Revilla remodela el Gobierno y recupera a Marcano como consejero de Industria y Turismo

Miguel Ángel Revilla y Francisco Javier López Marcano durante un acto en Torrelavega.

Francisco Javier López Marcano (Torrelavega, 1955) volverá al Gobierno de Cantabria por la puerta grande. El presidente autonómico, Miguel Ángel Revilla (PRC), ha decidido remodelar su Gabinete y recuperar para la primera línea política a uno de sus hombres de confianza, que tuvo que entregar su acta de diputado la pasada legislatura como consecuencia de una imputación por prevaricación de la que ya ha sido absuelto. Marcano regresará al Ejecutivo como responsable de la Consejería de Industria, de la que sale Francisco Martín, y asumirá más que probablemente las competencias de Turismo, hasta ahora en manos de la también regionalista Marina Lombó, que continúa como consejera de Educación.

Marcano queda libre de causas judiciales al archivarse la pieza de las subvenciones al Racing

Marcano queda libre de causas judiciales al archivarse la pieza de las subvenciones al Racing

Esta remodelación en el Consejo de Gobierno, que incluye también una reorganización de las áreas que dependen del PRC, convierte de la noche a la mañana al dirigente regionalista en uno de los políticos más poderosos de Cantabria, ya que quedarán también bajo sus órdenes algunas de las empresas públicas con mayor presupuesto, como Cantur y Sodercan. Además, supone una rehabilitación política en toda regla para Marcano, que se mete lleno en la pelea de una posible sucesión de Revilla, que ha expresado reiteradamente su deseo de que esta sea su última legislatura en el poder. El terremoto que provoca esta decisión tendrá consecuencias directas en el PRC, donde los también consejeros Paula Fernández y Guillermo Blanco partían como favoritos ante un hipotético relevo en el liderazgo regionalista.

López Marcano es licenciado en Filosofía y Letras por la Universidad de Valladolid y tras su salida de la política -aunque continuaba al frente del partido en la comarca del Besaya- había vuelto a la docencia, regresando a su plaza como profesor de instituto. Casi toda su carrera política ha transcurrido junto a Miguel Ángel Revilla, con quien comparte militancia desde 1987. Con anterioridad había formado parte de la Asociación para la Defensa de los Intereses de Cantabria (ADIC), germen del actual PRC y escuela de algunos de sus líderes más carismáticos. A lo largo de su dilatada carrera ha ejercido como concejal y alcalde de Torrelavega, diputado autonómico, director general y consejero de Cultura, Turismo y Deporte, entre otras responsabilidades.

Largo camino judicial

El pasado mes de enero quedó libre de todas las causas judiciales en las que estaba implicado al archivar el Juzgado de Instrucción número 3 de Santander la pieza de las subvenciones por importe de dos millones de euros anuales que se habían otorgado al Racing entre 2006 y 2011, porque "de las diligencias practicadas no resultan indicios de delito". Esta causa era la última que quedaba abierta contra el exconsejero y vicesecretario general de Política Institucional del PRC y se trataba de una pieza separada del denominado 'caso Racing', que se archivó en enero de 2017 después de costarle el escaño.

Tras las elecciones de 2015, Marcano se vio obligado a renunciar al acta de diputado del PRC para facilitar la investidura de Miguel Ángel Revilla como presidente de Cantabria, después de que Podemos pusiera como condición para abstenerse que PRC y PSOE dejaran fuera de las instituciones a sus "imputados por corrupción".

El llamado 'caso Racing', en el que Marcano estuvo imputado junto al exconsejero de Economía y expresidente del PSOE Ángel Agudo, nació de una querella presentada por la empresa pública Cantur bajo el mandato del PP, en la legislatura 2011-2015, tras haberse realizado una Comisión de Investigación en el Parlamento de Cantabria. También fruto de una querella de Cantur impulsada por el PP, fue juzgado por prevaricación en el caso de la 'Casa de los Gorilas' del Parque de la Naturaleza de Cabárceno, en el que también fue absuelto.

Tras salir indemne de todas las causas abiertas contra él, Miguel Angel Revilla denunció públicamente la "persecución" de la que, a su juicio, había sido objeto durante cinco años su "compañero y amigo" Francisco Javier López Marcano, y afirmó que estaría "encantado" de que volviera al Consejo de Gobierno, una puerta que ahora se abre definitivamente. En una reciente entrevista en elDiario.es, el propio Revilla no descartaba su vuelta inminente y confirmaba los rumores que tienen a Francisco Javier López Marcano en el centro de todas las miradas desde hace meses.

Martín, rumbo al Puerto

El regreso de Francisco Javier López Marcano supone a su vez la salida del Consejo de Gobierno de Francisco Martín. Este ingeniero de Caminos, Canales y Puertos y profesor de la Universidad de Cantabria asumió la cartera de Industria en 2015 y la revalidó en 2019, en ambas ocasiones por decisión expresa de Miguel Ángel Revilla dentro de las áreas del bipartito PRC-PSOE que son competencia de los regionalistas. Con este nombramiento, Martín dejaba atrás sus años como alto cargo vinculado al Partido Socialista, y es que previamente había desempeñado el cargo de consejero de Medio Ambiente del Gobierno de Cantabria, entre 2007 y 2011, y antes había sido director general de Obras Hidráulicas y Ciclo Integral del Agua, desde 2003 hasta 2007.

Con su salida de Industria, su más que probable destino es el Puerto de Santander, donde ya había sonado en varias ocasiones como posible responsable. Sin embargo, su nombramiento en sustitución de Jaime González, que acaba de dimitir, requerirá una serie de pasos burocráticos previos, ya que este organismo depende jerárquicamente de Puertos del Estado, es decir, del Gobierno de España, aunque la propuesta para la Presidencia de la Autoridad Portuaria de Santander se realiza desde el Gobierno de Cantabria.

Etiquetas
Publicado el
15 de enero de 2021 - 07:18 h

Descubre nuestras apps

stats