La consejera de Salud se estrena pidiendo "prudencia, prudencia, prudencia" en el día con menos tasa de positivos en semanas

El portavoz del Gobierno, Bingen Zupiria, junto a la consejera vasca de Salud, Gotzone Sagardui

314 casos positivos de 8.519 pruebas PCR realizadas. Es el 3,68% y Euskadi no conocía una tasa de positividad tan baja desde hace semanas, desde finales de julio y principios de agosto. La Organización Mundial de la Salud (OMS) considera como un indicador de seguridad que la cifra baje de la barrera del 5%, un porcentaje al que se había acercado Euskadi tras algunos picos del entorno del 10% y que ahora ha bajado por vez primera con claridad. La nueva consejera de Salud, Gotzone Sagardui, ha podido presentar este dato en su primera comparecencia pública en dos semanas como consejera -y al parecer veinte desde que le propusieron el cargo, según ha dejado entrever ella misma- pero ha optado por la cautela porque "de un día para otro puede haber muchos cambios". "Prudencia, prudencia, prudencia", se ha desgañitado.

La crisis del coronavirus: mapas y gráficos de su expansión en Euskadi

La crisis del coronavirus: mapas y gráficos de su expansión en Euskadi

"La situación mantiene la tendencia estable. La tendencia es lentamente decreciente. Pero todavía debemos mantener la prudencia", ha insistido Sagardui, que incluso aprecia esa mejora en el ámbito más sensible a los contagios, las residencias de mayores. Las autoridades sanitarias ya explicaron que no existen focos importantes activos en Euskadi después de meses con rebrotes casi diarios, aunque la consejera sí ha concretado que han aparecido 23 casos ya en la residencia universitaria Miguel de Unamuno de Bilbao. También han aparecido algunos positivos en otro colegio mayor de la ciudad, el de Deusto, aunque allí "la situación está más controlada". Igualmente, hay en marcha cribados entre los temporeros, tanto en la campaña del txakoli como en la del vino de Rioja Alavesa. Se han detectado casos, la consejera no ha ofrecido los datos concretos pero sí ha indicado que "salvo en una ocasión" el resto de positivos se diagnosticaron antes de que empezaran a trabajar, lo que ha minimizado posibles brotes. En Zestoa, además, no se han detectado nuevos casos en 24 horas aunque el fin de semana se adoptaron algunas medidas restrictivas.

Según los datos del Servicio Vasco de Salud, de los 314 nuevos casos 167 son de Bizkaia, 87 de Gipuzkoa y 52 de Álava. Hay además 8 personas de fuera diagnosticadas aquí. La incidencia media en las últimas dos semanas es de 495,14 casos, lejos ya del tope de 630. Eso sí, el denominado R0 -positivos derivados de cada caso- se acerca de nuevo a la barrera de riesgo (1), aunque todavía continúa por debajo de ella (0,98). Por encima de 1 se considera que la pandemia está en expansión. Por localidades, es Vitoria la ciudad con más casos (48). En Bizkaia, Barakaldo (29) tiene casi tantos como Bilbao (34) y en Getxo han aparecido 22. En Gipuzkoa Donostia baja hasta 20 y el resto de casos están muy repartidos.

En cuanto a la situación asistencial, son 341 las personas ingresadas, 33 de ellas en las últimas 24 horas. En la UCI hay graves 55 personas. Un día más, Osakidetza no facilita información sobre los fallecimientos, aunque se producen diariamente como se constata en los boletines de las Diputaciones con datos de las residencias. Por otra parte, el Departamento de Educación ha informado de que 162 colegios tienen algún caso de COVID-19 que ha obligado a clausurar 260 aulas de un total de 17.554 (1,48%). Ningún colegio está cerrado del todo.

"Mi puerta estará abierta" para los sindicatos

Sagardui, que hasta ahora no había comparecido, ha aprovechado su primera intervención para "agradecer" el trabajo de su predecesora, Nekane Murga. Ha dicho estar conociendo "poco a poco" el Departamento y no ha querido concretar si continuará contando con el hasta ahora 'número dos', Iñaki Berraondo' y con el director general de Osakidetza, Juan Diego, que no ha tenido ningún protagonismo en la pandemia. Sí es público ya el relevo en la jefatura de gabinete, de la que sale Isabel Octavio y en la que entra Imanol Zuluaga, de la confianza de Sagardui cuando ambos coincidieron en Lanbide. Sagardui mantendrá el equipo de comunicación de Murga.

También, como respuesta a las movilizaciones de los sindicatos, ha mostrado mano tendida. "Mi puerta está y estará abierta", ha indicado en respuesta a los periodistas. "Voy a estar con todos. Empezamos esta misma semana. Creo que podemos trabajar conjuntamente", ha añadido Sagardui.

Etiquetas
Publicado el
22 de septiembre de 2020 - 14:08 h

Descubre nuestras apps