La portada de mañana
Acceder
Europa redobla la presión para poner fin a los cuatro años de bloqueo del CGPJ
Brokers fantasma y dinero desaparecido: el relato de las víctimas de un ‘criptofraude’
OPINIÓN | "Feijóo y el increíble hombre menguante", por Esther Palomera

Mochila de escalada Osprey Zealot 45

Mochila de escalada Osprey Zealot 45

Por Daniel García Jiménez

0

Seguimos a tope con los test de producto de la marca Osprey. En esta ocasión os traemos la nueva mochila diseñada por completo para la escalada deportiva, la Zealot de Osprey, un producto que, sin duda, no deja indiferente y nos ha dado muchas alegrías y buenas sensaciones durante el mes de uso intensivo al que la hemos sometido.

Hemos probado exactamente la Zealot de 45 litros de capacidad. Una mochila que, en un primer momento, nos sorprende enormemente por su comodidad. Bajo mi criterio creo que estamos posiblemente ante la mochila de deportiva más cómoda del mercado.

Es un modelo que cuenta con un soporte para la espalda de espuma Eva moldeada con el panel del bastidor, así como con una espalda muy firme y ergonómica, lo que nos permitirá llevar todo el material, comida, agua y de más objetos que sean necesarios de una manera muy agradable y cómoda.

Si llevas la Zealot 45, olvídate de esas aproximaciones incómodas en las que llegas al sector con la espalda cargada y dolorida por el peso del material porque la aproximación, por larga y dura que sea, nunca será un obstáculo o un quebradero de cabeza.

Este modelo presenta un diseño unisex, sobrio y elegante, con un volumen que a la vista puede parecer un poco justo, pero que una vez que empezamos a colocar el material nos vamos dando cuenta de la gran cantidad de espacio del que dispone y lo bien aprovechado que está. La verdad, es que en este caso 45 litros dan para mucho, por lo que no tendremos ningún problema de espacio para alojar y almacenar lo que necesitemos.

Fabricación y detalles

Fabricada con nailon ripstop de alta resistencia y nailon balístico 840D reciclado con certificado bluesing (sistema de homologación independiente, minimizando el impacto sobre el medio ambiente y salvaguardando la salud de las personas) lo que confiere a la mochila una gran resistencia a la abrasión al movernos en roca, entre ramas, por tierra etc. Algo que nos garantiza que podamos darle un uso intenso sin preocuparnos por su integridad. Además, el tejido cuenta con tratamiento repelente al agua sin PFC/PFAS.

El peso de la mochila es de 1,8kg, y presenta unas dimensiones en centímetros de 61 de altura, 37 de ancho y 29 de profundidad.

Dispone además de dos accesos, uno superior con un cierre rápido a modo de petate o mochila convencional, y otro muy amplio, con cremallera robusta en el cuerpo de la mochila, lo que nos permite un fácil acceso a todo el interior y así poder elegir el material que necesitemos de una forma rápida y sencilla.

A ambos lados de esta última abertura advertimos dos asas de trasporte para facilitarnos el traslado de la mochila de una vía a otra sin necesidad de cerrar la mochila.

También es importante reseñar que cuenta con un bolsillo interior y dos exteriores muy amplios, así como una solapa superior desmontable que nos servirá para llevar fuera la cuerda organizada, o incluso el casco, y así optimizar aún más el espacio.

Por último, incluye una lona para la cuerda con bucles para atar los extremos, que también podremos utilizar como lona para el material y así mantenerlo más protegido en esos pies de vía con mucha tierra suelta.

Tras todo lo citado anteriormente, nuestra conclusión después del test no puede ser mejor... Debo admitir que la Zealot 45 de Osprey nos ha fascinado. Es la mochila perfecta por su espacio, comodidad y su estilo elegante y minimalista.

Es un producto recio y duradero que soporta muy bien el trato duro. Su peso es algo elevado si estamos acostumbrados a mochilas de montaña o alpinismo, pero precisamente eso es lo que justifica su excelente comodidad y resistencia y, de echo, no debemos olvidar que es un producto muy específico para una actividad concreta.

Sin duda, un producto para pasar los días encadenando rutas, ya sea en el rocódromo, o en los sectores de nuestras escuelas favoritas. Eso si, la calidad no es barata, y el precio ronda los 170 euros, aunque debo decir que vale cada uno de los euros que pagamos por ella, y ya sabemos que Osprey nunca defrauda...

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats