eldiario.es

Menú

El 4 de enero termina el plazo para retirar el amianto de las parcelas privadas en Toledo

Es la fecha tope que la Junta de Castilla-La Mancha se ha dado a siete propietarios de suelo en el barrio toledano de Santa María de Benquerencia donde se acumulan 90.000 toneladas

El consejero de Medio Ambiente niega que exista un problema de salud pública y pide no crear “alarma social”

- PUBLICIDAD -
Amianto en Toledo

Amianto en Toledo Foto: Asociación de Vecinos el Tajo

El 4 de enero de 2017 se cumplirá el plazo para que los propietarios de las parcelas ubicadas en el barrio toledano de Santa María de Benquerencia retiren los restos de amianto que permanecen en la zona.

Así lo ha dado a conocer el consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo con motivo de una pregunta oral formulada en las Cortes regionales por la diputada popular Claudia Alonso. En total, son siete los propietarios que deberán proceder a retirar los restos tras el requerimiento de la Junta de Castilla-La Mancha remitido el pasado 28 de septiembre.

El plazo dado a los propietarios es de tres meses desde la recepción del requerimiento que en seis de los casos se produjo el 30 de septiembre (en este caso el plazo para concluir la retirada del amianto cumple el 30 de diciembre) mientras que el séptimo firmó acuse de recibo el 4 de octubre y deberá culminar el proceso el 4 de enero.

Claudia Alonso  cree que existe un “grave problema medioambiental y de salud pública en Toledo” que afecta a 23.000 ciudadanos de este barrio. “Nadie quiere generar alarma social pero la gente abre la ventana y tiene miedo. Usted no vive en Toledo y no lo sabe”, espetaba al consejero.

Alonso también ha preguntado si la Junta ha limpiado de restos de amianto la totalidad de las parcelas que son de su competencia y le ha interrogado sobre el presupuesto destinado a este fin. Martínez Arroyo, que no ha respondido a esta cuestión, ha reiterado la necesidad de no crear alarma social y “usted la crea”, le ha dicho a la diputada del PP.  

“No voy a decir que hay un problema cancerígeno”, ha aclarado el consejero y se ha remitido a  la Comisión Técnica creada en el seno del Ayuntamiento de Toledo de la que forma parte la propia Junta y la Confederación Hidrográfica del Tajo. “Si los particulares no retiran,  el problema se resolverá pero no cree alarma social”, insistía.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha