eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

La ONG Nuevo Futuro Sirio readmite al trabajador al que despidió por ser transexual

Daniel Román asegura que la readmisión se ha producido tras la presión mediática y la acción de UGT y el PSM

La ONG recibe de la Comunidad de Madrid más de 1,3 millones de euros cada dos años

- PUBLICIDAD -
Imagen de archivo de una manifestación del Orgullo Gay.

Un 26 por ciento de las personas LGTB en Europa sufren acoso o ataques de violencia

La ONG Nuevo Futuro Sirio readmitirá al enfermero al que despidió por ser transexual. Daniel Román llevaba trabajando en la organización dos años y medio, hasta que lo despidieron el pasado 15 de agosto. El motivo que alegó la organización era "desobediencia". Sin embargo, la realidad es que el trabajador comunicó a la dirección su intención de cambiarse de sexo.

Ahora ha sido readmitido, tras una denuncia interpuesta por UGT, la presión mediática y, según reconoce el propio afectado, la participación activa de la responsable de los temas de familia y menores del grupo socialista de la Asamblea de Madrid, Carla Antonelli, que este lunes mantuvo una reunión con la máxima responsable de la organización. No obstante, aunque volverá a la ONG en el mismo puesto y con las mismas condiciones, tendrá que hacerlo en otro centro.

Según explica el joven, de 25 años, cuando en noviembre de 2012 anunció a la dirección su intención de cambiarse legalmente de sexo, los responsables del centro, encargado de tutelar a menores de entre 10 y 17 años, comenzaron a pedirle que solicitase la baja médica o una excedencia.

Consciente de su situación, el trabajador se puso en contacto tanto con el sindicato UGT, como con Antonelli, que le recomendaron no aceptar las propuestas de la ONG. "Tenía que defender su puesto de trabajo y su dignidad como persona", afirmó a esta redacción Antonelli.

No obstante, la socialista lamenta que desde la Consejería de Asuntos Sociales y el Instituto del Menor "nadie haya movido un dedo para solucionar la situación". Todo ello, a pesar de que la ONG cuenta con dos pisos tutelados, con nueve menores cada uno, por los que recibe cada dos años más de 1,3 millones de euros de la Comunidad. 

Así, de noviembre a agosto, tras más de nueve meses en los que Román se sentía "con mil ojos encima, en una situación de mucha tensión", Nuevo Futuro Sirio le despidió alegando "desobediencia y pérdida de confianza", a pesar de que, según ha explicado la secretaria de políticas sociales e igualdad de UGT Madrid, Ana Sánchez, "no cuenta con ningún expediente".

Además, la ONG aseguraba también que la condición del trabajador afectaba a los chicos, cuando este asegura que “en ningún momento tuve problemas con ellos ni con los compañeros”. “Los niños se han dado cuenta de los cambios físicos, pero han sido capaces de quedarse con lo que no han podido algunos adultos: la persona”, afirma. A este respecto, Antonelli ha asegurado que se trata de una excusa que responde al "estigma de que la mera presencia de una persona es algo perjudicial para los niños", cuando "los problemas vienen de los mayores y de como podemos impregnarlos de prejuicios en vez de inculcarles la diversidad y el respeto".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha