Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.

Voló un dron sin permiso sobre un concierto en Plasencia, y se enfrenta a 70.001-250.000 euros de multa

Imagen de archivo de un dron

elDiarioex

0

La Policía Nacional ha identificado al responsable del vuelo con dron realizado durante el concierto de Omar Montes el pasado 8 de junio en la plaza de toros de Plasencia, sin permiso, seguro, ni haber realizado las comunicaciones necesarias, por lo que se enfrenta a una sanción de entre 70.001 y 250.000 euros.

Ese día se realizaron maniobras con un dron que despegó del escenario, sobrevoló a los asistentes y atravesó la pirotecnia del concierto, según ha informado este lunes el cuerpo policial.

El hombre, de 35 años, fue identificado al día siguiente después de que la Unidad de Seguridad y Protección Aérea de la Jefatura Superior de Policía de Extremadura observara numerosas imágenes y grabaciones de video del evento publicadas por él mismo en redes sociales.

Tras ello, los agentes contactaron con el hombre con el fin de aclarar lo ocurrido y de que aportara los permisos y comunicaciones necesarias para este tipo de vuelos con dron. 

Si bien, “lejos de ningún tipo de colaboración por parte del investigado”, aportó datos erróneos de terceras personas y distintas versiones contradictorias “con el único fin de evitar las posibles acciones o sanciones”.

La Unidad de Seguridad y Protección Aérea comprobó en distintas imágenes y videograbaciones cómo el piloto despegó el aparato desde el mismo escenario, a escasos metros del cantante y otros miembros del equipo, “sin limitación física o señalamiento”.

Atravesó con él las columnas de pirotecnia frente al escenario y sobrevoló al público, con el consiguiente peligro para los asistentes, “sin uso de los 'sticks controller' y sin realizar las pertinentes comunicaciones” pese a encontrarse en zona de seguridad por dos helipuertos cercanos, del Servicio Extremeño de Salud y del Plan Infoex.

Además, carecía de seguro de responsabilidad civil y de permisos como operador UAS.

Todo ello, llevó a los agentes a la conclusión de que el hombre, que ya contaba con al menos una propuesta de sanción similar anterior, tenía conocimiento de las irregularidades que había cometido, por lo que ha sido propuesto para una sanción administrativa profesional calificada como grave, cuya cuantía económica oscila entre los 70.001 y 250.000 euros.

Etiquetas
stats