El 2020 fue un "auténtico desastre" para el tejido empresarial de Castilla-La Mancha con 741 empresas y 442 autónomos menos

Bar cerrado en Toledo

Como un "auténtico desastre" calificó el presidente de la patronal castellanomanchega, Ángel Nicolás, el 2020 para las empresas de la región, en un año que fue "aciago" para el conjunto de la sociedad, marcado por la crisis sanitaria y económica que se vive. "Vimos como se caía la actividad del día para la noche, los empresarios tuvieron que enfrentarse a una situación crítica", recordó Nicolás. En este sentido, aseguró que no se discuten las medidas sanitarias, "nunca lo haremos", pero si piden un "equilibrio" para rescatar a las pymes y autónomos afectados por la crisis.

"Para paliar tanta incertidumbre, las organizaciones empresariales dimos un paso al frente para defenderlas y ponernos a trabajar por y para ellas. Reclamando medidas fiscales y de financiación contundente, flexibilidad y también medidas de protección. En definitiva, lo que demandamos fue que se pusieran medidas reales y concretas encima de la mesa, para evitar la desaparición y quiebra de las empresa de Castilla-La Mancha", explicó Nicolás, Igualmente, destacó que se han puesto "todos los recursos" a disposición de las pequeñas y medianas empresas a través de una "intensísima labor" de asesoramiento personalizado.

Fue un "ingente trabajo" realizado para adoptar medidas "concretas" para las empresas y conseguir que se incorporasen las reivindicaciones en las medidas tomadas desde la administración. "Ha sido CECAM y sus organizaciones provinciales las que han estado sentadas negociando y peleando los intereses de la región para que salgan adelante". Entre otros, recordó que fue gracias a estas negociaciones que salieron adelante los ERTE y las prestaciones por cese de actividad, que "reclamamos urgentemente". "Las empresas llamaban todos los días pidiendo ayuda y hemos arrimado el hombro", explicó.

"Gravísima situación"

Sin embargo, el balance de 2020 deja 741 empresas menos registradas en la región y 442 autónomos menos también. La destrucción de empleo señala un aumento también en la tasa de paro que supera el 18%. A pesar de esta situación, desde CECAM reclaman que hay "falta de sensibilidad" hacia el tejido empresarial y su "gravísima situación". "No lo hemos creado nosotros. Las empresas somos unas damnificadas más en la crisis, lo que queremos es que se recupere cuanto antes la economía y el empleo", explicó.

Y es que la situación es límite, con empresarios y empresas "desfondados". Por eso piden que se estudien las medidas y se contemplen soluciones que contribuyan a paliar la situación. "Con posibles nuevas prórrogas de las limitaciones, vamos a escribir al Gobierno regional para que se estudie con profundidad", explica. "El daño económico es muy grande y es necesario afinar las medidas para salvar el tejido empresarial y el empleo", concluyó Nicolás.

Además, el presidente de la patronal regional advirtió de que no se puede depender de las ayudas europeas y que éstas no pueden dirigirse al incremento del gasto, sino que se deben invertir en modernizar la economía regional. "Celebramos las nuevas líneas de ayuda, pero son insuficiente y reclamamos que se contribuya a ayudar a estos sectores, como se está haciendo en el resto de los países europeos", afirmó. Por eso, insistió, se deben "matizar" muchas de las medidas para que no perjudiquen la salud pública pero sí tengan beneficios para las empresas, recalcó.

Etiquetas
Publicado el
26 de enero de 2021 - 14:27 h

Descubre nuestras apps

stats