Las personas con ludopatía que pidan ser vetadas en salas de juego de Castilla-La Mancha lo estarán en todo el país

Máquinas tragaperras en un establecimiento.

Un convenio entre el Gobierno de Castilla-La Mancha y el Ejecutivo central ha convertido a esta comunidad autónoma en la única de todo el país cuyo registro de personas con ludopatía que han solicitado que no les dejen entrar en locales de juego y apuestas -los denominados “auto-prohibidos”- sirva también para toda España. Es decir, estas personas no solo no podrán acceder a los establecimientos de este tipo ubicados en la región sino que su aparición en el registro les impide hacerlo en todo el país.

Publicidad bajo autorización y distancias entre locales y colegios: así se aplicará la Ley del Juego de Castilla-La Mancha

Publicidad bajo autorización y distancias entre locales y colegios: así se aplicará la Ley del Juego de Castilla-La Mancha

Este registro inscribe a quienes por sí mismos o a través de sus representantes, expresen su voluntad de ser excluidos de la práctica del juego o que estén inscritos en el epígrafe equivalente de la Administración General del Estado o en el de aquellas comunidades autónomas con las que se haya suscrito convenio. Hasta ahora, solo lo ha suscrito Castilla-La Mancha. También a quienes por sentencia judicial firme, hayan sido incapacitados para ejercer la actividad del juego.

Es una de las novedades de la Ley del Juego de Castilla-La Mancha que ha detallado el consejero de Hacienda y Administraciones Públicas, Juan Alfonso Ruiz Molina, con motivo de la aprobación de su Reglamento y régimen administrativo, que entra en vigor el próximo 30 de enero, seis meses después de la aprobación y publicación de la norma. Se trata de una de las leyes más ambiciosas del país en cuanto a las restricciones de las actividades de juego y apuestas. El objetivo es “conciliar la actividad económica de estas empresas con la protección de personas más vulnerables como los menores o aquellas que tienen problemas de ludopatía”.

Ante la “laxitud” de la norma anterior del Gobierno del María Dolores de Cospedal, el Ejecutivo castellanomanchego actual apuesta por esta norma para conjugar ambos intereses dando prioridad a la prevención y al juego responsable. Para ello, el Reglamento aprobado establece un amplio régimen administrativo para una “mejor ordenación” de la industria del juego e “intentando que sea una actividad moderada y responsable”.

El control de acceso a estos establecimientos es una de sus principales novedades. Será a través de un sistema automatizado de carácter biométrico, con registro previo de la cara o de la huella dactilar para impedir que entren menores o personas que han pedido voluntariamente que no se les permita el acceso por padecer ludopatía. Son los denominados “auto-prohibidos” y Castilla-La Mancha es la primera comunidad autónoma que ha firmado un convenio con el Ministerio de Hacienda para la automatización de sus registros con el estatal, de forma que si alguna persona figura en el registro castellanomanchego no solo podrá entrar en los locales de juego de este territorio, sino que tampoco podrá hacerlo en ninguno del país.

Registro de Interdicción

De esta forma, la ley regula con mayor detalle el denominado  Registro de Interdicción, como libro o sección específica del Registro General de Juegos de la comunidad autónoma. El objetivo es prohibir el acceso al juego tanto a aquellas personas que, por sí o a través de sus representantes, expresen su voluntad de ser excluidos de la práctica del juego, como a quienes, por sentencia judicial firme, hayan sido incapacitados para ejercer la actividad del juego, garantizando su interoperabilidad con los restantes registros al efecto.

La posibilidad de que el registro autonómico se convierta en estatal ya se contemplaba en la creación de esta herramienta pero hasta ahora ninguna comunidad autónoma lo ha formalizado con el Ministerio. Castilla-La Mancha ha decidido dar el paso para mostrar su “compromiso firme” con la erradicación de la adicción al juego y en su objetivo de hacer compatible la actividad económica del sector con la promoción del juego responsable.  

La Ley autonómica del Juego de Castilla-La Mancha incorpora otras novedades importantes como el establecimiento de un horario fijo para este tipo de establecimientos, que podrán abrir desde las 9.00 de la mañana hasta las 2.00 de la madrugada, y en vísperas de fiesta hasta las 3.00 horas. Actualmente, estas salas no tienen ningún horario y muchas de ellas cierran de forma similar al resto de establecimientos de ocio nocturno.

Y, como ya adelantó elDiarioclm.es, cuando se redactó el primer borrador, la normativa establece la prohibición de locales de juego a menos de 300 metros de los centros escolares de todo tipo. Los locales que actualmente no cumplan con este precepto dispondrán de un periodo de transición una vez caduque su licencia para hacer las modificaciones oportunas o mudarse a otro espacio. En cuanto a las prohibiciones de publicidad en el exterior que inciten o llamen al juego, otra de las novedades de la ley, el periodo para la renovación de rótulos será de entre tres y seis meses.

síguenos en Telegram

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats