eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Diario Turing Diario Turing

IMSAI 8080, la mítica computadora de "Juegos de Guerra"

En la película "Juegos de Guerra", un joven Matthew Broderick encarna el papel de un estudiante que logra acceder, por error, al computador que gestiona el sistema de misiles nucleares de Estados Unidos

El protagonista utiliza un IMSAI 8080, una computadora mítica que gozó de gran popularidad a mediados de los años 70 como antesala de los primeros ordenadores personales que llegaron a los hogares de los usuarios

- PUBLICIDAD -
IMSAI 8080.jpg

El IMSAI 8080 se comercializaba en forma de kit a un precio de 499 dólares

Tanto en el cine como en las series de televisión, la tecnología está presente dentro de los hilos argumentales, diálogos o, incluso, en los elementos que se usan en la ambientación o el atrezzo. Series como Mad Men nos han mostrado cómo los computadores revolucionaron las oficinas a finales de los años 60, pequeñas píldoras que van más allá del atrezzo que nos ayudan a conocer algo más sobre la historia de la tecnología y que van más allá del product placement y la publicidad.

En el año 1983 un joven Matthew Broderick protagonizaba War Games (titulada en España como "Juegos de Guerra"), una película mítica que nos introdujo en el mundo de las "puertas traseras", la inteligencia artificial y las redes de computadoras con el telón de fondo de la Guerra Fría. En esta cinta dirigida por John Badham, el joven hacker interpretado por Broderick tenía en su habitación un computador personal IMSAI 8080; un elemento que era algo más que una pieza del decorado puesto que fue uno de los primeros computadores personales que se adoptó de manera masiva en hogares y empresas.

IMSAI 8080, el computador para los aficionados a la electrónica

Durante los años 50 y 60, las computadoras solamente estaban al alcance de empresas, universidades, centros de investigación y entidades gubernamentales; se había vivido una gran revolución tecnológica pero aún quedaba lejos de las escuelas y del público general. Precisamente, la llegada de la década de los 70 marcó el arranque de la computación personal y, por fin, las computadoras personales comenzaban a traspasar la frontera del sector profesional para llegar a los hogares y, sobre todo, a los grandes entusiastas de la tecnología y la electrónica que luego fundarían empresas como Apple, Microsoft o grupos de referencia como el Homebrew Computer Club.

En el año 1971 llegaría al mercado el primer computador personal comercial, el Kenbak-1, un dispositivo que se comercializó en forma de kit (aunque solamente se fabricaron 40 unidades) que marcó el punto de salida de una carrera que, posteriormente, continuarían el Altair 8800, con un gran éxito comercial, y computadoras como el IMSAI 8080.

En aquella época, computadores como el Altair 8800 se podían comprar a través de la revista Popular Electronics en forma de kit en el que se recibían las piezas y las instrucciones de montaje. Los aficionados a la electrónica podían construirse su propia computadora puesto que el ensamblaje lo hacía el propio usuario; una práctica que además abría las puertas al desarrollo de periféricos y expansiones por parte de los propios usuarios.

IMSAI 8080 interior.jpg

Interior del IMSAI 8080. Este computador es el primer "equipo clónico" de la historia dado que procede del Altair 8800

Viendo este éxito, IMS Associates, una empresa de hardware que había sido fundada por Bill Millard en 1972 y que tenía como sede social la propia casa de Millard, decidió reorientar su negocio para lanzarse a este nuevo nicho de mercado que suponían los computadores personales y los kits para aficionados. En 1975, con el éxito del Altair y poco meses después del lanzamiento del procesador Intel 8080, Bill Millard y su ingeniero jefe, Joe Killian, decidieron desarrollar un computador para entrar en este nicho y seguir los pasos del Altair 8800; un camino que decidieron arrancar, precisamente, mediante la "ingeniería inversa" y el estudio del "computador de la competencia".

La demanda del Altair 8800 era alta y los pedidos se servían a los 90 días con un pago por adelantado; unas condiciones que retardaban las aspiraciones de IMS Associates. Con la idea de empezar el proyecto lo antes posible, el equipo de IMS Associates consiguió tomar prestado un Altair mientras llegaba el kit que habían pedido y, fruto de este estudio, apostaron por evolucionar el computador para mejorar los problemas de montaje del Altair y reducir el número de conexiones que se realizaban mediante cables (minimizando la probabilidad de que el usuario cometiese fallos). Millard y Killian diseñaron una carcasa mejor que la del Altair, mejoraron las ranuras de expansión para que fuese fácil la conexión de periféricos y, lo más importante, apostaron por software de dominio público.

El Altair 8800 usaba el BASIC de Microsoft; por tanto, era necesario establecer un acuerdo comercial con la empresa de Bill Gates para usar ese sistema. IMS Associates no estaba en condiciones de establecer un acuerdo de licencias así que apostaron por una versión modificada de #1 que era un sistema parecido al CP/M de Gary Kildall.

El primer kit del IMSAI 8080 se terminó el 16 de diciembre de 1975 y, en 1976, la compañía cambiaría su denominación para llamarse IMSAI Manufacturing Corporation y así reflejar el cambio de orientación del negocio. El IMSAI 8080 también se anunciaba a través de la revista Popular Electronics y tuvo una muy buena acogida entre los aficionados a la electrónica; poco a poco, otros fabricantes apostarían por esta computadora y la dotarían de periféricos como unidades de cinta de casete y unidades de disco, un mercado secundario que propició que los aficionados se intercambiasen diseños y piezas para mejorar tanto el IMSAI 8080 como el Altair 8800.

IMSAI 8080 (3).jpg

El IMSAI 8080 es una pieza muy apreciada por los coleccionistas de computadores "retro"

El impacto del IMSAI 8080

A pesar del éxito del IMSAI 8080 entre los aficionados, el proyecto excedió el presupuesto con el que contaba IMSAI Manufacturing Corporation. La compañía entraría en bancarrota en 1979 y la marca IMSAI acabaría siendo adquirida por Fisher-Freitas Company que siguió fabricando computadores bajo esta denominación (aunque no seguían los diseños originales). A pesar de ser un buen computador, el IMSAI 8080 llegó tarde al mercado porque su tiempo de desarrollo se dilató mucho en el tiempo y, al poco tiempo de su lanzamiento, llegarían grandes pesos pesados al mercado (el Apple I llegó al mercado en julio de 1976 y el Apple II vería la luz en junio de 1977).

Además de ser el computador que usaba el protagonista de la película War Games, el IMSAI 8080 se extendió más allá del ecosistema de los aficionados a la electrónica. Este pequeño computador llegó a estar presente en pequeñas empresas como asistente para procesar datos, también estuvo presente en el sector bancario y en el de los seguros, fue uno de los primeros computadores personales que llegó a tener presencia en las escuelas e, incluso, sería adquirido por instituciones gubernamentales y militares.

War Games.jpg

Imagen promocional de War Games en la que se puede ver el IMSAI 8080

El IMSAI 8080 de War Games, y sus periféricos, se ha convertido en un icono del cine y, de hecho, esta computadora es una apreciada pieza para coleccionistas de computadoras y dispositivos electrónicos que han marcado historia.

Como curiosidad, el IMSAI 8080 que se utilizó en la película fue guardado durante años por Todd Fischer, que se encargó de suministrar el atrezzo para el rodaje de la cinta y el año pasado decidió ponerla a la venta manejándose un precio de 25.000 dólares por tan famoso ordenador personal.

Imágenes: Musée Bolo (EPFL), Frank Fujimoto (Flickr), Dan Century (Flickr), Vintage Computer y Le Grenier

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha