eldiario.es

Menú

Acabar con la ultraactividad de los convenios significa más despidos

- PUBLICIDAD -
El secretario general de UGT Cataluña volverá a presentarse y dice que será su último mandato

Josep Maria Àlvarez, secretario general de UGT Catalunya

Un / a oficial de primera del Convenio del Metal de la provincia de Barcelona tiene un salario base de 1.380 euros mensuales y una jornada anual de 1.750 horas.

Hasta ahora, cuando el convenio caducaba aplicaba la ultraactividad, es decir, la prórroga automática mientras se negociaba el siguiente. Con la reforma laboral del PP y CiU, la ultraactividad del convenio se ha limitado a un año, por lo que muchas patronales están bloqueando las negociaciones para que sus convenios decaigan, es decir, desaparezcan. Sin más.

Volvamos al sector del Metal. Si se acaba la ultraactividad del convenio y no se firma un nuevo -que es lo que pretende la patronal- a partir del 7 de julio un trabajador contratado nuevo pasaría a cobrar 645 euros mensuales, es decir, el salario mínimo interprofesional, por una jornada anual de 1.920 horas. ¿Por qué tendrán que pagar entonces las empresas 1,380 + antigüedad + más pluses varios, si por la módica cantidad de 645 euros tienen un trabajador más barato, más obediente y trabaja más días?

Hay gente que piensa que la ultraactividad no les afecta, que si tienes trabajo no tendrás ningún problema, porque consolidarás tus condiciones ... Pero eso si resulta que no te despiden a cambio de alguien que tiene unos costes laborales un 50% menores que los tuyos. O que piensa que esto no va con ellos porque la vigencia de su convenio no termina el 7 de julio- como le puede pasar a unos 800.000 trabajadores catalanes. Ciertamente, no les afecta ahora, pero puede afectar el próximo año o el otro ... y entonces estará solo.

Pero el fin de la ultraactividad no representa sólo una pérdida muy importante de derechos de los trabajadores y un aumento de despidos, significa convertir nuestro mercado de trabajo en unas relaciones laborales más similares en Bangladesh que en Alemania, es decir, un mercado de trabajo y una economía sin reglas sectoriales y generales, un terreno abonado para la competencia desleal entre empresas. En lugar de competir en calidad e innovación, competirán en precio y explotación laboral. Los convenios tienen la función de adaptar la realidad productiva en cada sector ofreciendo unas reglas generales básicas de ordenación, especialmente en la pequeña y mediana empresa, la parte más importante de nuestro sistema productivo.

Y mientras tanto, un Govern que dice que esto no va con ellos, que es cosa de patronal y sindicatos. Eso si, en el Parlamento y en la prensa todos reivindica el marco catalán de relaciones laborales, pero se olvidan de que la columna vertebral de este sistema son los convenios colectivos, y ahora unos están a punto de desaparecer y otros de convertirse en convenios estatales, con una consecuente pérdida de poder adquisitivo y de derechos de los trabajadores catalanes, ya que los convenios negociados en Catalunya contemplan mejores condiciones laborales que los estatales.

Por si fuera poco el impacto que ha tenido la reforma laboral del PP y CiU -920.000 personas paradas, destrucción de 100.000 puestos de trabajo en un año, avalancha de Expedientes de Regulación de Empleo, recortes de salarios ... -, ahora llega la estocada definitiva al mercado de trabajo y al derechos de los trabajadores y trabajadoras, la desaparición de la ultraactividad y, en definitiva, de los convenios y la negociación colectiva.


- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha