso es dejar de defender su razón en esta pugna.

Todo ello ha ocurrido cuando continúa el  pulso entre los críticos y Pedro Sánchez sobre cómo debe resolver el partido la situación con una Ejecutiva Federal que se ha quedado con 18 miembros, y Susana Díaz ha mantenido este jueves la convocatoria que hizo en respuesta a ese primer desafío de Pedro Sánchez insistiendo en someter a votación su calendario de renovación de los órganos. Tras la Ejecutiva Regional, que ha empezado sobre las 17.00 horas, ha comenzado la reunión del Comité Director que se ha prolongado por varias horas.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha