eldiario.es

Menú

¿Fumata blanca? No!

"Como he podido ver los mimos verbales de Mas a Baños salgo del hemiciclo pensando que tal vez a la tercera irá a la vencida y el 9 de enero tal vez sí tendremos presidente", relata la escritora y diputada de Catalunya Sí que es Pot

- PUBLICIDAD -

El Parlamento catalán ha aprobado la propuesta de desconexión de España, pero seguimos sin Gobierno. Bueno, tenemos uno en funciones -el de la legislatura pasada-, porque en la primera sesión de investidura de esta legislatura, Mas -el candidato propuesto como posible presidente por Junts pel Sí- no consiguió los votos necesarios y tuvo que dejarlo para la siguiente convocatoria, como los malos alumnos.

Ahora comienza la segunda sesión de investidura, y esta vez lo tiene más fácil, ya que sólo necesita mayoría simple, es decir, 63 votos. Y 62 ya los tiene asegurados por parte de los suyos.

¿Conseguirá Mas el sí que le falta? Sentada a mi escaño del hemiciclo, me digo que esto es como vivir dentro de una novela de suspense. Y, claro, en mi opinión, el antagonista -antagonista de Catalunya Sí que es Pot e y de una parte de la ciudadanía, la que ha sufrido los recortes y que abomina de la corrupción- no se debería salir con la suya. Veremos qué pasa. El presidenciable ha preparado el examen pero hace trampas. Con el fin de rascar un voto de la CUP ofrece una presidencia descafeinada, sometida a tres vicepresidencias muy potentes, al frente de las cuales habría tres personas de un talante más adecuado a la CUP. Y también ofrece -por decirlo rápidamente- duró 10 meses como presidente. Comienzan las intervenciones de los diferentes grupos parlamentarios. Y aquí tenéis un miniresumen de lo que dicen: Arrimadas, de Ciudadanos: "Señor Mas, hace el ridículo y lo hace hacer a Catalunya". Y pone de ejemplo el Finantial Times (¡por supuesto!), donde tachan la desconexión de locura. Iceta, del PSC: "Señor Mas, devalúa la presidencia de la Generalitat". Rabell, de CatSíQueEsPot: "Con esta hoja de ruta es imposible llegar a la República catalana". Insiste en la necesidad de un referéndum.

Aquí yo hago un paréntesis a riesgo de resultar anticlimàtica. La ciudadanía catalana se encuentra en un callejón sin salida. Algunos políticos no quieren verlo. Mas, empeñado en ser presidente de una legislatura de transición hacia el estado catalán, quiere ignorar todos los votos que no son decididamente independentistas. Rajoy, empeñado en resolverlo todo por la vía judicial (ya tenemos sentencia del Tribunal Constitucional anulando la pretendida ruptura), que se pasa por el forro todos los votos catalanes que reclaman un cambio de relación con España. ¡ Pues sí que vamos bien!

Espero que los ciudadanos y las ciudadanas de España que sean conscientes de lo que nos jugamos el día 20D voten la clave para resolver el problema: Pablo Iglesias, el único dispuesto a hacer un referéndum. ¡ Hey! ¿ Me oís? ¿ Hay alguien al otro lado?

Tras la digresión, continúo con el pleno y las respuestas a Mas.

Garcia Albiol, del PP: Pide calma y explica que ellos -el PP- salvarán la ciudadanía catalana del desastre. Ha, ha, ha! 

Baños, de la CUP: Le dice que votarán no, pero que será un no tranquilo.

Marta Rovira, de Junts Pel Sí: Reitera que tienen el mandato democrático de las urnas para sacar adelante la independencia.

Pues mira, yo creía que la ciudadanía nos había dado un mandato para ponernos a trabajar y resolver los problemas que les preocupan en su día a día...

Llegamos al clímax de la novela: la votación por llamamiento. Uno por uno, un secretario de la mesa va diciendo los nombres de diputados y diputadas, que tenemos que levantar y verbalizar nuestro voto para que todo el mundo lo oiga.

Mientras espero que me toque el turno, en algún momento me inquieto: ¿Y si me equivoco y digo: "sí ''? Ups ! Interiorizo el NO, no sea que, por mi culpa, el antagonista se convierta en protagonista.

Las previsiones se cumplen y el candidato no alcanza el 63º voto que le daría la presidencia.

Como he podido ver los mimos verbales de Mas a en Baños como asentía el de la CUP, salgo del hemiciclo pensando que tal vez a la tercera irá a la vencida y el 9 de enero tal vez sí tendremos presidente.

Fuera del hemiciclo me doy cuenta que no soy la única diputada con miedo de equivocarse en la votación. ¡ Me tranquiliza!

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha