Paradores prescinde de Naturgy por la subida de los precios de la electricidad

Óscar López, presidente de Paradores de Turismo.

Paradores ha decidido no renovar a Naturgy como suministrador de electricidad para sus servicios centrales y su red de establecimientos, después de que la antigua Gas Natural propusiera a la empresa estatal una subida de precios del 25% en el término de energía para 2019, que se habría traducido en un aumento del precio final superior al 13%.

El pasado 25 de octubre, el consejo de administración de Paradores acordó no prorrogar este contrato, que obligaba a ofrecer un precio fijo para todo el año, ante la subida que proponía Naturgy a partir de enero. La empresa justificaba el aumento propuesto en el comportamiento alcista del mercado mayorista de electricidad (conocido como pool).

Aceptar ese sobrecoste habría supuesto "un incremento económico de aproximadamente 860.000,00 €/año" y "un aumento de precios de la electricidad superior al 13,00%", según el máximo órgano de gestión de Paradores, presidida desde el pasado julio por el socialista Óscar López.

Paradores había elegido en diciembre de 2017 como suministradora a Gas Natural Comercializadora por 6.872.729 euros para el primer año de vigencia del contrato, un 16,7% por debajo del presupuesto base de la licitación, valorada en total en 24,7 millones, incluyendo las dos posibles prórrogas. Al proceso se presentaron otras tres ofertas y la de Naturgy fue la "económicamente más ventajosa".

El contrato establecía que, hasta el momento de negociar las prórrogas, los precios fijos ofertados no sufrirían "variación alguna" durante un año y solo cambiarían "por el importe de las variaciones que la legislación vigente determine en los peajes de acceso del término de energía u otros componentes regulados trasladables al precio del término de energía".

Ahora, y tras la decisión de no renovar el contrato con Naturgy a partir de enero, Paradores ha tenido que poner en marcha otro concurso, valorado en 25,4 millones (sin impuestos) para un máximo de tres años. Esta vez no se exige a los licitadores que oferten un precio fijo para la luz para todo el año, pero sí que presenten ofertas con y sin certificado de garantía de origen 100% renovable.

Paradores "se reserva el derecho a elegir la alternativa más conveniente, en función del equilibrio entre el coste que oferten los licitadores y la sostenibilidad ambiental".

Subida del 24% en el gas

La empresa estatal tampoco va a renovar su actual contrato de suministro de gas, que también vencía el 31 de diciembre, tras rechazar la propuesta de revisión de precios de Unión Fenosa Gas, cuya propiedad comparten Naturgy y la petrolera italiana ENI. La subida que pretendía aplicar la empresa (que tiene autonomía respecto a Naturgy en este tipo de concursos) era del 24%.

Según Paradores, habría supuesto un sobrecoste de 320.000 euros anuales con respecto al contrato original, que establecía un precio de 1,425 millones para este año.

Este año, el petróleo Brent (al que está referenciado el precio del gas) ha llegado a cotizar a su nivel más alto desde 2014, mientras que el pool eléctrico acumula una subida interanual del 8,4%. Las subidas que ha experimentado el mercado mayorista eléctrico desde mayo han tenido un impacto directo en el recibo de los consumidores y han obligado al Gobierno a suspender dos impuestos a las eléctricas para tratar de frenar la escalada.

En octubre, el precio medio subió un 14,6% interanual, aunque fue un 8,7% inferior al de septiembre, tras las medidas aprobadas por el Ministerio para la Transición Ecológica y la mayor aportación eólica.

"A pesar de que en octubre se ha roto la tendencia alcista de 6 meses consecutivos en el pool, seguimos en una escala de precios altos. De hecho, octubre ha sido un 22,5% más caro que la media de los últimos cinco años de su serie (53,23 €/MWh) y el segundo mes más caro de 2018, después de septiembre (71,27 €/MWh)", según el último informe mensual de la consultora energética Grupo ASE. Los futuros de 2019 apuntan a un precio medio de unos 60 euros, un 6% superior al de lo que va de 2018.

En septiembre, Naturgy ya decidió romper unilateralmente varios contratos con grandes clientes como AC Hoteles, Mutua Madrileña, Iridium (ACS) o Pontegadea (de Amancio Ortega) y más de un centenar de fábricas del sector automovilístico en Galicia ante la imposibilidad de aplicarles la subida de la luz, tal y como avanzaron El Confidencial y El Faro de Vigo.

Hasta septiembre, las ventas de la actividad de comercialización eléctrica de Naturgy fueron "relativamente estables", pero sus márgenes "experimentaron una presión significativa a la baja como resultado de los contratos de venta a precios fijos basados en precios forward por debajo de los precios actuales del pool, que se han incrementado por la subida del precio de las materias primas en general, y del CO2 en particular", según el último informe de resultados de la eléctrica.

"Naturgy está en proceso de rebalancear [sic] su cartera de contratos de comercialización eléctrica reemplazando contratos a precio fijo con contratos variables o indexados, mejorando la perspectiva de márgenes para los próximos trimestres", añade el informe remitido el lunes a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

Etiquetas
Publicado el
11 de noviembre de 2018 - 21:00 h

Descubre nuestras apps

stats