Cómo arreglar la sanidad de Madrid

Madrid por la Sanidad Pública

23

La Comunidad de Madrid está ultimando un protocolo que aspira a poner fin al desbarajuste en las urgencias extrahospitalarias. Este diario ha tenido acceso exclusivo al documento de trabajo. Por su interés social, reproducimos aquí varios fragmentos:

«Desde la Consejería de Sanidad de Madrid recomendamos encarecidamente a los ciudadanos que no se pongan malos. Si, a pesar de ello, se empeña usted en notar alguna dolencia, pregúntese antes de nada si puede estar motivada por cuestiones ideológicas. Muchos ciudadanos de izquierda somatizan su frustración en forma de inflamación de los ganglios. De ser este su caso, evite acudir a un centro de atención primaria sin revisar antes la historia del comunismo prestando especial atención a las muchas vidas que se llevó por delante».

«Las manifestaciones son focos víricos, por lo que debe evitarlas a toda costa. Recuerde que el COVID-19 entró en nuestro país a través de un aquelarre feminista, lo que demuestra el enorme potencial infeccioso de este tipo de eventos insalubres. Al hablar se emanan micropartículas cargadas de virus que, saltando de madrileño en madrileño, pueden acabar provocando el colapso de los servicios de urgencias. Lo mejor que puede hacer, por tanto, es no abrir la boca».

«Los huesos del esqueleto humano son frágiles porque así lo quiso Dios. Es voluntad Suya que se nos rompa alguno de cuando en cuando, y no hay administración pública capaz de evitar eso. Afortunadamente, Dios quiso también que los huesos rotos acaben soldando. Acudir a un terapeuta para que acelere el proceso no solo denota una malsana impaciencia sino que supone una afrenta a la voluntad divina».

«En caso de que su dolencia sea del tipo depresivo, le invitamos a que se anime. Piense que la vida son dos días. Si esta idea no le confortase lo suficiente, en las principales plataformas de streaming puede encontrar diversas feel good movies como “Cuatro bodas y un funeral” o “Beautiful Girls”. Vea cincuenta como mínimo antes de acudir a un profesional sanitario».

«El consenso científico dicta que hay pocas enfermedades cuyos síntomas no se mitiguen echándose un buen baile. En la actualidad, varias plataformas ofrecen acceso gratuito a inmensos repositorios de música popular. Úselas. Tenga en cuenta que la sanidad pública es un bien limitado pero Spotify no».

«En caso de dolor persistente, recuerde que ETA y Cataluña».

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats