La portada de mañana
Acceder
La monarquía cuesta a los españoles mucho más de lo que reflejan sus cuentas
Verano sin mascarillas en el exterior y con vacunas, pero aún con restricciones
Estudiantes y salud mental en la era COVID: "Creía que no podía y me preguntaba si valía para esto"

El Defensor del Pueblo reprende al Ayuntamiento de Madrid por el ruido de las 'terrazas Covid'

Un momento de la protesta de SOS Chamberí ante la sede de la Comunidad de Madrid

El Defensor del Pueblo ha abierto una investigación sobre el ruido de las terrazas provocado por la "flexibilización" de las autorizaciones facilitada por el Ayuntamiento de Madrid, que ha permitido la colocación de más de 5.700 nuevas mesas de veladores en las calles de Madrid. "En algunos distritos de la capital como el de Chamberí hay tal aglomeración de instalaciones que los viales públicos se encuentran colapsados", indicando en una carta enviada a la asociaciones de vecinos El Organillo, explicando sus últimas acciones.

La institución dirigida por Francisco Fernández Marugán abre diligencias para investigar la acción del equipo de Almeida y Villacís después de que esta asociación, que forma parte del movimiento SOS Chamberí, se dirigiera a este organismo público para pedir ayuda contra el ruido generado por estos veladores, que han incrementado notablemente las molestias nocturnas a los vecinos de esta y otras zonas de Madrid.

"Esta institución no es ajena al problema que traslada, en relación con el incremento de molestias que está ocasionando la proliferación de instalaciones de terrazas en vía pública", apunta el Defensor del Pueblo, que relata el traslado de todas las quejas al Ayuntamiento, entre ellas "el abuso" de algunos hosteleros con respecto a las medidas de flexibilización: "Sobrepasan el aforo máximo, incumplen el horario de cierre, las instalaciones de mesas y sillas ocupan mayor espacio del autorizado, los viandantes tienen dificultad para transitar por la acera", entre otras cuestiones.

El Defensor del Pueblo critica duramente la respuesta ofrecida por el Ayuntamiento a esta situación, provocada por favorecer "el impulso de la actividad económica" y excusándose en que "no es fácil conseguir un acomodo conforme a todos los sectores afectados". Las palabras de la institución son tajantes y critican de forma clara la actuación de la corporación de Almeida: "Parece olvidarse de todas aquellas personas que tienen derecho a exigir un ambiente adecuado y libre de molestias intolerables", recuerda Marugán.

"No se puede priorizar el desarrollo de actividades mercantiles, que tienen el deber de hacerlo conforme a las condiciones técnicas y jurídicas establecidas en la normativa, en perjuicio de quienes padecen contaminación acústica, que no tienen el deber de soportar", añade en la misiva.

Por último, el Defensor del Pueblo anuncia que continuará la investigación con el análisis de las inspecciones municipales en torno a la hostelería de Chamberí, que ya ha solicitado al Ayuntamiento de Madrid ante las denuncias vecinales de que la Policía Local podría estar tolerando el incumplimiento de la normativa ambiental.

Respuesta de Ayuso y límites a las terrazas

Las ampliaciones de terraza en Madrid para ampliar los espacios de la hostelería al aire libre, para mitigar los contagios de Covid-19 en interiores y favorecer la actividad económica, ha provocado en Madrid que su número se haya disparado. A día de hoy, si se colocaran todas las mesas autorizadas seguidas, desde la Puerta del Sol, la fila llegaría hasta Guadalajara, a 48 kilómetros de la capital. Ante esta situación han surgido varias plataformas vecinales, que reclamaron hace un mes a la Comunidad de Madrid que intercediera para limitar el incremento del ruido asociado a esta actividad hostelera.

El pasado 15 de junio, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, escribió otra carta a El Organillo en la que aseguraba que su gobierno ha intentado "compatibilizar la protección de la salud y la actividad económica" procurando "dar siempre con el más adecuado equilibrio entre una y otra". "Doy traslado de su escrito a la Consejería de Sanidad para que las autoridades tengan presente su preocupación", respondió.

Un día después de recibir esta carta, el Ayuntamiento de Madrid reculó en su normativa y limitó el funcionamiento de las terrazas Covid -las concedidas durante la pandemia- a las doce de la noche, de lunes a domingo. Aunque a la par inició una reforma de la Ordenanza de Terrazas para intentar dar cabida a las excepciones que han permitido instalar miles de nuevos veladores en Madrid durante la pandemia. También queda por saber si estos permisos especiales se extenderán más allá del 31 de diciembre de este año, algo que es motivo de discusión entre áreas controladas por PP y Ciudadanos en el gobierno de la capital.

Etiquetas
Publicado el
12 de julio de 2021 - 07:48 h

Descubre nuestras apps