"Si yo me vacuno, que lo haga todo el mundo, que es bueno para todos"

El onubense Melchor Camacho, uno de los primeros vacunados, ante la residencia de Sevilla donde vive.

Son poco menos de las diez de la mañana cuando desde el centro de mayores Heliópolis de Sevilla salen los primeros residentes que han terminado de desayunar y van a dar su paseo mañanero. Este domingo, el desayuno ha sido distinto, ya que algunos de ellos han tenido una pequeña charla antes de salir a la calle. Son los escogidos que han aceptado vacunarse contra la Covid-19 en este centro de mayores, a los que se les ha dicho que no consuman alcohol durante la mañana y estén en el centro a la una de la tarde para recibir esa vacuna.

Araceli, Nicanor, Mónica y Socorro: los más golpeados por la COVID-19 reciben las primeras vacunas

Araceli, de 96 años, se convierte en la primera vacunada de España contra la COVID-19

Hace frío y mucho en la calle, en la barriada sevillana de Los Bermejales. Nada más salir del centro se ve la impresionante silueta del estadio Benito Villamarín, aunque la primera personas que baja las escaleras para dar un paseo lo hace en pantalón corto. Es Melchor Camacho, un hombre de 65 años natural de Minas de Riotinto (Huelva), uno de los elegidos para el reparto de las vacunas en Sevilla, donde también reciben hoy las vacunas en la Residencia Beato Juan Grande. A los 15 años se fue de su pueblo natal para trabajar en una empresa de Alcalá de Guadaíra, y ahora tiene su vida en esta residencia desde hace 4 años.

Para Camacho, “esto es algo que es bueno para todo el mundo, para que no se contagien unos a otros, siempre que no haga efecto y no haga daño, y esperamos que sea por el bien del todo el mundo”, ha dicho.

Melchor no ha hablado mucho con los demás usuarios sobre este momento histórico que se vive hoy. La Covid tiene separados a la gente que vive en el centro por prudencia. “Yo salgo poco, de vez en cuando a echar un cigarrillo y vuelvo”, aunque vuelve a repetir que todo el que pueda se vacune.

"Nos hemos librado de la Covid"

María Luisa Sánchez, una de las responsables de la limpieza del centro, ha pedido también que las personas que puedan se vacunen, para proteger "a mayores como los que nosotros cuidamos", además de felicitarse de que en esta residencia de ancianos no se han dado casos graves de Covid, mientras Francisco Martín, de 74 años, confía también en que la vacuna sea eficaz. “Se lo he dicho a mi hermano, que vive en San Juan de Aznalfarache, y me ha dicho que estupendo, que me vacune, aunque no sé qué va a hacer él”.

En este centro de mayores se van a vacunar unas 60 personas entre usuarios y trabajadores, y a todos se les ha pedido simplemente que no consuman alcohol en las horas previas y que estén atentos a cualquier reacción que les pueda dar la vacuna en los próximos días. Tienen vía libre para salir a pasear, pero con la premisa de volver a tiempo para la vacuna.

Durante la mañana, solo algunas personas han llegado a las puertas del centro, aparte de la prensa. Algunos familiares han llegado, han dejado bolsas con comida o enseres y se han ido. Una usuaria con movilidad reducida ha llegado en taxi poco después del mediodía. La han ayudado a subir las escaleras, le han desinfectado el andador y ha entrado en el centro. La activad en torno al edificio es la misma de cualquier día.

Enviadas 1.840 dosis

La comunidad autónoma andaluza ha recibido hoy un primer envío de 1.840 dosis que llegaron a primera hora de la mañana de este domingo y se han repartido desde las doce del mediodía en furgonetas a las ocho provincias andaluzas para el comienzo de su administración a los primeros grupos de riesgo integrados por personas mayores de residencias, personal sociosanitario y sanitarios de primera línea de COVID-19, como recoge la Estrategia de Vacunación de Andalucía. 

Estas primeras dosis se complementarán con repartos semanales por parte de la distribuidora farmacéutica hasta alcanzar las 868.725 dosis previstas para Andalucía en las próximas 12 semanas. 

Durante la jornada de este domingo se ha comenzado la vacunación en diversos centros hospitalarios de cada una de las provincias andaluzas y en diversas residencias de mayores de toda la comunidad. 

En concreto, se administrarán un total de 400 dosis en los centros hospitalarios mientras que el resto se destinará a los residentes de centros de mayores y a trabajadores sociosanitario.

De este modo, las primeras vacunas se inoculan en las residencias Buen Pastor I y Buen Pastor II, en Huelva, y en Sevilla, la Residencia Heliópolis y la Residencia Beato Juan Grande. El lunes, continuará la administración de este primer envío de vacunas en la residencia El Zapillo de Almería, en la residencia La Orden de Huelva y en el Centro Residencial de Estepona (Málaga).

Etiquetas
Publicado el
27 de diciembre de 2020 - 14:31 h

Descubre nuestras apps

stats