eldiario.es

Menú

Cultura

Two Door Cinema Club renace de sus cenizas en Lollapalooza Chile

- PUBLICIDAD -
Two Door Cinema Club renace de sus cenizas en Lollapalooza Chile

Two Door Cinema Club renace de sus cenizas en Lollapalooza Chile

Tres años después de haber colgado las guitarras, los norirlandeses Two Door Cinema Club se presentaron hoy en la edición chilena del Lollapalooza con un concierto con el que demostraron que siguen pisando fuerte y que han renacido de sus cenizas.

El trío formado por Alex Trimble, Sam Halliday y Kevin Baird saltó hoy a uno de los escenarios del parque O'Higgins con el ritmo contagioso de "Cigarettes in the Theatre" y "Undercover Martyn", dos de sus temas que tanto sonaron en la radio en 2010.

"It's been a while. Feels good to be back", dijo el líder de la banda, que se presentó en Chile por segunda vez, después de su debut hace cuatro años en el marco del mismo festival.

A finales de 2013 y después de completar un tour mundial con su segundo álbum, "Beacon", el grupo decidió darse un respiro para explorar sus identidades fuera de la banda: Trimble se fue a vivir a Portland, Baird se mudó a Los Ángeles mientras que Halliday decidió quedarse en Londres.

Sus fans, los llamados 'basement people'(gente de sótano por la letra de su hit "Undercover Martyn"), quedaron relegados a las profundidades de internet.

Pero tres años después, con su nuevo álbum "Gameshow", este grupo de amigos vuelve a pisar los escenarios con una fuerza apabullante y este domingo sus seguidores lo festejaron bailando, saltando y gritando de emoción. Su popularidad no parece haberse visto mermada por esa pausa.

Los primeros acordes de la animada "Something good can work" desataron una oleada de cabelleras al aire que se recortaron contra las dos pantallas gigantes del escenario.

Una llama hinchable también quiso unirse a la fiesta de los británicos y saltó por los aires en medio del colorista "What you know", la última canción de un espectáculo que dio el pistoletazo de salida a la segunda noche de la cita sónica.

Hasta que ellos aparecieron en uno de los principales escenarios del recinto, los espectadores pudieron disfrutar de Duran Duran, una de las bandas más longevas de la programación de este domingo, repleta casi por completo de proyectos iniciados durante la primera década del siglo XXI.

El grupo de Birmingham nacido en 1978 y liderado por Simon Le Bon enlazó durante más de una hora éxito tras éxito como "Come undone", "Notorious" u "Ordinary world".

Vestido con cazadora y vaqueros blancos, el energético Le Bon hizo despegar del césped a los 80.000 espectadores que a media tarde descansaban tumbados sobre manteles de pícnic.

Su pop rock estilo 'new romantic', que les propulsó a la fama en la década de 1980, parecía seguir vigente hoy entre los millennials que cantaron y bailaron sus temas sin parar.

Y es que, a pesar de cargar con casi cuatro décadas de escenarios, la formación británica se ha ido adaptando a los nuevos tiempos y ha actualizado sus sintetizadores, que hace tiempo dejaron de sonar ochenteros.

Incluso han dado paso a las bases electrónicas que se han escuchado en algunas canciones como "Reach up for the Sunrise", el sencillo de su álbum "Astronaut" que se lanzó en 2004.

La segunda jornada del festival, que en total congregó a 160.000 espectadores, 20.000 más que en los años anteriores, continuó por la noche con las actuaciones del canadiense The Weeknd y la fuerza roquera de los neoyorquinos The Strokes.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha