eldiario.es

9

Síguenos:

Boletines

Boletines

ENTREVISTA

Javier Nart: "Este no es un partido en donde la fidelidad perruna al líder sea la marca de la casa"

"Creo que la dirección se equivocó porque el mejor candidato en Castilla y León sin duda ninguna era Paco Igea desde el primer momento" 

“El día 29 de abril va a haber una realidad que habrá que gestionar y esa realidad es mucho más potente que cualquier situación establecida previamente”, asegura sobre el veto preventivo que ha decidido Rivera contra el PSOE

"Si el señor De Quinto dijo hace un año que la solución para Catalunya era un referéndum pactado me parece un disparate entonces y ahora"

41 Comentarios

Nart (C,s) dice que Europa es "unidad, solidaridad, igualdad y garantías"

Javier Nart en una imagen de las anteriores elecciones europeas en las que fue cabeza de cartel EFE

Javier Nart (Laredo, Cantabria, 1947) acaba de regresar a Barcelona después de asistir en Bruselas a un acto organizado por Alde, el grupo de los liberales europeos del que forma parte Ciudadanos. El escritor, abogado y periodista fue el cabeza de lista de Ciudadanos en las anteriores elecciones europeas celebradas en 2014. Ahora esa candidatura la lidera Luis Garicano, el coordinador económico del partido, una decisión que Nart no cuestiona porque dice que es "mucho mejor candidato" que él.

Nart es el único representante en el Parlamento Europeo que le queda al partido de Rivera después del sonoro portazo que dio Carolina Punset, quien mantiene su escaño en la Eurocámara pero como independiente.

En Bruselas ha coincidido también con el líder de UPyD, Cristiano Brown, que  negocia con Ciudadanos su inclusión en la lista de Garicano de la que Nart asegura no saber mucho. Ni siquiera el puesto que él mismo ocupará.

El eurodiputado atiende a eldiario.es por teléfono. Durante la entrevista deja entreabierta la puerta a una rectificación al veto postelectoral al PSOE que Rivera y la Ejecutiva de Ciudadanos aprobó "por unanimidad". 

¿Qué aporta UPyD a la candidatura europea de Ciudadanos? 

Aporta personas de una enorme importancia moral y valía, personas como básicamente Maite Pagaza.

Usted fue el cabeza de lista en las anteriores elecciones y ahora el candidato es Luis Garicano, estará Pagaza, el líder de UPyD y no se sabe aún si habrá más sorpresas –como la exsocialista Soraya Rodríguez-. ¿En que puesto irá usted?. ¿No se siente relegado?

En absoluto. En la anterior legislatura dije que el número uno era Juan Carlos Girauta y no yo. Yo lo que aportaba entonces era conocimiento público en unos lugares en los que no se conocía de nada a Ciudadanos porque éramos un partido conocido únicamente en Catalunya. Fui número uno por eso, porque era una persona conocida y no teníamos medios para lanzar al partido. Ahora es evidente que es muchísimo mejor candidato Luis Garicano que yo. Y eso me parece clarísimo y muy correcto que sea así. Por lo demás, no puedo hablar de nada de las listas porque lo desconozco.

El hecho de que Garicano apoyara durante las primarias de Castilla y León a Francisco Igea y no al fichaje del aparato, Silvia Clemente, no ha agradado a algunos miembros de la dirección. ¿Cree que puede acarrearle consecuencias?   

Este no es un partido en donde la fidelidad perruna al líder sea la marca de la casa. Este es un partido de gente libre en el que todos tenemos nuestro propio currículum personal. Eso que preguntas lamentablemente es el pan nuestro de cada día en muchos otros partidos. En el nuestro en absoluto. En el nuestro las decisiones que tomamos están dentro de la lógica lealtad a lo que significa la estructura y los ideales del partido. Pero se entendió  -yo también lo entendí así- que el candidato mejor era Paco Igea y que esta candidata, la expresidenta del Parlamento, no era precisamente la mejor elección y, por lo tanto, ha ganado quien tenía que ganar y no pasa nada. Y Garicano sigue siendo el candidato numero uno para las elecciones europeas.

El Comité de Garantías, sin embargo, ha advertido a los denunciantes en su acta de que podrían incurrir en una falta grave por hacer daño al partido y les amenaza con expedientes disciplinarios.

En absoluto. Después de sus denuncias particulares se ha llegado a la conclusión de que no tenían razón, mientras en el caso de Castilla y León, sí. Vamos a ver, ¿aquí de lo que se trata es de producir una crítica al partido o de mirar las cosas de una manera objetiva? De una manera objetiva es que en Castilla y León en menos de 24 horas el candidato que había sido apadrinado por algunas personas de la directiva fue eliminado por prácticas no precisamente correctas. Entonces el partido reconoció que el candidato que había ganado era precisamente uno que no había sido apoyado por la directiva. Me parece ejemplar.

¿Y le parece ejemplar y correcto que se amenace con abrir expedientes a los demás?

A mí eso no me consta. No me he enterado de esa parte porque estaba en Bruselas. Depende de lo que hayan dicho porque yo no sé lo que han dicho. La reclamación de Paco Igea fue clara, concreta y determinante. Lo que sí me consta es que Paco Igea hizo su reclamación e inmediatamente le dieron la razón. Yo rogaría que me dijeran si en otros partidos cuando se producen estas situaciones las resoluciones son tan rápidas e inmediatas como aquí. Incluso contra los intereses o los criterios iniciales de la directiva que escogió a otro candidato y que, sinceramente, yo creo que se equivocó porque el mejor candidato sin duda ninguna era Paco Igea desde el primer momento.

No se ha investigado de donde salieron esos 82 votos, quién los introdujo. ¿No debería asumir alguien responsabilidades? 

Evidentemente, eso se está haciendo -investigar- ,y en segundo lugar, lo importante y lo fundamental es lo que se ha hecho, que es decir que esos 82 votos no son válidos y que ha ganado Paco Igea. Eso es lo esencial y lo absolutamente fundamental. Y a partir de aquí se tendrá que conocer qué es lo que ha pasado. Rogaría, insisto, que me dijera alguien en qué otros partidos con sus elecciones puestas en tela de juicio por un militante, y que dan lugar a una reclamación, se resuelvan tan rápidamente y encima en contra del criterio aúlico y divino de lo que yo llamo la 'dictadura del secretariado' de los partidos. Dadme un ejemplo y entonces habrá que decir quién lo hace mejor si nosotros o ellos.

Bueno, en su partido...

Perdona, cuando hablo de la 'dictadura del secretariado', no me refiero a la nuestra porque en nuestro partido no existe. Y la prueba es que cuando se hace una reclamación y esta es correcta, la Junta Directiva no le da importancia y lo que le importa es la verdad.

Centrándonos en Europa, ¿la prioridad debe ser frenar a los nacionalismos y a los populismos de la extrema derecha?

¡Ah! ¿No hay populismo en la extrema izquierda? ¿O es que la extrema izquierda tiene unos valores maravillosos? El populismo tiene dos determinantes: la extrema izquierda y la extrema derecha. ¿Maduro no es populista? ¿Daniel Ortega no es populista? ¿O son revolucionarios heroicos? Cuando en el Parlamento Europeo contemplas lo que pasa y se producen votaciones muy importantes, tú miras a la derecha donde se sienta Le Pen y miras donde se siente el GUE y los podemitas y, oye, son espejos. Los populismos tienen dos niveles, el euroescepticismo y la euronegación, el debilitamiento de instituciones y, sobre todo, las contestaciones milagrosas populista que están en los dos lados.

¿Ciudadanos no hace populismo? Es fácil caer en el populismo, sobre todo ahora que estamos en  campaña.

Lamentablemente en eso que dices hay algo de verdad, pero nosotros lo que decimos son las cosas que se pueden hacer, no las cosas que desearíamos hacer diciendo que son realizables. Lo que no se puede es prometer soluciones milagrosas que lo que producen son un déficit público descomunal, porque lo que pasa es que los gastos y el crédito de hoy tendrán que pagarlos nuestros hijos mañana. Los déficit no son gratuitos. No puedes crear una solución de hoy incrementando el problema de mañana a los que vengan después. Eso es populismo. Tu no puedes decir, por ejemplo, lo que dice Vox de que lo que hay que hacer es armar a la ciudadanía. Eso también es populismo irresponsable, como las cosas que dice Podemos respecto al gasto social.

Ustedes critican a Vox y les llaman populistas, pero luego aceptan sus votos para poder gobernar, como en Andalucía

Vamos a ver… que te vote alguien a favor no significa que tengas un acuerdo con él. Al PSOE le vota Bildu. ¿Hay un pacto entre el PSOE y Bildu?

Ustedes dicen que Sánchez lo tiene.

No. Nosotros jamás hemos dicho que haya un pacto. Yo lo que te digo es ¿tú crees que hay un pacto entre el PSOE y Bildu? Porque yo creo que no.

Pues Rivera acusa a Sanchez de estar gobernando en manos de populistas, independentistas, amigos de los etarras....¿No es igual de legítimo que estos partidos le apoyen como que a ustedes les apoye Vox?

Una cosa es la legitimidad. Bildu es un partido legítimo porque está, dijéramos, aceptado en la democracia actual, no está ilegalizado. En el momento en que se ilegalice a X partido, ese partido no será legítimo y no existirá. Pero mientras exista es un partido que tiene legitimidad. Yo dije, y no solo yo, sino mucha gente en el sur,  que era un acto absolutamente disparatado pretender mantener una legislatura apoyado con los que quieren acabar con el PSOE, que son los de Podemos. Podemos tiene como especie natural el PSOE y lo han dicho por activa y pasiva, y es lógico. Hombre, aliarte con quien quiere acabar contigo es curioso. Segundo, aliarte con quien quiere acabar con España, ese planteamiento del separatismo que en principio, al menos en España es legítimo pero en Francia, por ejemplo, no lo es. Allí no puedes hablar en nombre de la independencia por un partido porque no estarías legalizado, y es un país democrático. Pero en España lo podemos hacer a pesar de que algunos digan que somos menos demócratas que otros. Apoyarte en lo que queda de Convergència, que ya no sé ni cómo se llama,  más ERC y más Bildu me parece un contrasentido.

¿No es también un contrasentido dejar que un Gobierno esté apoyado por un partido como Vox, que quiere acabar con las autonomía y que propone, entre otras cosas, que se permita el uso de las armas para la autodefensa?

Te voy a decir algo, cada vez que la llamada izquierda se dedica a hacer ataques permanentes contra Vox le están haciendo la campaña a Vox. En Andalucía, donde ese partido de cuyo nombre no quiero acordarme no era nada porque no tenía ni un diputado ni un concejal ni nada, yo, que hice campaña en Andalucía, me quedé atónito porque la llamada izquierda se dedicó a hacer una especie de santa cruzada antifascista. Mientras se siga hablando en las tertulias y todos saquen pecho por ese partido, se le está haciendo una campaña cojonuda. Nosotros no queremos ni hablar de él, es más, ni hemos hablado ni negociado nada con él y cada vez que se les ocurre algo en el Parlamento, ya se ve cuál es nuestra postura. Ni hemos hablado ni hemos negociado ni hemos votado nada con ellos. Dígame alguna medida que hayamos apoyado.

¿Usted, que militó en el PSOE y en el PSC, entiende que Ciudadanos vete a los socialistas para un posible acuerdo postelectoral? ¿No es abocar a Sánchez a buscar de nuevo el apoyo de los partidos independentistas que ustedes tanto denuestan?

El 29 de abril nos vamos a despertar todos con una realidad que habrá que gestionar. Y esa realidad es la que marcará qué es lo que se va a hacer. Lo único que yo estoy diciendo es que tengamos todos, recalco todos, sentido común para que lo que tenga que hacerse el día 29 de abril no quede limitado o complicado por algunos excesos verbales previos al 28 de abril.

¿No descarta entonces que Rivera pueda cambiar de opinión y, si la situación es factible, llegar a un acuerdo con los socialistas?

Ciudadanos, y lo hemos dicho muchas veces, es un partido que tiene como interlocutores a los partidos que creen en una cosa fundamental que es la unidad, que es un concepto que no es de derechas ni de izquierdas, es una palabra y un concepto que significa el reforzamiento de la sociedad. No estamos en absoluto a favor de particularidades ni de privilegios. Hemos dicho siempre que nuestro límite de función es todo aquello que no ponga en duda la unidad, la igualdad y la solidaridad.

Pero no me contesta… ¿ese pacto que ahora ha vetado, debería contemplarlo Rivera?

Yo te repito que el día 29 de abril va a haber una realidad que habrá que gestionar y esa realidad es mucho más potente que cualquier situación establecida previamente. Y los límites son la unidad, la igualdad y la solidaridad.

¿Cómo solucionaría el conflicto de Catalunya?

Con una cosa que es en este momento subversiva: con el respeto a la democracia, que significa el respeto a los criterios de una Constitución que nos hemos dado todos. Abrir un melón constitucional cuando no existe consenso es un perfecto disparate. Yo viví la Transición y todos fueron capaces de comprender que era necesario renunciar a algo para conseguir una plataforma común,  que habría que renunciar a algo para llegar a un espacio común. Cuando la llamada izquierda, y digo llamada porque para mí no es izquierda, Podemos, te habla de que hay que respetar el derecho de autodeterminación, yo pregunto ¿el derecho de autodeterminación en qué lugar existe?

¿Y un referéndum pactado?

Un referéndum, pero... ¿sobre qué?

Sobre el futuro de Catalunya, para que los catalanes decidan qué es lo que quieren.

Y yo te pregunto, ¿y lo que decida la gente de Badalona no tiene importancia? Si los de Tarragona o en Hospitalet decimos que 'no', ¿tenemos que juntarnos con los criterios de la gente de El Ampurdán? Si la gente leyera, porque aquí no lee ni dios, y se echara un vistazo a lo que es la sentencia del Tribunal Constitucional canadiense sobre el derecho de autodeterminación de Quebec que pone una serie de condicionantes que son consecuencia de que nadie en Catalunya ya reivindique ese modelo.

Pues uno de los fichaje de Rivera, Marcos de Quinto –que va de número dos en la lista por Madrid al Congreso- se mostró hace un año partidario de un referéndum pactado 'a la canadiense'.

Pues a mí me parece un disparate lo que decía el señor De Quinto, si lo decía, hace uno o dos o setenta años. En nuestro partido no existe el decir que sí porque las cosas sean que sí, cada uno sigue teniendo su opinión. Yo no sé lo que dijo el señor De Quinto, pero si el señor De Quinto dijo hace un año que la solución para Catalunya era un referéndum pactado me parece un disparate entonces y ahora. Repito, el que diga, que es lo que dice Podemos, que hay que solucionarlo con respeto al derecho a la autodeterminación, eso significa, primero, que la legalidad internacional que nos hemos creado todos no existe ante las ocurrencias de la gente de Podemos. Y, en segundo lugar, ¿por qué no lo dicen también en otros lugares a ver cuantos votos consiguen? Porque en cada lugar dicen cosas diferentes. Y, en tercer lugar, eso significa la destrucción de la convivencia en Catalunya.

Podemos no es independentista, eso lo han dejado muy claro siempre, porque no es lo mismo.

Ya, claro, no es independentista pero apoyan el derecho de autodeterminación, eso es coherencia ¿no? En Bolivia, en su Bolivia multinacional que apoyan, eso no se puede hacer. Es que es muy curioso, ellos se dedican a repartir virtudes pero desde luego no reparten trigo.

¿Le ha parecido bien que Arrimadas deje Catalunya para concurrir a las elecciones generales?

Me parece que es correcto porque creo que una magnífica candidata. Tenemos unos magníficos candidatos en Catalunya para seguir defendiendo la razón por la que nacimos, y nacimos porque la izquierda había desertado de valores fundamentales de la unidad y de lo común, y se habían convertido en un trasunto del pujolismo de izquierdas. Yo dejé el PSC harto de ver que en lugar de defender la sociedad defendía la reconstrucción nacional. Y yo solo creo en la reconstrucción de la sociedad. Los valores identitarios los dejo para la derecha reaccionaria.   

¿Cómo van las relaciones de Ciudadanos con Macron? ¿Cree que está gestionando bien la crisis que tiene abierta en Francia?

Está sucediendo en todo el mundo una profundísima inquietud de las clases medias que se está viendo golpeada de una manera brutal por la globalización, la robotización y la informatización. El problema en Francia es el problema que hay también en España. La amenaza que perciben las clases medias ante una sociedad que entiende que se derrumba en su seguridad y en sus valores y ante eso tiene que haber respuestas y esas respuestas en estos momentos solo las están produciendo los telepredicadores populistas de la izquierda y de la derecha. Por eso sale la gente a la calle. A a eso se suma la violencia extrema de los que quieren aprovechar eso para otras cosas. Macron ha tomado unos criterios que en principio tienen sentido, que es tratar de abrirse y escuchar a la gente. A partir de ese momento, el tema excede a Francia. Puede producirse en España, Alemania o cualquier otro lugar porque el problema es común.

Y sobre nuestras relaciones con Macron, son exactamente iguales que antes. La primera visita que hizo Macron en el Parlamento Europeo fue a mí y a Luis Garicano, reunidos en mi despacho, desde entonces las relaciones de Ciudadanos con Macron son las de dos partidos que tenemos la misma sensibilidad, los mismos criterios y valores porque somos dos partido hermanos.

Ahora que saca esa reunión, recuerdo que usted dijo que Rivera había estado con Macron y el propio líder de su partido le desmintió.

Me equivoqué… yo tenía el recuerdo de haber estado con alguien y en ese momento en lugar de decir que era Luis Garicano, yo tenía el recuerdo de que había sido Rivera y no había sido. Y después se produce otra cosa, que en ciertos periodistas me produce una repugnancia absoluta. Hice después una rectificación y dije la fecha, el momento, el lugar y las personas que habían estado de mi partido en esa reunión: Luis Garicano, Adrián Vázquez Lazara y yo. Publicamos la rectificación. ¿Alguien recogió lo que con tanto agrado publicaron de que yo había cometido un error, que había mentido? No. Queda mejor mantener siempre que Javier Nart mintió.

¿En la campaña europea habrá actos conjuntos de los dos partidos?

Yo espero que sí porque, como digo, somos dos partidos hermanos. Nuestra sede en España es la sede que utiliza Macron para sus campañas y tiene nuestra infraestructura.

¿Podremos ver a Macron con Rivera?

No tengo ni idea.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha