La defensa de un activista al que piden año y medio de prisión aporta grabaciones que lo "exculpan", según la PAH

Movilización de la PAH de la comarca de La Safor.

La Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) ha aportado nuevas pruebas a la causa por un supuesto atentado contra la autoridad contra el activista Joan Cogollos, de 75 años, y dos personas de la mismas familia que iban a ser desahuciadas el 14 de septiembre del 2018 en Oliva. El activista, que se declara pacifista y discípulo espiritual de Gandhi y de Jesús, se enfrenta a una petición de pena por parte de la Fiscalía de un año y medio de prisión.

El hombre, miembro de la PAH, se habría abalanzado sobre un agente de policía "produciéndole daños en su hombro y uniformidad", según el relato del Ministerio Público. Además, mientras formaba parte de una "barrera humana" que intentaba parar el desahucio, también habría proferido "frases amenazantes", según el fiscal.

La PAH, sin embargo, ha aportado unas grabaciones "que prueban que, tanto el activista, como las otras dos personas acusadas, no agredieron a ningún agente de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad".

El juicio contra el veterano activista se suspendió el pasado 8 de febrero. La nueva vista, que se celebrará el próximo 1 de diciembre, contará, según la PAH, con las nuevas grabaciones y con una concentración de apoyo en la entrada del juzgado de Gandia.

La defensa de Cogollos, según ha anunciado la PAH, ha conseguido que la Guardia Civil aporte las imágenes. Así, el activista ha manifestado que se siente tranquilo porque los videos y los testigos de los hechos demuestran su inocencia.

La acusación contra Joan Cogollos ha despertado una ola de solidaridad en la comarca de La Safor. Con el lema "Jo també sóc Joan", cientos de personas se han solidarizado con el activista. La campaña ha contado con el apoyo de movimientos sociales, sindicatos y partidos políticos.

Publicado el
22 de noviembre de 2021 - 23:02 h

Descubre nuestras apps

stats