eldiario.es

9
Menú

Cantabria dejaría de ingresar 76 millones con la propuesta fiscal de Pablo Casado

Eliminar los impuestos de patrimonio, de sucesiones y donaciones y de actos jurídicos documentados provocaría un importante ajuste en las cuentas

- PUBLICIDAD -
Pablo Casado participará este jueves en Santander en una reunión de diputados del PP de Cantabria

Pablo Casado, presidente del PP.

Faltan muy pocos meses para las próximas elecciones y en estas fechas la política fiscal se convierte en uno de los grandes protagonistas del debate político. Sin haberse presentado todavía públicamente los presupuestos para el año 2019, la oposición ha reclamado con insistencia al Gobierno de Cantabria una bajada de impuestos para el próximo curso, algo que a tenor de las declaraciones del presidente autonómico y del consejero de Economía no parece que vaya a producirse.  

"¿A quién le quitamos ese dinero?", respondía Revilla a la presidenta del PP, María José Saénz de Buruaga, quien  había anunciado la disposición de su partido a apoyar el documento económico -el Gobierno está en minoría- si éste incluía una bajada de impuestos a familias y empresas. "Es muy fácil decir que se bajen los impuestos pero que nos diga mañana en cuánto; y ese dinero, que va a suponer 300, 400 millones, que me diga de dónde se lo va a quitar a la gente", insistía el presidente que, hasta el momento, no ha tenido réplica.

A nivel nacional, el líder de los populares, Pablo Casado, también ha comenzado su nueva andadura política proponiendo una fuerte rebaja fiscal que afectaría, principalmente, a la 'caja' de las comunidades autónomas. En concreto, el presidente del PP ha defendido la eliminación de tres impuestos: patrimonio, donaciones y sucesiones y el polémico actos jurídicos documentados. Se trata de tributos cedidos por el Estado a las comunidades, de modo que la recaudación íntegra es gestionada por los gobiernos autonómicos, que  en 2017 ingresaron algo más de 5.500 millones por esta vía según datos de la IGAE (Intervención General de la Administración del Estado) -excluyendo a las territorios forales-.

En el caso de Cantabria, de materializarse la propuesta de Casado, la comunidad dejaría de ingresar más de 76 millones de euros. El impuesto de Patrimonio supuso el año pasado 16,1 millones, el de Sucesiones y Donaciones 38,1 millones y el de Actos Jurídicos 22,5 millones, según los datos del IGAE consultados por eldiario.es. Esta merma se produciría al mismo tiempo que Cantabria y el resto de comunidades deben seguir ajustando sus cuentas para cumplir los objetivos de déficit.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha