La portada de mañana
Acceder
Moncloa aceptó a Espejel y Arnaldo para tener nueve años de mayoría en el TC
Cena familiar o de empresa: así es el riesgo de contagio durante las fiestas navideñas
Opinión - 'Matan la filosofía, asesinan el futuro', por Elisa Beni

Los sanitarios del hospital de IFEMA denuncian caos y falta de equipos de protección: "¿Cómo no nos vamos a contagiar?"

Uno de los pabellones del recinto ferial Ifema, que se preparan para albergar 1.396 camas para atender a pacientes de coronavirus

"¿Cómo no nos vamos a contagiar?", se pregunta una médica que trabaja desde hace unos días en el hospital de campaña improvisado en Ifema levantado en tiempo récord para atender a la emergencia sanitaria de la COVID-19, que mantiene colapsados todos hospitales de Madrid. "Hasta ahora los equipos estaban siendo buenos pero desde este fin de semana han desaparecido. Luego se preguntan que por qué estamos cayendo", añade.

Un día en el hospital de campaña de Madrid: "Las altas de las personas mayores son las más emocionantes"

Un día en el hospital de campaña de Madrid: "Las altas de las personas mayores son las más emocionantes"

Estos médicos y otros sanitarios denuncian las condiciones en las que están trabajando desde el domingo cuando "de repente", aseguran, desaparecieron los equipos de protección y las medidas de descontaminación para los profesionales que atienden diariamente a los cientos de pacientes que se encuentran en el recinto ferial levantado con ayuda del Ejército y que gestiona la Comunidad de Madrid. Estos equipos, explican, se han sustituido por bolsas de basura para pies y cabeza y mascarillas que no les protegen.

"Nos están obligando a ir al matadero", se lamenta otro médico que explica que esta mañana "las compañeras de atención primaria han entrado a las 9 horas en vez de a la 8 porque los que coordinan IFEMA pretendían que pasasen solo con mascarilla quirúrgica y guantes".

Todos los sanitarios coinciden en que el hospital de IFEMA "es necesario" para descongestionar los hospitales, pero defienden que la falta de EPIs ponen en peligro a los profesionales en un lugar con una alta concentración vírica. También se quejan de la "desorganización" en los turnos que ha llevado a muchos médicos y enfermeras a quedar hacinados en una sala esperando su turno para trabajar.

Los profesionales denuncian también que los vestuarios incumplen todas las medidas de seguridad para evitar contagios y expansión del virus. "Hasta ahora se había reclutado a numeroso personal voluntario pero muchos estudian negarse a continuar trabajando en esas condiciones y negarse a regresar a IFEMA", explica en un comunicado Comisiones Obreras (CCOO). "Hoy repartían bolsas de basura, en lugar de gorros para proteger el cuero cabelludo y con batas verdes que no son de protección a las que se añade un delantal de plástico blanco", explican.

Los sanitarios que acudieron este domingo a trabajar al hospital de campaña en Ifema se encontraron además con que "de repente" se había desactivado el arco de entrada que ayudaba a los profesionales a ponerse los equipos de protección. Los profesionales (médicos y enfermeras) han dejado de contar con esa ayuda para vestirse, desvestirse desinfectarse. Este lunes ese dispositivo tampoco estaba.

"Es inadmisible la situación en las que nos están haciendo trabajar", lamenta un enfermero del sindicado Satse en conversación con eldiario.es. "Te tienes que desvestir tu con toda la cantidad de errores se pueden cometer. La única explicación de nuestros responsables sanitarios es que es la nueva normativa", explica.

El personal sanitario se queja también de la falta de organización. "El pasado viernes estaban convocados 60 residentes de los cuales solo entraron a trabajar diez", relata Sheila Justo, presidenta del sector médicos Jóvenes y MIR de AMYTS, el sindicato mayoritario de Madrid. "Se debía hacer un relevo a mitad de turno que nunca se produjo, por lo tanto se quedaron 50 hacinados en una sala fuera", lamenta. Esta misma situación, explican desde AMYTS, se ha producido este lunes cuando unas cuatro decenas de profesionales se han quedado hacinados en una sala a la espera de que se les requiriera para trabajar.

Otro médico narra como el volumen de pacientes ha ido en aumento que ha provocado la convocatoria y llegada de más médicos residentes "sin informarles sobre la organización ya establecida". "Se ha dado lugar a un desconocimiento de los protocolos estandarizados o sobre el manejo de los pacientes. Falta supervisión en los controles, equipos de protección y todas estas incidencias nos conducen a una situación más al límite aún", añade.

Desde la Comunidad de Madrid reconocen que el turno de la tarde del domingo "hubo un problema de organización que ha provocado algunas protestas". El propio coordinador general del hospital, Fernando Prados, ha asumido esos problemas y ha pedido disculpas en su cuenta de Twitter.

No obstante, desde el Gobierno regional aseguran que "sí hay material de protección y se está entregando a los sanitarios". "Es el material reglamentario fijado por el Ministerio, y hay profesionales que deciden, además, cubrirse con batas, gorros y calzas de bolsas de plástico, pero esa es su decisión", añaden.

"Cientos de profesionales están trabajando de forma modélica e infatigable para atender a cientos de pacientes de COVID-19 en este Hospital temporal de la Comunidad de Madrid", explican estas mismas fuentes. Un hospital que lleva 1.110 ingresos acumulados y 424 altas. Durante este lunes está previsto que entre en funcionamiento el pabellón 7, "por lo que el 5, que era provisional, se dejará de usar", explican desde la Comunidad de Madrid. Con el 9 y el 7 abiertos habrá 1.300 camas.

Etiquetas
Publicado el
30 de marzo de 2020 - 17:34 h

Descubre nuestras apps

stats