Los retos de Castilla-La Mancha para conservar su biodiversidad que van mucho más allá del climático

Aves esteparias

Unas obras en la carretera de las lagunas de Ruidera, en la provincia de Albacete, está generando estos días un gran malestar entre los vecinos y empresarios del parque natural.

 Los materiales utilizados en su restauración han hecho saltar la voz de alarma porque, con las últimas lluvias, ha generado un río rojo que sigue el curso de la carretera y temen que termine en las aguas de las lagunas, provocando contaminación medioambiental además de poner en riesgo la seguridad de vehículos, peatones y ciclistas que circulan por la vía.

El Parque Natural de las Lagunas de Ruidera, a caballo entre las provincias de Albacete y Ciudad Real, es uno de los recursos que forman parte de la Red Natura 2000. Episodios como este, provocados directamente por la acción humana, revelan los riesgos a los que se expone la correcta conservación de la diversidad biológica.

Este 21 de mayo se celebra el Día de la Red Natura 2000 y es la principal herramienta para la conservación de la biodiversidad de la Unión Europea.

En breve, el Gobierno de Castilla-La Mancha volverá a sacar a información pública el Plan Director regional de esta red después de que el texto se quedase ‘anclado’ a finales de 2019.

Según ha podido saber elDiarioclm.es, se trata de introducir mejoras en el texto y definir las aportaciones hídricas necesarias para la conservación de hábitats y especies ligadas al agua, regular el sobrevuelo en toda la Red Natura 2000 castellanomanchega o definir corredores ecológicos, entre otras cuestiones.

Gema Rodríguez, responsable del Programa de Especies en Peligro de Extinción de WWF España lo califica de “una buena noticia porque había aspectos mejorables”.

En general, dice, los planes de gestión de la Red Natura 2000 no contemplan objetivos de conservación. “Por ejemplo el establecimiento de caudales ecológicos para la conservación de especies o la necesidad de coordinarse con los planes de cuenca, que son los que tienen que asegurarlo en las concesiones de agua. Es un reto”.

Alude también a las intenciones del Gobierno de Castilla-La Mancha de abordar las llamadas ‘Infraestructuras verdes’, una de las principales herramientas de la Unión Europea para hacer frente a las amenazas a la biodiversidad.

“Me consta que están trabajando ya en la identificación de corredores, de infraestructura verde” y confía en un “enfoque integral”, es decir, que se tengan en no solo los espacios protegidos sino “todas las zonas del territorio que nos proveen de servicios ecosistémicos y que conectan con espacios protegidos”.

Después llegará el momento de desarrollar los instrumentos que estos corredores no sean degradadas. “Esperemos que se regulen los usos del suelo y que no se permitan determinadas transformaciones o usos intensivos en estas zonas”.

“Poco que celebrar en el Día de la Biodiversidad”

Y si este viernes se celebra el Día de la Red Natura 2000, el sábado 22 de mayo se conmemora el Día Internacional de la Biodiversidad que recuerda la lucha contra la degradación de hábitats, la contaminación, la sobreexplotación en acuíferos o en la práctica cinegética, las especies invasoras o el cambio climático.

Desde WWF creen que “hay poco que celebrar” y eso a pesar de que España “es país bandera en materia de biodiversidad, ya que la mayoría de las especies europeas se encuentran en nuestro territorio y un 5% del total mundial”, explica esta especialista en Ciencias Ambientales.

Según la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), la biodiversidad “está muy amenazada” y el informe ‘State of Nature in the EU’ que emite cada seis años la Comisión Europea, con datos de los países, habla de que el 60% de las especies se encuentran en un estado de conservación desfavorable.

“En el caso de los peces de agua dulce la situación es alarmante porque el último informe habla del 100% de las especies en mal estado”, remarca Gema Rodríguez.

Esta situación no es muy diferente en una región como Castilla-La Mancha donde la superficie de la Red Natura 2000 (1.863.795,39 hectáreas) representa el 24,26 % del territorio regional y un 13,6% del total de la Red Natura 2000 en España.

“Esta región persisten varias amenazas sobre su biodiversidad como la intensificación agraria o la sobreexplotación del agua”, sostiene Gema Rodríguez, sobre una región que cuenta en su territorio con “especies muy emblemáticas” y a pesar de “un equipo de Gobierno comprometido”.

Y es que, dice, “se ha mejorado mucho con especies como el lince ibérico y también hay cierta mejoría con el águila imperial”. Sin embargo, las buenas noticias no lo son tanto para especies vinculadas al ámbito agrario como las aves esteparias.

“Esto tiene que ver con una transformación de cultivos que pasan de herbáceo a leñoso, con la reconversión a regadíos o la sobreexplotación de acuíferos”.

Tal y como está diseñada, la evaluación ambiental no supone una salvaguarda de la biodiversidad”

También reconoce que “preocupa” la proliferación de proyectos de huertos solares. “Hay una falta de capacidad de la Administración que está desbordada.

Además, cree que “muchos proyectos se aprueban con dudas sobre su impacto” y es que, señala, “cada comunidad autónoma puede ser más o menos laxa con la evaluación ambiental, con sus propios defectos crónicos que veníamos denunciando varias organizaciones”

En su opinión, “tal y como está diseñada, la evaluación ambiental no supone una salvaguarda de la biodiversidad”, lamenta, para apuntar a la “falta de transparencia o a la práctica de fraccionar proyectos” o al hecho de que la zonificación ambiental autonómica para evitar la implantación de fotovoltaicas en zonas vulnerables “llega tarde y no solo para las renovables, sino para todos los usos del suelo”.

La “necesaria” mejora para evitar las sueltas de granjas cinegéticas no autóctonas

Otro de los ‘talones de Aquiles’ en esta región es la “necesaria” mejora en la práctica de la caza “que tiene una repercusión sobre la biodiversidad que muy poca gente conoce. No hablamos de matar animales sino de las sueltas de granjas cinegéticas, a veces sin el suficiente control: por ejemplo, se suelta perdiz turca y no una especie autóctona”.

La hibridación termina por afectar a las especies ibéricas. De ahí que la propuesta principal de WWF de cara al futuro Reglamento de Caza que prepara Castilla-La Mancha pase por evitar este tipo de prácticas. “Que no se permitan estas sueltas sin comprobar que son ejemplares autóctonos y que se identifiquen los territorios reserva de estas especies autóctonas para que se conviertan en reductos de conservación”.

En cambio, destaca el trabajo realizado en esta región para evitar la presencia ilegal de venenos en el medio ambiente. "Se siguen detectando sobre pero la Administración está haciendo un esfuerzo al poner en marcha dos unidades especiales con personal especializado. Deben mejorar y considerar la tenencia de estos venenos como delito, entre otras cosas".

La educación ambiental y el “despertar ecológico” ciudadano

Castilla-La Mancha aprobó en enero un decreto para regular el funcionamiento de la Comisión de Educación Ambiental. Desde el pasado año la comunidad autónoma cuenta también con una Estrategia regional en este sentido.

¿Cuál es la importancia de la educación ambiental? El último informe mundial publicado por WWF y elaborado por la Unidad de Inteligencia de The Economist (EIU). Revela que el interés y la preocupación social por la naturaleza ha aumentado notablemente en los últimos cinco años (un 16%) y sigue creciendo durante la pandemia de la COVID-19.

Hay un “despertar ecológico” entre la ciudadanía, pero Gema Rodríguez advierte: "El problema es que la sociedad no sabe qué puede hacer para conservar la biodiversidad. Es algo mucho más ambiguo y amplio que el cambio climático en sí. El proceso en la pérdida de biodiversidad es mucho más complejo que la mera emisión de C02".

También serán importantes, recuerda, los fondos europeos de recuperación con partidas destinadas a restauración de hábitats o eliminación de tendidos eléctricos que causan mortandad a las aves. "El reparto de estos fondos debe ser sostenible porque el dinero público debe apoyar bienes públicos y no otro tipo de negocio que no genera externalidades positivas".

síguenos en Telegram

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats