eldiario.es

Menú

Cultura & tecnología

El Ayuntamiento de Madrid promociona al Opus Dei mientras recorta su presupuesto de cultura

La empresa pública que gestiona la cultura y las artes en la capital cedió entre el 9 y el 29 de septiembre de 2014 el Centro de Turismo de Colón, de titularidad pública, para la exposición dedicada al prelado del Opus Dei, Álvaro del Portillo. Por la cesión cobró 9.500 euros

Los presupuestos del consistorio madrileño para este 2015 en Cultura vuelven a estar a la baja, con pérdidas en centros culturales y en los distritos

39 Comentarios

- PUBLICIDAD -
El prelado del Opus Dei, Álvaro del Portillo

El prelado del Opus Dei, Álvaro del Portillo

La empresa pública Madrid Destino cedió el Centro de Turismo de Colón para la exposición sobre el prelado del Opus Dei, Álvaro del Portillo, un acto por el que cobró 9.500 euros. La fecha del contrato fue el pasado 20 de agosto y la empresa contratista fue la Asociación Memoria Álvaro del Portillo, según la documentación a la que ha tenido acceso eldiario.es. La muestra ‘Un santo en datos’ en este espacio público duró del 9 al 29 de septiembre de 2014.

Álvaro del Portillo, beatificado el 27 de septiembre, fue el sucesor de Josemaría Escrivá de Balaguer al frente del Opus Dei en 1975 y fue nombrado prelado por el Papa Juan Pablo II. Su beatificación fue aprobada por Benedicto XVI e incluso el Papa Francisco firmó el decreto en el que se atribuían sus intercesiones milagrosas. Un nombre, por tanto, que cuenta con el entusiasmo de la Iglesia, y, gracias a esta cesión del Centro de Turismo, también del consistorio madrileño.

“Es una barbaridad utilizar las instituciones públicas para promocionar valores que tienen que ver con la cultura radical de la religión. Las instituciones están para promocionar los valores de la democracia”, afirma Javier Ollero, asesor de políticas culturales del grupo socialista del Ayuntamiento de Madrid.

Madrid Destino busca fondos en la memoria del Opus Dei, mientras ha recortado todos los presupuestos en los centros públicos culturales. De hecho, desde 2011 han bajado las ayudas en un 31,5% y algunas instituciones como el Teatro de la Abadía, el Círculo de Bellas Artes, PhotoEspaña o la Residencia de Estudiantes han perdido todo lo que recibían desde el Ayuntamiento. Sólo queda presupuesto para el Teatro Real y la Real Fábrica de Tapices.

A ello se suma, como denuncian desde el partido socialista, la probable privatización del antiguo cine Palacio de la Música, la “casi” venta del MediaLab Prado a Telefónica, y la dejación del Teatro Albéniz, que permanece en ruinas desde su cierre en 2009, como sucede con el Teatro de Madrid, cerrado en 2011.

2015: presupuesto a la baja

Para este año que comienza, las previsiones tampoco son muy positivas. El presupuesto en Cultura –por la Concejalía de las Artes han pasado desde 2011 tres personas, Alicia Moreno, Fernando Vilallonga, y Pedro Corral- para 2015 pierde 672.062 euros en total, aunque como señaló la concejal del PSOE, Ana D’Atri, en el pleno del Ayuntamiento la primera semana de diciembre, las pérdidas son mayores si se desgajan por sectores.

Así, en el capítulo de personal baja casi tres millones de euros debido en parte a la traslación del presupuesto de Promoción Exterior a Protocolo de la  Alcaldía. A ello hay que añadir las bajadas en los museos y la banda sinfónica (400.000 euros), Patrimonio y Paisaje Urbano (207.000), Participación Empresarial (325.000 euros), en el área de gobierno de Las Artes (319.000) y en bibliotecas (297.000).

En referencia a los gastos, a pesar de que la cifra destinada a actividades culturales sube en 660.000 euros no se reconoce bien en qué se van a gastar, ya que también bajan en los talleres culturales, principalmente en barrios como Usera o Carabanchel, donde desde 2011 han descendido en un 67% y en un 48%, respectivamente.

Precisamente, los distritos madrileños son los que más están sufriendo los recortes. Como indica Ollero, “el verdadero drama de Madrid es que el Ayuntamiento, la Comunidad y el Ministerio no hablan entre sí, y eso es una barbaridad porque en plena crisis si hay un ejemplo claro de creación de empleo es la cultura. El turismo viene y no lo aprovechamos. Esa gran oportunidad la aprovechamos muy poco. Además, el Ayuntamiento cae en el activismo cultural compitiendo con otras administraciones y se olvida de los distritos. Hay dos culturas, una, la del Teatro Español, Matadero o Conde-Duque y otra, la de los distritos, el Madrid de los barrios. Sigue habiendo una gran separación”.

Y, según las cifras, para 2015 esta frontera se mantiene.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha