eldiario.es

Menú

Andalucía Andalucía

Interior acelera las expulsiones de migrantes de la cárcel CIE de Archidona

Dos sindicatos policiales, a falta de aclaraciones por parte del Ministerio, explican la presencia de antidisturbios y la situación de espera de los funcionarios de prisiones que tienen que incorporarse a su plaza en el centro penitenciario

Andalucía Acoge pide la declaración de testigos del "presunto suicidio" de uno de los migrantes: "Hay declaraciones importantes que el juez debe escuchar"

- PUBLICIDAD -
El hermano del inmigrante muerto en Archidona duda de que se suicidara

EFE

El Ministerio de Interior está acelerando la expulsión de migrantes de la cárcel CIE de Archidona después de que la mayoría fueran trasladados allí el 20 de noviembre. Tras mes y medio encerrados en un lugar que ha generado un buen número de situaciones irregulares y denuncias, hasta incluso la muerte de un migrante que un juzgado está investigando, diversas fuentes de sindicatos policiales advierten de que estos días se están produciendo varias deportaciones en autobuses. Aún quedan unos 300 migrantes internados de los más de medio millar que pasaron de la patera a la cárcel.

"Este miércoles se hará un viaje de unos 40 migrantes. Se están haciendo unos tres viajes a la semana y se espera para mediados de mes tenerlo finalizado. A partir de que se produjo un motín, al conocerse que se iban a llevar a unos primeros 40 migrantes a Argelia, debido también a todas las presiones que se han recibido, se ha decidido intentar agilizar si cabe más las expulsiones. Me consta que los compañeros de antidisturbios han estado todas estas semanas haciendo que todo el que tenía que ser deportado fuera lo más rápido posible, también porque la prisión se tenía que inaugurar en enero y más de mil funcionarios tienen firmada su incorporación a su nuevo centro de trabajo. Otro compañeros policías me dicen que estaban agilizando todo porque querían dejarlo vacío pronto", apunta una fuente sindical, que alude a "la tostada que tiene Zoido" a la hora de "aplazar un problema hasta que ha reventado", en referencia a la "carencia de policías en Málaga" y la llegada de pateras a España en general y a Málaga en particular en cuanto al déficit de instalaciones para atender a los migrantes.

"Están produciéndose estos días expulsiones", apunta otra fuente de otro sindicato policial, que no se atreve a confirmar que se estén llevando a cabo con algún objetivo concreto, bien para la apertura del centro como cárcel, bien por la incorporación de funcionarios de prisiones o, como también es posible, porque se acercan los dos meses de plazo que el Gobierno español tiene como máximo para retener a migrantes en CIE, según normativa.

Plazas de funcionarios de prisiones

"No me extrañaría", señala en todo caso esta fuente, que se estén acelerando las expulsiones porque "los funcionarios de prisiones ganaron su plaza en un concurso público y hay muchos de ellos destinados por ejemplo en Alhaurín que pidieron el centro de Archidona. Al habilitarse de manera express como CIE, su plaza no se puede materializar al cambio de destino. Y a esas plazas de Alhaurín había otros tantos que venían y que también tienen paralizados sus destinos", explican. "Lo han hecho todo tan a la carrera que lo han hecho muy mal", confiesa la fuente policial.

El sindicato de prisiones Acaip, que se movilizó junto a UGT y CCOO, denunció ya a finales de noviembre que la Secretaría General de Instituciones Penitenciarias había decidido "retener" tres meses en sus puestos de origen a los funcionarios que iban a tomar posesión de sus destinos en la futura cárcel de Archidona. El Gobierno trabajaba, según Acaip, con la previsión de retener tres meses a los funcionarios, que después disponen de un mes para tomar posesión de sus puestos.

Hay que recordar que, por ejemplo,  la Dirección General de la Policía publicó un día después del traslado de migrantes desde la costa una convocatoria para que 52 agentes, en atribución temporal de funciones, se incorporaran durante "un mes". Aquella "situación excepcional" se alargaría "algunas semanas", aseguraron fuentes de Interior, con quien este medio ha tratado sin suerte de ponerse en contacto estos días para aclarar esta y otras cuestiones. Cuarenta días fue entonces el plazo que el Ministerio le trasladó a la alcaldesa de Archidona, a quien también se le recalcó que esta apertura improvisada no entorpecería la apertura del edificio como centro penitenciario durante el mes de enero de 2018, otra fecha a tener en cuenta en la que ya nos encontramos y que fue la última de unas cuantas prometidas para la apertura de una cárcel construida desde 2011.

La presencia de antidisturbios

Otra cuestión que Interior no aclara es la presencia de agentes de las UIP (Unidad de Intervención Policial). "Los antidisturbios han trabajado en varios CIE. No es algo solo de Archidona. Es normal cuando hablamos de un gran número de internos conflictivos porque muchos de ellos tienen antecedentes. Se necesitan a policías que estén acostumbrados a grandes masas y con la mínima fuerza. Compañeros me han dicho que lo que han visto en el CIE de Archidona no lo han visto en ningún CIE. Nos hemos visto acorralados, grabados 24 horas, tirándonos cosas y tener que aguantar y aguantar", señala una de las fuentes consultadas, que apunta a la provisionalidad del personal de las UIP al estar en Archidona en comisión de servicio, con destino fuera "en Madrid o Barcelona".

La misma fuente apunta que los agentes de las UIP trabajan directamente con los migrantes. "Desde el principio han sido la parte interna", detallan,  mientras que los 52 agentes llamados por las plazas convocadas al centro se han encargado del "perímetro externo y de seguridad", y de la acreditación de los migrantes con posibilidad de ser deportados.

Otra fuente señala que "hay antidisturbios porque son muchos y muy conflictivos. Además la carcel se ha abierto de manera excepcional por la avalancha de argelinos que vinieron, por lo que la plantilla de policías que trabaja allí es provisional. Allí está a diario la Cruz roja llevando ropa, organizando actividades"...

Expulsiones y presunto suicidio

Por su parte, el abogado de Andalucía Acoge José Luis Rodríguez Candela, que ya hace mes y medio advirtió coloquiamente de "policías equipados como si estuvieran preparados para ir a una manifestación", considera "absolutamente anormal" que este tipo de agentes "lleven el control del lugar", como así denunció  el Defensor del Pueblo Español en su visita sorpresa días después del traslado. "Deben ser policías de la Brigada de Extranjería, con formación específica, los que tengan el contacto con los migrantes", explica.

Este martes, por otra parte, miembros de la plataforma contra el CIE de Archidona pedían  que se paralizaran las explusiones hasta que se esclarezcan las circunstancias de la muerte de Mohamed Bourdebala, cuyos familiares ejercerán la acusación particular. Por otro lado, Candela también pedía el mismo extremo y anunciaba que solicitará al juzgado, cuando resuelva este miércoles su personación como acusación popular, la declaración de personas que podrían arrojar algo de luz al suceso ocurrido el pasado viernes. "Hay declaraciones importantes", ha dicho a este medio tras visitar las instalaciones de Archidona en aras de  la "transparencia" que pedía la ONG días atrás.

En cuanto a previsiones de más expulsiones, a falta de información oficial, las noticias que aportan las fuentes consultadas son algo contradictorias ya que algunas apuntan a nuevas deportaciones este mismo miércoles mientras que otras hablan de que la próxima se producirá el próximo sábado.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha