eldiario.es

9
Menú

Un coche eléctrico realista que se venderá (de momento) en China

Renault ha decidido hacer debutar el K-ZE en China debido al crecimiento extraordinario de la demanda de coches eléctricos en este mercado

- PUBLICIDAD -
Renault K-ZE.

Renault K-ZE.

La marca francesa Renault ha aprovechado que jugaba en casa, en el Salón del Automóvil de París, para exhibir su poderío en el vehículo eléctrico, que se inscribe dentro del plan estratégico Drive the Future. Según ha informado el presidente de la firma, Carlos Ghosn, en 2019 se disponen a lanzar en China un modelo 100% eléctrico asequible, el K-ZE, y al año siguiente estarán listas las versiones híbridas e híbridas recargables de tres de sus vehículos más populares: Clio, Captur y Mégane.

Ghosn ha desvelado también en el Mondial de l’Automobile la nueva plataforma AEX, ligada al coche eléctrico, conectado y autónomo, y su declinación en un prototipo de lujo denominado EZ-Ultimo, que incorpora conducción autónoma de nivel 4 y completa la trilogía compuesta por los concept cars EZ-Go, diseñado como robotaxi, y EZ-Pro, un vehículo de entrega de última milla.

El Renault K-ZE es un SUV del segmento A con una autonomía eléctrica de 250 kilómetros, según el nuevo protocolo de homologación WLTP. Además de un extenso equipamiento que comprende sensores de estacionamiento trasero, cámara de marcha atrás y pantalla central con navegador, el modelo dispone de un doble sistema de carga compatible con las tomas domésticas y las de las infraestructuras públicas.

El Renault K-ZE es un pequeño SUV con una autonomía eléctrica de 250 kilómetros.

El Renault K-ZE es un pequeño SUV con una autonomía eléctrica de 250 kilómetros.

La marca del rombo ha decidido hacer debutar el K-ZE en China debido al crecimiento extraordinario de la demanda de coches eléctricos en este mercado. De su fabricación se encargará e-GT New Energy Automotive Co, una joint venture constituida por el fabricante local Dongfeng Motor Group y Nissan, socio global de Renault.

Ghosn se explayó en explicar que las nuevas formas de movilidad, y en especial el conectado y autónomo, están transformando ya la experiencia a bordo de un coche. De ahí que haya emprendido un acercamiento a la industria editorial y firmado un acuerdo con el Grupo Challenges para alumbrar el concepto AEX (Augmented Editorial Experience. En vehículos donde no será necesario atender a la carretera, se trata de proporcionar –en palabras del presidente– “un contenido editorial premium, combinado con una experiencia reinventada a bordo, tanto para el conductor como para los pasajeros”.

Ningún coche mejor para imaginar lo que será conducir en el futuro que el concept EZ-Ultimo, concebido para rastrear hasta dónde puede llegar el automóvil no necesitado de intervención humana gracias a los avances en conducción autónoma. El habitáculo, asimétrico y con espacio para tres personas, cuenta con asientos revestidos de cuero verde oscuro, el suelo es de madera de nogal americano, y hasta se dispone de una mesita de mármol donde trabajar.

Ningún coche mejor para imaginar lo que será conducir en el futuro que el concept EZ-Ultimo.

Ningún coche mejor para imaginar lo que será conducir en el futuro que el concept EZ-Ultimo.

Con razón afirma Laurent Negroni, diseñador del interior, que “cuando cierras la puerta, olvidas que estás en un automóvil”. El acceso al habitáculo se realiza a través de una única puerta situada en el lado derecho y con apertura hacia arriba, estilo alas de mariposa.

Además de todo lujo, el imponente EZ-Ultimo, de 5,8 metros de largo y solo 1,35 de alto, es un compendio de avanzadas tecnologías como radar, láser lidar, cámaras y sensores ultrasónicos que lo conectan con la infraestructura y con un centro de supervisión que asiste al conductor.

- PUBLICIDAD -