eldiario.es

Menú

Cultura & tecnología

Una exposición conecta el pensamiento de Ramon Llull con la contemporaneidad

- PUBLICIDAD -
Una exposición conecta el pensamiento de Ramon Llull con la contemporaneidad

Una exposición conecta el pensamiento de Ramon Llull con la contemporaneidad

Murió hace 700 años y, sin embargo, en la exposición del Centro de Cultura Contemporánea de Barcelona (CCCB), "La máquina de pensar. Ramon Llull y el 'ars combinatoria'", se muestran las conexiones que existen entre el sabio mallorquín y la contemporaneidad, y cómo su modelo de conocimiento es un precedente de las nuevas tecnologías de la información.

Comisariada por el doctor en Filosofía Amador Vega, con el apoyo del alemán Zentrum für Kunst und Medien technologie (ZKM) de Karlsruhe, la exposición explora el impacto del pensamiento de Llull (1232-1316) en las artes, la literatura, la ciencia y la tecnología, que influyó tanto en Salvador Dalí como en Umberto Eco o en Leibniz.

Uno de los responsables del ZKM, Sigfried Zielinski, ha llegado a afirmar que Llull sería hoy como una estrella del rock, alguien famosísimo, especialmente para los más jóvenes, mientras que Peter Weibel, director del centro alemán, ha dicho, contundente, que es "uno de los pensadores más profundos de todos los tiempos".

Amador Vega, que lo ha calificado como el primer filósofo europeo, quiere que el público que acuda hasta el CCCB, nada más pisar la tercera planta, tenga dos sensaciones: de movimiento y de relación.

A partir de la impactante y onírica instalación de la artista surcoreana Jeongmoon Choi, "Drawing in Space", el comisario pretende que "se vea que la realidad es algo que se mueve, que todos los elementos de esta realidad están interconectados".

Es quizá, por este motivo, que no extraña que, junto a esta moderna propuesta artística, se encuentre un volumen alemán de 1724 de las primeras obras completas de Llull, que se haya expuesto un Corán de los siglos XIII-XIV y que las doce miniaturas del Breviculum sobre la vida y doctrina del filósofo, de su discípulo Thomas le Myésier, de 1321, se haya convertido en una animación audiovisual gracias a los alumnos de la Universidad Pompeu Fabra.

Vega ha subrayado que el intelectual medieval tuvo la intuición de que "todo está relacionado" y que "Dios es la relación y se transmite como modelo al resto de la realidad".

Por ello, tal como se ve a lo largo de esta exhaustiva exposición, inventó el método de conocimiento denominado "ars combinatoria", un complejo mecanismo de figuras geométricas y símbolos que combinan letras y conceptos y que se anunció como un nuevo saber con pretensiones universales.

El comisario ha apostado por cuatro espacios diferentes para darlo a conocer: "Visiones", "Entremundos", "Variaciones sobre el Ars Magna: lógica, mística y poesía" y "Microcosmos luliano".

En el primero, quiere sumergir al visitante en el mundo luliano desde una visión muy contemporánea, mientras que en el segundo apartado intenta que se fije la vida de Ramon Llull a través de documentos, manuscritos, libros, cartas, pinturas y dibujos, algunos de ellos manuscritos suyos, fechados en ciudades como Montpellier.

En el tercer apartado, el más extenso de la muestra, incluye a muchos de los pensadores y artistas influenciados por el sabio medieval, con obras de Salvador Dalí -incluido un vídeo con el ampurdanés de protagonista-, Jorge Oteiza, Manfred Mohr, Antoni Tàpies, Eduardo Cirlot, Italo Calvino, Arnold Schönberg, Josep Maria Mestres Quadreny, John Cage o David Link.

Al final de la exposición, es Perejaume quien presenta una instalación audiovisual, "La rel de l'arbre és una roda", creada especialmente para la ocasión, rodada en el Monasterio de Pedralbes y en un bosque de Sant Iscle (Barcelona), con textos y canciones a partir de fragmentos de "Llibre de Gentil" y del "Arbre Exemplifical", entre otros.

Amador Vega ha destacado que por primera vez se podrán ver manuscritos de Llull como si fueran esculturas y obras que han salido después de muchos años de cámaras acorazadas como algunos manuscritos del siglo XIV o un Facticio de textos manuscritos sobre pergamino, de la Biblioteca Diocesana de Mallorca, así como un "Ars brevis", de finales del siglo XIV, que se encuentra en El Escorial.

También queda claro que el lenguaje apasionado que utilizó en algunas de sus obras, inspirado en los místicos sufíes del islam, sigue hoy presente en la poesía, la música y la literatura.

Al salir, en una de las paredes se puede leer una de sus frases: "La ciencia no tiene otro enemigo que el ignorante".

La exposición podrá verse hasta el 11 de diciembre en Barcelona y también está previsto que en 2018 viaje a la ciudad alemana de Karlsruhe.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha