La gran banca registra el mayor beneficio desde el rescate en el año récord de despidos y cierre de oficinas

Entrada a una sucursal de Banco Santander. EFE/Fernando Bizerra Jr./Archivo

El año con el mayor número de despidos y cierres de oficinas acordados en los ERE de la banca ha terminado con el mayor beneficio registrado por los seis grandes bancos del país desde, al menos, el rescate financiero de hace una década. Esta media docena de entidades (Santander, BBVA, CaixaBank, Sabadell, Unicaja y Bankinter) han cerrado con un beneficio conjunto de 20.979 millones de euros, frente a las pérdidas que sumaron en 2020, principalmente por los resultados del grupo que preside Ana Botín.

En estas cuentas de resultados hay mucho de elementos extraordinarios, sucesos que provocan que de manera excepcional aumente el beneficio pero que desaparecerán para las próximas cuentas. Es el caso principalmente de CaixaBank, Unicaja y Bankinter. Estos tres bancos han disparado sus resultados fundamentalmente por el impacto de las fusiones, en el caso de las dos primeras, y por la salida a Bolsa de su filial aseguradora, en el caso de la tercera. Estos datos se normalizarán en 2022.

El mayor beneficio es el cosechado por Santander. La entidad cerró el año 2021 con 8.124 millones de euros de ganancias, frente a los 9.700 millones de pérdidas que cosechó en 2020 por la pandemia y diversos ajustes contables en sus filiales. El banco que preside Ana Botín ha revindicado esta semana que el resultado de su último trimestre es el mejor en los últimos 12 años, dando cuenta de los niveles récord en los que se mueven los números del grupo.

El segundo mayor beneficio es el cosechado por CaixaBank, con 5.226 millones de euros, un 278% más que un año antes. Si bien, es un caso con el extraordinario impacto contable que ha tenido la fusión con Bankia. De hecho, la compañía no cuenta con esa cantidad a la hora de repartir dividendo, sino que serán 2.359 millones de euros la base sobre la que se medirá. Aun con estas cifras, el resultado es casi el doble del que sumaban ambos bancos por separado en 2020. El Estado, accionista con el 16% del banco, recibirá 190 millones de euros en el primer gran dividendo desde que participa en CaixaBank.

Le sigue BBVA, que ha presentado sus cuentas este mismo jueves. El banco que preside Carlos Torres ha obtenido un beneficio de 4.653 millones de euros, un 250% más. Restando algunos efectos contables extraordinarios, el banco ha reivindicado en sus cuentas que su beneficio recurrente (unos 5.000 millones) es el más alto en 10 años y lo achaca al aumento de los ingresos y a haber tenido que reservar menos provisiones que en el año anterior ante la mejor situación de la economía.

Bankinter suma otros 1.333 millones de euros a la cuenta agregada de beneficio de los seis bancos que cotizan en Bolsa. Es un 320% más que un año antes, aunque lo achaca al impacto de haber sacado a Bolsa su filial Línea Directa. Unicaja, que ha absorbido este año a Liberbank, cierra el ejercicio con más de 1.100 millones de euros de beneficio frente a los 93 que sumaban por separado las dos entidades en 2021. Sin el impacto de la fusión, el resultado habría sido de 137 millones de euros. Sabadell obtuvo 530 millones de euros, aunque cosechó el mayor avance de los grandes bancos del país al haber ganado apenas 2 millones en 2020 por las fuertes provisiones durante la pandemia.

Los boyantes datos de beneficios contrastan con la situación que ha vivido la banca durante el pasado año y que se prolongará durante los primeros meses de este ejercicio. Casi todas las entidades, salvo Bankinter, presentaron ERE en sus plantilla, lo que ha provocado la suma de 19.000 despidos, la cifra más alta alcanzada en un año en la banca española. Además, se han cerrado miles de sucursales bancarias en estos procesos de recortes, a veces justificados como derivados de fusiones y en otras ocasiones como un proceso de digitalización.



Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats