eldiario.es

Menú

eldiarionorte Navarra eldiarionorte Navarra

La imputación del ex presidente de Caja Burgos salpica a Caja Navarra

Según el material que maneja Kontuz! en sus trámites legales contra Caja Navarra, la entidad concedió un crédito al imputado, José María Arribas, para 'tapar' un préstamo con Caja Burgos.

Según las actas, los consejeros de Caja Navarra no cuestionaron ni estudiaron las características ni condiciones de la operación financiera.

- PUBLICIDAD -
La Audiencia Nacional reabre el caso Banca Cívica

Dos operarios retiran un rótulo de Banca Cívica de una oficina de Caja Navarra.

El ex presidente de Caja Burgos y ex consejero de Banca Cívica, José María Arribas, ahora imputado tras una denuncia de administración fraudulenta, recibió un crédito de Caja Navarra pocos meses después de que las entidades se fusionaran junto con Caja Canarias en Banca Cívica. Ese crédito fue otorgado por la entidad navarra para cubrir un préstamo que Arribas tenía contraído con Caja Burgos, y que tenía que cancelar ya que la Ley de cajas de Castilla y León prohibía que los presidentes de las entidades tuvieran créditos o avales con las entidades que presidían. El crédito se concedió a favor de Industrias del Arlanzón S.A., empresa del entonces máximo directivo de Caja Burgos que entró en pre concurso de acreedores un año después. De hecho, la mitad del préstamo sería devuelto en junio de 2012, momento en el que la empresa de Arribas ya estaba, formalmente, en liquidación, por lo que hasta la fecha se desconoce si fue devuelto o no el dinero a la entidad navarra.

El préstamo en cuestión iba destinado, según las actas de Caja Navarra, que forman parte del material de la asociación de consumidors y usuarios Kontuz!, a la “reestructuración de deudas de la solicitante (Industrias del Arlanzón) en Caja Burgos, destinando su importe a atender los impagados que presenta en las líneas de Descuento Nacional y de Comercio Exterior suscritas con Caja de Burgos y a atender los gastos de formalización y trámites de la operación solicitada”. Es decir, a refinanciar el préstamo que Arribas tenía con la entidad burgalesa que presidía.

Esta operación ya fue calificada de “extraña” y despertó la sospecha del PP navarro que aseguró que la operación beneficiaba al presidente de Caja Burgos. Ahora, con la imputación de Arribas podría quedar de nuevo en entredicho la gestión de Caja Navarra, ya que la entidad estaría directamente relacionada con los créditos de Arribas que están siendo investigados por el juez.

En esas actas se detalla que los consejeros de Caja Navarra fueron informados de que la formalización de estas operaciones tenía como fin evitar la ley de Castilla y León por la que Arribas no podía autofinanciarse. Y en esas mismas actas no consta que ninguno de los consejeros de Caja Navarra pusiera en duda las condiciones o características de los créditos que estaban concediendo, así que tendrá que ser el magistrado de juzgado número 2 de Burgos quien esclarezca si se produjeron en condiciones ventajosas para Arribas o si toda la operación entraba dentro de la normalidad.

Arribas ante el juez

De hecho, el próximo 15 de enero Arribas acudirá a ese juzgado número 2 a testificar como imputado, momento en el que, según la asociación Kontuz! será preguntado expresamente por este crédito concedido por Caja Navarra, ya como parte de Banca Cívica, que sirvió para reestructurar la deuda contraída con Caja Burgos, entidad que Arribas presidía.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha