eldiario.es

Junqueras aumenta en 1.000 millones el gasto social pero no revierte los recortes desde 2010

Las partidas en Sanidad y Educación todavía son un 11% más bajas que las cuentas con mayor gasto social, del año 2010

- PUBLICIDAD -
Pressentació de Pressupostos per 2017. Oriol Junqueres

Junqueras habla con representantes sindicales en su entrada en el Parlament ©SANDRA LÁZARO

Más gasto social sin revertir por completo los recortes de los gobiernos de Artur Mas. Así se podrían definir los presupuestos catalanes para 2017 que ha presentado este martes el vicepresident, Oriol Junqueras. El también conseller de Economía se ha ahorrado la definición de "presupuestos más sociales de la historia" que acuñó el pasado mes de mayo cuando presentó las cuentas para el 2016, aunque ha afirmado que "la época de los recortes se ha acabado".

En conjunto, el gasto social en sanidad, educación y servicios sociales sube 987,5 millones de euros, lo que supone un 6,3% más que en las cuentas de 2015, las últimas que se aprobaron. Esta cifra crece hasta los 1.170 millones según el Govern, que incluye en este campo los aumentos de las partidas destinadas al transporte público de pasajeros y a vivienda. En cifras absolutas, las cuentas incluyen un gasto en Sanidad de 8.750,5 millones; 5.596,5 para Enseñanza y Universidades y 2.299,7 para Asuntos Sociales. Casi tres de cuatro euros de gasto de la Generalitat irá a gasto social.

El aumento del gasto general para los departamentos en este proyecto aumenta un 6,2% respecto al de 2015. Por tanto, son unos presupuestos algo más expansivos que los de 2016 que el Parlament rechazó, que aumentaban el gasto general el 5,3% respecto al año de referencia. En cuanto al gasto en los departamentos de Sanidad y Enseñanza, en 2016 Junqueras proponía subidas del 3,8% y 4,8% respectivamente, mientras en el actual proyecto aumenta un 4,8% para Salud y un 7,6% en Enseñanza.

No obstante, las cuentas presentadas este martes no revierten por completo los recortes efectuados por los dos gobiernos de Artur Mas. En comparación con el año 2010 –el de mayor gasto social antes del ajuste–, la partida en Sanidad es un 11% más baja, idéntico porcentaje que la diferencia en Enseñanza entre 2010 y 2017.

Junqueras sí ha dicho que "en términos absolutos" la cifra de docentes y la partida de Renta Mínima de Inserción es "la máxima de la historia". Con todo, a diferencia de la previsión para el referéndum de independencia, el Ejecutivo no ha incluido en las cuentas presupuesto para la Renta Garantizada de Ciudadanía que se está ultimando en el Parlament. También ha evitado contestar las preguntas de los periodistas sobre si estaba incluida una indemnización para desprivatizar ATLL.

Presentació Pressupostos 2017. Oriol Junqueras

Junqueras y su equipo económico en el Parlament ©SANDRA LÁZARO

En conjunto, los ingresos previstos aumentan en 1.645,4 millones de euros respecto a 2015. El 38% de esa mejora corresponde al tramo autonómico catalán de IRPF, cuya recaudación prevista se cifra en 620,3 millones respecto al 2015. Los anticipos del IVA crecerán en 357 millones, según el proyecto de cuentas.

Por su lado, los impuestos que se crean y los cambios en los tributos ya existentes que dependen de la Generalitat reportarán una subida de 181 millones. Las modificaciones y la instauración de  nuevos impuestos como el de las bebidas azucaradas fue uno de los movimientos de Economía para contrarrestar la negativa de Convergència a tocar el IRPF, Patrimonio y Sucesiones, tal y como reclamaban la oposición de izquierdas y las entidades sociales.

En conjunto, el Ejecutivo calcula que terminará 2017 con un déficit del 0,5%, aunque ha vuelto a reclamar que el límite del desfase entre ingresos y gastos se sitúe en el 1,18%, siguiendo el criterio de la Autoridad Fiscal Independiente (Airef) en vez de la "imposición" del ministerio de Hacienda. 

El proyecto de presupuestos también prevé que la deuda de Catalunya siga ascendiendo a finales del año que viene hasta los 77.495 millones, esto es, un 1,6% más que este año. Con todo, Junqueras ha destacado que el endeudamiento respecto al PIB catalán está previsto que descienda un 0,4%. "Es la primera vez que pasa", ha asegurado el conseller, que lo ha relacionado con los crecimientos del PIB catalán de alrededor del 3% combinados con la reducción del déficit.

Salud mental y becas comedor

En materia sanitaria, de la subida de 408,4 millones respecto a hace dos años, 99 van destinados a mejorar la atención para las personas con problemas de salud mental. El aumento de las recetas y los medicamentos aprobados se lleva 127,7 millones de la subida del gasto. Otros 35 millones están previstos para reducir las listas de espera en operaciones, diagnósticos o visita al especialista.

El aumento de 385,1 en Enseñanza se divide en doce millones para becas comedor y 46,5 millones más para las universidades públicas catalanes. Asimismo, está previsto que la subida sirva para contratar a 3.600 docentes para 237 escuelas y 103 institutos denominados de "alta complejidad" así como para la escuela inclusiva y para cubrir sustituciones.

Las partidas de Asuntos Sociales aumentan en conjunto en 193,8 millones. La mayoría se quieren destinar a aumentar las plazas de residencias concertadas para dependientes y a servicios de atención domiciliaria. Menos de la mitad –70 millones– están fijados para aumentar la partida para la Renta Mínima de Inserción (243 millones). También está previsto destinar diez millones para afrontar la pobreza energética.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha