eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

¡Que vienen los rusos!

Un 30% más de rusos ha visitado España en 2013, con casi 1,5 millones de turistas que gastan un 45% más que la media

Son los principales compradores de casas en Marbella, dentro del mercado premium

- PUBLICIDAD -
España, destino turístico preferido en la UE en la primera mitad de 2013

Unos turistas rusos en la playa de La Malagueta, en Málaga

La palabra spasiva –gracias, en ruso- resuena con fuerza junto el thank you británico o al danke alemán en algunas zonas costeras de Cataluña, Canarias y Baleares. Es cuestión de adaptarse a los nuevos tiempos. La llegada de turistas procedentes de Rusia se ha duplicado en dos años y ha hecho que los caracteres cirílicos comiencen a florecer en los letreros de las zonas más visitadas. Para este ejercicio, la patronal del sector Exceltur estima una mejora del 30% en el número de visitantes.

El interés de este mercado por España da muestras de ir más allá del turismo, con un incremento en las compras de inmuebles y un aumento de la inversión. Aunque en el lado contrario, la balanza comercial sigue siendo negativa y lastrada en gran medida por el comercio del petróleo.

“Desde 2009 la tendencia sigue al alza. El turismo ruso no ha dejado de incrementarse. Lo lógico es que siga creciendo, pero hay que trabajar y adecuarlo a la oferta”, apunta Oscar Perelli, director del servicio de Estudios e Investigación de Exceltur. El año pasado fueron más de 1.200.000 turistas, frente a los 421.993 de 2009, los que eligieron España como destino. En lo que llevamos de 2013, más de 1.467.865 ciudadanos de este país ya han viajado a España, según los datos recogidos por Frontur.

No es únicamente que vengan más, sino que además su gasto está por encima de la media. El turista ruso que viaja a España tiene un poder adquisitivo alto, según se desprende de un estudio del Instituto de Estudios Turísticos. El 55% llega con paquete turístico y el 85% se aloja en hoteles. El gasto medio diario sin incluir transporte alcanza los 115 euros frente a los 78 euros de media del conjunto de mercados emisores. La satisfacción general que percibe el turista ruso en España es elevada, otorgando una nota de 9 puntos sobre 10. La última encuesta sobre gasto turístico, Egatur, apunta que con un crecimiento del 25,1% Rusia se posicionó en septiembre como el quinto mercado que más gasto generó.

Perelli explica que, además, los trámites de visados se han incrementado y que se ha agilizado el papeleo. El lunes 18 de noviembre, el Ministerio de Asuntos Exteriores informó de que los consulados de España en Moscú y San Petersburgo habían superado la cifra de un millón de visados expedidos en lo que va de año. Según ElConfidencial.com, en la embajada de Moscú se ha contratado a 85 personas para poder dar trámite a este aluvión de visados.

El turismo es el primer paso de un incremento de interés por el mercado español. “Es una evidencia que quieren invertir en España, no solo en el sector inmobiliario sino también en otros sectores. Han invertido más y la crisis no les ha quitado el interés”, apunta Manuel Romera, director del Sector Financiero del IE Business School.

En 2012, la inversión bruta ascendió a 41,9 millones de euros y todo apunta a que este año se superará la cifra, ya que en el primer semestre de este año las inversiones suman ya 39,8 millones, según los datos de DataInvest, la base de datos de la Secretaría de Estado de Comercio Exterior. A pesar del aumento que ha vivido en los últimos años, la inversión rusa todavía representa una pequeña parte de la inversión extranjera en España, alrededor de un 0,6% del total.

Interés por el sector inmobiliario

Cuando la visita del turista se repite aumentan las probabilidades de adquisición de una vivienda. “El mercado ruso ha superado al alemán en las compras inmobiliarias”, explica Manuel Gandarias, director del gabinete de estudios de Pisos.com. Tradicionalmente, los alemanes eran el tercer origen de las compras en este sector por parte de extranjeros, superados solo por Reino Unido y Francia. Ahora, las tornas han cambiado y el mercado ruso se ha situado en el tercer puesto, explica el experto, que estima que las ventas de viviendas a ciudadanos rusos podrían representar un 1,5% de las transacciones totales. Por su parte, Manuel Romera apunta que algunos estudios estiman que una de cada cinco viviendas que se vende en España es a ciudadanos rusos.

En general, buscan inmuebles de nivel alto con buenos acabados y viviendas de calidad, afirma Gandarias. Las tendencias suelen ir hacia las zonas donde tradicionalmente ha habido una comunidad rusa, como la Costa del Sol y otras zonas destinadas al turismo. Un hecho que confirma el último informe de la consultora Knight Frank sobre el mercado inmobiliario premium en España, donde se muestra que los ciudadanos rusos fueron los principales compradores de viviendas en la zona de Marbella, seguidos por belgas y suecos. En el resto del territorio, el documento señala que han incrementado su interés por Madrid y en Barcelona.

Aunque crece el interés ruso por España, la balanza comercial entre ambos países se mantiene negativa. La importación de petróleo ruso es un gran impedimento para que este saldo pueda saltar al verde. Aunque las importaciones de este país descendieron un 4,8% el año pasado hasta los 8.078,86 millones de euros, continúan superando con creces a las ventas que hace España a ese país, que ascendieron a 2.950,8 millones de euros en 2012.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha