Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.
La portada de mañana
Acceder
El PP emite señales de hartazgo con Ayuso, por Esther Palomera
Yolanda Díaz: “Ahora toca activar el Gobierno y transformar”
OPINIÓN | 'Una guerra de casi 30 años', por Enric González

Tres años de ayudas congeladas de la Junta de Andalucía para los principales festivales de cine de Andalucía

Gala de inauguración del Festival Iberoamericano de Huelva en la edición de 2021.

Fermín Cabanillas

0

Cifras congeladas a pesar de las promesas. Es la conclusión principal que se puede extraer de la lectura del proyecto de ley del presupuesto de la Junta de Andalucía para 2023 en referencia a dos de los grandes motores de la cultura en las provincias de Huelva y Sevilla: sus festivales de cine.

Los 84.700 euros que contempla el presupuesto para el Festival de Cine Iberoamericano de Huelva y los 40.000 para el Europeo de Sevilla no solo son cifras bajas, sino que ninguna de las dos tienen incremento alguno respecto a las cuentas adjudicadas en 2021 que, al prorrogarse el presupuesto en 2022 arrojó las mismas cifras.

Echando un rápido vistazo a las cuentas de la Junta de Andalucía, tomando como primera referencia las del año 2018, al festival de Huelva se le destinó por la entonces Consejería de Cultura 77.000 euros. La cantidad subió al año siguiente a 84.700, y desde entonces no se ha tocado, y es la misma que se contempla en las cuentas para 2023.

Sevilla, sin embargo, comenzó a recibir ayudas de la Junta de Andalucía en 2020, y mantiene sus 40.000 euros como cifra fija. Huelva, por cierto, tiene unos 650.000 euros de presupuesto, y la cita cinéfila de Sevilla asciende a 1,4 millones.

Tranquilidad a la espera de abrir ediciones

Desde ambos festivales prefieren no entrar a valorar esta circunstancia, en pleno arranque el SEFF y a una semana de que Huelva suba el telón. A la espera de saber la valoración de la propia Consejería de Turismo, Cultura y Deporte, a la que ha pedido su versión elDiario.es Andalucía, lo cierto es que se aprecia algo parecido con otras citas cinematográficas y culturales en suelo andaluz.

Es cierto que la partida para el Festival de Málaga también está congelada, pero es la más alta, con 150.000. Para el Festival Internacional de Cine de Almería se contemplan los mismos 40.000 euros que para Sevilla en el próximo año.

Fuera de los cines, la congelación se convierte en recorte para la Fundación Miguel Hernández, que ha pasado de los 30.000 euros que recibía en 2018 a los 25.000 en 2021, 2022 y 2023. Una suerte similar corre la Fundación de Moguer dedicada al Nobel de Literatura Juan Ramón Jiménez, que no ha conseguido desde 2018 subir -ni bajar- de 45.964 euros, cifra redonda.

La Fundación Caballero Bonald, que en 2018 recibía 15.000 euros, ahora tiene congelados 25.000 desde hace tres anualidades. De nada ha servido que el pasado agosto, en los cursos de verano de la Universidad Internacional de Andalucía (UNIA) en Baeza, la directora de la Fundación, Josefa Parra, reclamase más apoyos para la entidad que dirige con el fin de ayudar no solo a mejorar la conservación y estudio de su legado, sino de facilitar que sea conocido por todas las personas interesadas en hacerlo.

Parra ha subrayado que el legado de su obra “no solo es muy importante, sino que es muy amplio”, aunque no tiene hoy día las facilidades que antes tenía para trabajar con él, porque “la cultura ha perdido no tanto en inversiones, sino en apoyo económico y espiritual de alguna manera de las instituciones”.

Patrono del Festival de Huelva

En el caso del Festival de Huelva, la falta de ayudas tiene una lectura más amplia. Cuando se comenzaron a plantear las cuentas para la edición, que comienza el viernes 11 de noviembre, la Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico había asegurado el dinero del año pasado, aunque su compromiso pasaba por duplicarlo igualmente y llegar hasta 170.000 euros. 

Se explicaba entonces, cerca de las elecciones autonómicas, que no tener presupuesto para 2022, sino uno prorrogado impedía ser más generosos, pero se ponía sobre la mesa que cuando se aprobaran las cuentas de 2023 se llegaría a 86.000 más. No ha sido así.

El Festival de Huelva, de hecho, tiene a sus patronos como principales vías de financiación. Son el Ayuntamiento de la ciudad, que aporta 350.000; la Diputación de la provincia, con 120.000 euros, y la Junta de Andalucía, con los 84.700 citados. Esta redacción ha hablado con el certamen onubense para saber si, aparte de las ayudas por ser patrono, el Gobierno andaluz aporta algo más por parte de algunas de sus consejerías o delegaciones. La aportación total es la citada.

Los más valorados

La cuestión tampoco es fácil si se miran las cuentas del Gobierno central respecto al Festival de Cine Iberoamericano. La edición que comenzará en unos días será la primera sin el Gobierno como patrono.

Hasta ahora, venía aportando una cantidad fija de dinero para el desarrollo de la cita cinematográfica (80.000 euros), y las ayudas que recibe ahora son concurrentes y no nominativas. Este año serán 60.000 euros.

Que el Festival de Sevilla no tenga más ayuda de la Junta llama la atención también porque este año ha vuelto a ser el más valorado por el Ministerio de Cultura a la hora de obtener ayudas directas para la organización, al conseguir una valoración de 93,75 puntos sobre 100 en esta convocatoria de 2022.

El festival sevillano repite en lo más alto del TOP 5, por delante de Gijón, Seminci de Valladolid o Zinebi de Bilbao, mientras que en el quinto lugar está el Festival de Huelva de Cine Iberoamericano, que suma 76,25 puntos.

De esta forma, las dos citas andaluzas se posicionan favorablemente a la hora de conceder sus ayudas para la organización de festivales y certámenes cinematográficos nacionales, a través del ICAA (Instituto de la Cinematografía y las Artes Audiovisuales).

En el caso del Festival de Huelva, es el primer año que se presenta a estas ayudas selectivas. Sevilla recibe 120.000 euros de ayudas estatales y el onubense 60.000.

Solo tres festivales del panorama nacional reciben ayudas directas, como San Sebastián, Sitges y Málaga, mientras que el resto deben hacerlo de manera competitiva dentro de estas ayudas, que cuentan con un presupuesto global de 1.353.900 euros, a las que se presentan más de 80 entidades culturales y cinematográficas. 

Etiquetas
stats