La portada de mañana
Acceder
La normalidad pre-COVID volverá como pronto a finales del próximo verano
Los documentos de Amazon: "Es un periodista crítico y muy próximo a los sindicatos"
OPINIÓN | El virus que agrava una sociedad infantilizada, por Rosa María Artal

Azpiazu teme que si se prolonga el cierre de las hostelería habrá que revisar a la baja las previsiones económicas

El consejero de Economía y Hacienda del Gobierno Vasco, Pedro Azpiazu.

El consejero vasco de Economía y Hacienda, Pedro Azpiazu, ha reconocido que si prolonga el cierre de la hostelería para evitar la propagación de la pandemia de COVID-19, habrá que revisar a la baja las previsiones económicas del Gobierno Vasco. Por otro lado, ha apuntado que los Presupuestos vascos para 2021, que se presentarán en torno al 15 de diciembre, para ser aprobados en el Parlamento Vasco a mediados de febrero, crecerán "bastante por encima del 1%" respecto a los de este ejercicio.

En declaraciones la Cadena Ser, recogidas por Europa Press, Azpiazu ha señalado que la COVID-19 está atacando "de forma más intensa, se han tenido que tomar medidas, como el cierre de la hostelería, y esto tendrá un impacto". En este sentido, ha dicho que a mediados de diciembre el Gobierno Vasco tendrá el dato definitivo del tercer trimestre y hará previsiones nuevas "para ver lo que ha pasado". No obstante, ha llamado a no "alterarse en ese sentido, por que si no, tenemos la tentación de dar malos mensajes y malas previsiones". "Hay que hacerlo con calma y veremos lo que sale. Si ocurren temas como el de la hostelería y esto es continuo, evidentemente habrá que revisar a la baja las previsiones", ha reconocido.

Dicho esto, ha instado a "darnos un poquito de esperanza y ver lo que pasa", para dar las previsiones económicas "con un poco más de información y de calma". Preguntado por los Presupuestos vascos para 2021, el responsable de Hacienda ha insistido en calificarlos de "valientes", en el sentido de que el Ejecutivo Urkullu no va a "racanear para aquellas cuestiones que son absolutamente necesarias e imprescindibles, como el gasto sanitario, educación o ayudar a los que lo necesitan en esta situación, además de políticas sociales, el impulso a la actividad económica, etc".

Tras apuntar que el IPC está en torno a cero, o incluso en decrecimiento, ha manifestado que "si cualquier crecimiento por encima de 1% es un Presupuesto expansivo, en ese sentido será bastante, bastante expansivo", lo que supone que las Cuentas vascas tendrán "bastante más que el 1% de crecimiento". Sobre la cantidad que se lleva gastada en Euskadi desde el inicio de la pandemia, Azpiazu ha aventurado que la "factura" puede estar cercana a los 1.000 millones de euros. De esa cantidad, unos 500 millones proceden del Gobierno de España para gasto sanitario, gasto educativo y políticas sociales, aunque no se ha recibido todavía toda esa cantidad.

Etiquetas
Publicado el
11 de noviembre de 2020 - 21:24 h

Descubre nuestras apps

stats