eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Orden de desalojo para el Patio Maravillas: deben cerrarlo en un mes

El juzgado de instrucción número 45 de Madrid envía al Patio Maravillas una orden de desalojo cautelar

Sus integrantes convocan a la ciudadanía a defender el centro autogestionado el próximo 20 de marzo

"Si las conversaciones con el Ayuntamiento no llegan a buen puerto antes del 1 de mayo, tomaremos un espacio de propiedad municipal", advierten

- PUBLICIDAD -
El Patio Maravillas denuncia el abandono de espacios públicos por parte del Ayuntamiento de Madrid / Mario Munera

El Patio Maravillas denuncia el abandono de espacios públicos por parte del Ayuntamiento de Madrid / Mario Munera

La alerta se repite. El Patio Maravillas se enfrenta otra vez al cierre. Desde este jueves, este centro social autogestionado tiene una orden de desalojo cautelar para dentro de un mes. Una vez pasado el plazo, el desalojo forzoso por parte de la policía podrá ser "inminente". Ya a principios de enero cientos de personas se manifestaron en el centro de Madrid en defensa de este espacio ocupado desde hace cerca de siete años, después de que la empresa propietaria del inmueble presentara una denuncia. 

Durante la marcha, el colectivo ocupó un edificio para demostrar que, en contra de lo que defiende el Ayuntamiento, sí hay espacios públicos que podrían albergar sus actividades. En apenas dos horas, la policía expulsó a los activistas sin orden judicial. Ahora convocan nuevamente a la ciudadanía para el próximo 20 de marzo por la mañana. Y advierten: "Si las conversaciones con el Ayuntamiento no llegan a buen puerto antes del 1 de mayo, tomaremos un espacio de propiedad municipal".

El auto enviado por el juzgado de instrucción número 45 de Madrid, aduce tres motivos para el desalojo, según informan desde el Patio: indicios de estar cometiendo un delito de usurpación, problemas de seguridad del edificio, situado en la madrileña calle Pez 21 y que carece de la autorización para realizar actividades, por lo que en caso de surgir problemas de responsabilidad judicial, recaería sobre la empresa propietaria, Nivel 29. Precisamente la firma fue la que en octubre presentó una denuncia contra los ocupantes, lo que abrió el proceso de desalojo.

"Estamos recuperando un edificio abandonado para abrirlo a la ciudadanía", algo que está recogido en el Código Penal como delito de usurpación, explican los portavoces de Patio Maravillas en un comunicado. Pero consideran que se trata de una actividad "completamente legítima".

En cuanto a los problemas de seguridad, aseguran que no son estructurales, como determinan diferentes informes emitidos tras inspecciones técnicas periódicas realizadas por el Área de Urbanismo del Ayuntamiento de Madrid. Además, operarios del Consistorio madrileño vienen realizando obras en las últimas semanas para "solventar algunas incidencias que habían sido detectadas".

Denuncian, además, que el Ayuntamiento de Madrid "niega a sus ciudadanos espacios para uso comunitario mientras miles de edificios se encuentran vacíos o abandonados en la ciudad". Los portavoces se muestran tajantes: "nuestra apuesta sigue firme".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha