Dourone y la mirada de Valverde

El mural de Dourone en la calle Valverde | RAQUEL ANGULO

Los ojos que últimamente siempre acompañan a los murales de Dourone acaban de ser renovados en la calle Valverde. La pared de la Sala Ya'sta ha vuelto a mudar de piel durante estos días de Semana Santa gracias al retorno de este artista madrileño, que desde el año 2013 interviene el número 10 de esta vía de Malasaña.

La evolución artística de Dourone, quien en los últimos meses ha firmado grandes obras en las calles de París, Atenas, Costa Rica o Los Ángeles, se puede apreciar en esta nueva creación, a medio camino entre el ladrillo y lo vegetal, entre lo gris y el color, de gran profundidad tanto en el volumen como en el sentimiento que arroja la mirada a cada uno de los transeúntes que caminan por Valverde.

La obra, que lleva el nombre de Bordel Line, iba a ser acabada este sábado, pero el domingo por la mañana -cuando fue tomada esta imagen- todavía quedaban algunos retoques en su parte superior.

Esta intervención es el segundo gran mural pintado en Malasaña durante los últimos días, después del que muestran las traseras del Teatro Lara, en la calle San Roque. Una explosión primaveral del arte urbano que culminará el próximo 17 de abril con ¡Pinta Malasaña!, una fiesta diurna de la creación en la calle durante la que 100 artistas llegados de toda España intervendrán otros 100 espacios del barrio.

Etiquetas
Publicado el
27 de marzo de 2016 - 20:35 h

Descubre nuestras apps

stats